Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Violencia simbólica y violencia mediática

No description
by

on 22 September 2013

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Violencia simbólica y violencia mediática

Violencia simbólica y violencia mediática
Modalidades que adopta la violencia de género.-
Qué es la violencia de género.-
La Justicia condenó a Clarín por el título "La fábrica de hijos:..." de una nota realizada en La Paz
La institución ordenó al diario a rectificar el título "La fábrica de hijos: Conciben en serie y obtienen una mejor pensión del Estado", publicado por Clarín en 2009, por considerar que es "agraviante" y "tendiente a la discriminación y violencia psicológica, sexual y simbólica contra la mujer".
..Comentar

INSHARE

La nota sobre ciudad norteña de Entre Ríos fue publicada en abril de 2009 LA NOTA SOBRE CIUDAD NORTEÑA DE ENTRE RÍOS FUE PUBLICADA EN ABRIL DE 2009
La Justicia Federal ordenó al diario Clarín a rectificar el título de un informe publicado el 5 de abril de 2009 por considerar que es "agraviante" y "tendiente a la discriminación y violencia psicológica, sexual y simbólica contra la mujer".

Se trata del titular "La fábrica de hijos: conciben en serie y obtienen una mejor pensión del Estado", de un informe escrito por el periodista Pablo Calvo en relación con la pensión que reciben del Estado las madres de familias de escasos recursos que tienen siete hijos o más.

La demanda fue presentada por las diputadas kirchneristas Diana Conti y Juliana Di Tullio, a la que luego adhirió su par María Teresa García, también del Frente para la Victoria.

El fallo, que lleva la firma de la jueza nacional en lo Civil, Ana Inés Sotomayor, condena a la empresa Arte Gráfico Editorial Argentino SA (AGEA), responsable del matutino Clarín, a "publicar una rectificación del título agraviante, en un día de igual tirada en que se lanzó la nota cuestionada (domingo), utilizando la misma sección y en el mismo espacio, dando razón de que ello es en cumplimiento de sentencia judicial por haber denotado el texto de dicho epígrafe un contenido tendiente a la discriminación y violencia psicológica, sexual y simbólica contra la mujer, difundiendo una imagen estereotipada que atenta contra su libertad reproductiva".

En la sentencia, además, se le ordena que "en el sitio de internet del diario Clarín donde actualmente se puede acceder a la misma nota publicada en el periódico" publique una "idéntica rectificación".
En su presentación, las diputadas oficialistas destacaron que el informe demuestra "un total menosprecio de la condición femenina, lo que se acentúa cuando refieren que las mujeres tan sólo tienen hijos con fines económicos, negando que posean conciencia en sus decisiones y deseos".

Afirman que "en la nota sólo se entrevista a una mujer beneficiaria del subsidio, la que es tratada de manera peyorativa, lo que intenta proyectar una imagen irresponsable hacia todas las mujeres".

Clarín, por su parte, respondió que "las diputadas accionantes, falsa y malintencionadamente" adjudican a la nota tal menosprecio, "lo cual se ve refutado con el propio contenido de la crónica, en donde las mujeres consultadas fueron presentadas literalmente como madres múltiples, que sostienen con esfuerzo su hogar y en donde las historias individuales que complementan el informe destacan enfáticamente los valores positivos de esas mujeres".

En el fallo, la jueza Sotomayor afirma que las demandantes se encuentran facultadas, "en calidad de afectadas", por el segundo párrafo del artículo 43 de la Constitución Nacional, según el cual "toda persona podrá interponer esta acción para tomar conocimiento de los datos a ella referidos y de su finalidad, que consten en registros o bancos de datos públicos, o los privados destinados a proveer informes, y en caso de falsedad o discriminación, para exigir la supresión, rectificación, confidencialidad o actualización de aquellos".

Polémica
El 15 de abril de 2009, unos días después de la publicación del informe, se publicó en Clarín una réplica en el segmento Opinión del diario, en un recuadro llamado Cartas al País, donde se trascribe la carta enviada por las diputadas denunciantes. Al final se coloca una nota de la redacción que reconoce como "desafortunado" el título del artículo, aunque tacha de exagerado que se adjudique a Clarín "violencia mediática contra las mujeres" y "una ofensa a todas las mujeres de la geografía argentina".

En la sentencia se aclara que en la producción periodística, elaborada por Pablo Calvo, "no se vislumbra que el contenido de la nota discrimine a la mujer por su condición socioeconómica, ni que vulnere la libertad reproductiva ni algún otro tipo de violencia física, psicológica, sexual ni simbólica". No obstante, afirma que el título "se aleja notablemente del contenido de la nota".

"El cuerpo informativo plasmado en la página 28 del diario Clarín del día 5 de abril del 2.009, en ningún momento se refiere a las mujeres entrevistadas ni a ninguna otra madre de siete o más hijos u otra mujer, como una máquina que fabrica hijos, como así tampoco trata a éstos como objetos utilizados por sus madres para obtener un beneficio económico", dice la sentencia.
En el título, según la jueza, entra en juego la ley de protección integral de las mujeres (Ley 26.485).

Asimismo, califica el título de "tendencioso" y supone que el editor pretende "inclinar la percepción hacia el sentido más peyorativo, predisponiendo al lector a una visión descalificante y discriminatoria, orillando la marginalidad y el menosprecio hacia estas madres, intentando generar animadversión contra ellas por una supuesta intención monetaria".

Esa predisposición a la que inclina el título, agrega, "es la que provoca la discriminación y violencia contra las mujeres y madres de familias numerosas, puesto que estereotipa una situación y la encasilla, diferenciándola del resto y sometiéndola a una mirada distinta, por cierto violenta, degradante y discriminatoria".

El fallo finalmente se explaya sobre la libertad de opinión: "publicando noticias erróneas, exageradas o deformadas se menoscaba la dignidad de la persona mediante un irrazonable tratamiento de inferioridad, como en el titular de la nota periodística objeto de la presente litis, razón por la cual su reproche en nada afecta el derecho de libre expresión aquí enunciado".
La ley 26.485 Ley de protección integral para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres en los ámbitos en que desarrollen sus relaciones interpersonales


Tipos de violencia.-
ARTICULO 5º — Tipos. Quedan especialmente comprendidos en la definición del artículo precedente, los siguientes tipos de violencia contra la mujer:

1.- Física: La que se emplea contra el cuerpo de la mujer produciendo dolor, daño o riesgo de producirlo y cualquier otra forma de maltrato agresión que afecte su integridad física.

2.- Psicológica: La que causa daño emocional y disminución de la autoestima o perjudica y perturba el pleno desarrollo personal o que busca degradar o controlar sus acciones, comportamientos, creencias y decisiones, mediante amenaza, acoso, hostigamiento, restricción, humillación, deshonra, descrédito, manipulación aislamiento. Incluye también la culpabilización, vigilancia constante, exigencia de obediencia sumisión, coerción verbal, persecución, insulto, indiferencia, abandono, celos excesivos, chantaje, ridiculización, explotación y limitación del derecho de circulación o cualquier otro medio que cause perjuicio a su salud psicológica y a la autodeterminación.

3.- Sexual: Cualquier acción que implique la vulneración en todas sus formas, con o sin acceso genital, del derecho de la mujer de decidir voluntariamente acerca de su vida sexual o reproductiva a través de amenazas, coerción, uso de la fuerza o intimidación, incluyendo la violación dentro del matrimonio o de otras relaciones vinculares o de parentesco, exista o no convivencia, así como la prostitución forzada, explotación, esclavitud, acoso, abuso sexual y trata de mujeres.

4.- Económica y patrimonial: La que se dirige a ocasionar un menoscabo en los recursos económicos o patrimoniales de la mujer, a través de:

a) La perturbación de la posesión, tenencia o propiedad de sus bienes;

b) La pérdida, sustracción, destrucción, retención o distracción indebida de objetos, instrumentos de trabajo, documentos personales, bienes, valores y derechos patrimoniales;

c) La limitación de los recursos económicos destinados a satisfacer sus necesidades o privación de los medios indispensables para vivir una vida digna;

d) La limitación o control de sus ingresos, así como la percepción de un salario menor por igual tarea, dentro de un mismo lugar de trabajo.

5.- Simbólica: La que Viol través de patrones estereotipados, mensajes, valores, íconos o signos transmita y reproduzca dominación, desigualdad y discriminación en las relaciones sociales, naturalizando la subordinación de la mujer en la sociedad.
ARTICULO 6º — Modalidades. A los efectos de esta ley se entiende por modalidades las formas en que se manifiestan los distintos tipos de violencia contra las mujeres en los diferentes ámbitos, quedando especialmente comprendidas las siguientes:

a) Violencia doméstica contra las mujeres: aquella ejercida contra las mujeres por un integrante del grupo familiar, independientemente del espacio físico donde ésta ocurra, que dañe la dignidad, el bienestar, la integridad física, psicológica, sexual, económica o patrimonial, la libertad, comprendiendo la libertad reproductiva y el derecho al pleno desarrollo de las mujeres. Se entiende por grupo familiar el originado en el parentesco sea por consanguinidad o por afinidad, el matrimonio, las uniones de hecho y las parejas o noviazgos. Incluye las relaciones vigentes o finalizadas, no siendo requisito la convivencia;

b) Violencia institucional contra las mujeres: aquella realizada por las/los funcionarias/os, profesionales, personal y agentes pertenecientes a cualquier órgano, ente o institución pública, que tenga como fin retardar, obstaculizar o impedir que las mujeres tengan acceso a las políticas públicas y ejerzan los derechos previstos en esta ley. Quedan comprendidas, además, las que se ejercen en los partidos políticos, sindicatos, organizaciones empresariales, deportivas y de la sociedad civil;

c) Violencia laboral contra las mujeres: aquella que discrimina a las mujeres en los ámbitos de trabajo públicos o privados y que obstaculiza su acceso al empleo, contratación, ascenso, estabilidad o permanencia en el mismo, exigiendo requisitos sobre estado civil, maternidad, edad, apariencia física o la realización de test de embarazo. Constituye también violencia contra las mujeres en el ámbito laboral quebrantar el derecho de igual remuneración por igual tarea o función. Asimismo, incluye el hostigamiento psicológico en forma sistemática sobre una determinada trabajadora con el fin de lograr su exclusión laboral;

d) Violencia contra la libertad reproductiva: aquella que vulnere el derecho de las mujeres a decidir libre y responsablemente el número de embarazos o el intervalo entre los nacimientos, de conformidad con la Ley 25.673 de Creación del Programa Nacional de Salud Sexual y Procreación Responsable;

e) Violencia obstétrica: aquella que ejerce el personal de salud sobre el cuerpo y los procesos reproductivos de las mujeres, expresada en un trato deshumanizado, un abuso de medicalización y patologización de los procesos naturales, de conformidad con la Ley 25.929.

f) Violencia mediática contra las mujeres: aquella publicación o difusión de mensajes e imágenes estereotipados a través de cualquier medio masivo de comunicación, que de manera directa o indirecta promueva la explotación de mujeres o sus imágenes, injurie, difame, discrimine, deshonre, humille o atente contra la dignidad de las mujeres, como así también la utilización de mujeres, adolescentes y niñas en mensajes e imágenes pornográficas, legitimando la desigualdad de trato o construya patrones socioculturales reproductores de la desigualdad o generadores de violencia contra las mujeres.


ARTICULO 4º — Definición. Se entiende por violencia contra las mujeres toda conducta, acción u omisión, que de manera directa o indirecta, tanto en el ámbito público como en el privado, basada en una relación desigual de poder, afecte su vida, libertad, dignidad, integridad física, psicológica, sexual, económica o patrimonial, como así también su seguridad personal. Quedan comprendidas las perpetradas desde el Estado o por sus agentes.

Se considera violencia indirecta, a los efectos de la presente ley, toda conducta, acción omisión, disposición, criterio o práctica discriminatoria que ponga a la mujer en desventaja con respecto al varón.
Conclusion
"La fábrica de hijos"
La f�brica de hijos: conciben en serie y obtienen una mejor pensi�n del Estado
09:30Desde 2003 se cuadruplic� el padr�n de madres con 7 hijos. Es un formato familiar arraigado en el Norte argentino, pero ahora tambi�n funciona como forma de supervivencia: asegura $ 747 al mes.

Por: Pablo Calvo. La Paz, Entre Ríos. ENVIADO ESPECIAL.
FotosVideos
Le dije a mi hija, que tiene cuatro chicos, 'hac� un esfuercito m�s que lleg�s a siete y cobr�s el subsidio'". Rosa Graciela Franco hace una broma tras otra. Es una de las beneficiarias de la pensi�n a la superfertilidad que otorga el Estado desde hace 20 a�os, pero que ahora tiene su padr�n desbordado.

La ayuda, equivalente a una jubilaci�n m�nima, era recibida hace siete a�os por 56.450 madres de siete hijos o m�s. Pero desde entonces hasta hoy, la cantidad pr�cticamente se cuadruplic�: ya son 215.246 mujeres las que cobran. Los datos fueron revelados a Clar�n por el Ministerio de Desarrollo Social, luego de un pedido de acceso a la informaci�n.

Hay adem�s 9.998 personas en lista de espera para obtener la prestaci�n, un dato que "var�a d�a a d�a", se�ala el informe de la Comisi�n Nacional de Pensiones Asistenciales.

Var�a en tiempos de campa�a, cuando aparecen gestores pol�ticos dispuestos a agilizar los tr�mites para conseguir la ayuda, explicaron l�deres sociales. Y var�a porque, cada semana, hay m�s mujeres que alumbran a su s�ptimo hijo y quedan en condiciones de hacer el reclamo.

Mientras las provincias financian planes para madres que tienen de 3 a 6 hijos, de unos 200 pesos, seg�n el caso, la Naci�n abona 747 pesos a las mujeres que llegan a siete chicos o superan esa marca. Es un presupuesto de 173.700.000 pesos al a�o, algo as� como la recaudaci�n completa de 40 partidos de la Selecci�n de Maradona en el Monumental.

El monto "tambi�n aumenta progresivamente mes a mes", es decir que va en aumento, a diferencia de los planes Jefas y Jefes de hogar, que quedaron congelados en 150 pesos.

Entre tantos n�meros, vuelve Rosa y hace otra broma: "Yo tengo 14 hijos, as� que me tienen que pagar el doble", le dice a Clar�n en su casa de La Paz, Entre R�os, una de las ciudades con gran cantidad de madres m�ltiples, que sostienen con esfuerzo su hogar. De all� son las historias y las fotos que se muestran en la p�gina de al lado.

"En algunos casos, es muy posible que la mujer busque alcanzar el umbral de 7 hijos para aumentar su ingreso familiar. En los �ltimos meses, se difundi� la existencia del subsidio y entonces puede darse eso. Hecho el subsidio, hecho el formato familiar", se�al� Mabel Bianco, presidenta de la a Fundaci�n para Estudio e Investigaci�n de la Mujer (ver "Es mucha...)

El cura Sergio Hayy, misionero de Entre R�os, record� el caso de una abuela con descendencia multitudinaria: "Sus hijos y nietos tambi�n tienen siete chicos y terminan viviendo como en un clan".

"Hay madres muy j�venes, que a�n no est�n preparadas para una maternidad responsable, ni tienen un dispensario cerca. Es una mezcla de falta de acceso a la educaci�n y pobreza estructural. Est� bien que reciban ayuda del Estado, pero desde el otro lado se aprovechan de eso. Es un c�rculo: tienen m�s hijos porque pueden recibir mejor subsidio que si no los tienen, cuando la apuesta deber�a ser a la educaci�n", consider� el sacerdote.

Entre los requisitos para obtener una pensi�n asistencial, las madres deben acreditar que no gozan de jubilaci�n o pensi�n, que no tienen bienes, ingresos o recursos de subsistencia y que viven en el pa�s desde hace un a�o, en el caso de las argentinas, o 15 a�os en el caso de las extranjeras. Los hijos pueden ser propios o adoptados.

Adem�s de los 747 pesos, obtienen cobertura m�dica del Estado.

Como dato curioso, el Instituto Nacional de Estad�stica y Censos (INDEC) ten�a contabilizados, hasta hace tres a�os, 121.449 hogares con siete hijos o m�s.

Eso puede significar dos cosas: que en tres a�os fueron 93.797 los hogares que alcanzaron la l�nea de los siete hijos y ya todos cobran subsidio, o que los datos est�n desactualizados. Clar�n pidi� la �ltima planilla de hijos por hogar, pero a�n no ha llegado.

Full transcript