Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

EL VIEJO CELOSO, CERVANTES

PRESENTACIÓN
by

Pablo Garcia

on 12 February 2013

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of EL VIEJO CELOSO, CERVANTES

Localización Las fuentes hay que buscarlas, como propone Valbuena, en algunos fabliaux* franceses.
En el Disciplina clericalis de Pedro Alfonso, en el Decamerón, y en algunas de las Centro novelle scelte de Sansovino. * Los fabliaux son breves poemas narrativos (entre 300 y 400 versos) franceses de los siglos XII y XIV Posiblemente es un motivo de la tradición oral. Se puede relacionar también con otras Primera parte de Comedias de Lope de Vega (1609) y el entremés de La endominada. Fuentes El adulterio parece cometerse en las mismas barbas del marido. La joven entra en la habitación donde está su amante y cierra de golpe. Desde allí les cuenta lo bien que lo está pasando a su sobrina Cristinica, cómplice y partícipe de la empresa, y a Cañizares, que lo toma por una burla. El argumento es tomado de El celoso extremeño.
El viejo Cañizares está enamorado de su joven esposa Lorenza hasta extremos grotescos. Incluso llega a suprimir las figuras masculinas de los tapices.
Una vecina entrometida, Hortigosa, hace valer de los favores de un protegido suyo y logra una entrevista entre él y Lorenza.  
Tema y argumento l En el viejo celoso traspone Cervantes al plano del entremés el nudo anecdótico de su novela El celoso extremeño, pero simplificando acción y complejidades psicológicas eliminando personajes, y trocando la dramática congoja del viejo por la burla cómica.

Torna, pues, Cervantes al tema del adulterio, aunque en forma más atrevida que en La cueva de Salamanca, ya que en ésta todo queda en un propósito frustrado, mientras que en el viejo celoso el adulterio parece consumarse y, por añadidura, ante las mismas barbas del marido.  
Tema y argumento ll - dolor del viejo celoso está visto de forma grotesca y burlona
- se enriquece el entremés con la aportación de temas y técnicas que proceden del mundo narrativo
- crítica contra los matrimonios desiguales y contra la hipocresía de la sociedad
- no se adentra en el análisis de los sentimientos del anciano
- todo se precipita hacia un final jocoso
- discursos morales
- incisiva sátira contra los matrimonios contrayentes de distinta edad
- incertudumbre del espectador Los personajes tienen un puto de complejidad psicológica que contrasta fuertemente con los tipos planos, definidos por un solo exagerado rasgo, que encontramos en otros autores de la época. Son seres de carne y hueso, trazados con economía pero sin acartonamiento.
Doña Lorenza, Hortigosa, Cristina, Cañizares, Compadre, Justicia, Alguacil, Músicos Personajes El ambiente es popular y variopinto. En cuanto al lenguaje, Cervantes logra uno de sus más felices momentos quizás porque, a excepción de dos de ellos están escritos en prosa.
En los entremeses continúa y supera la tradición que se deriva de los pasos de Lope de Rueda, a quién él tanto admiraba. La vis cómica cervantina no se basa exclusivamente en la situación escénica, sino en la aguda sátira de costumbres que sabe enterrar dentro de estas piezas. Ambiente Con razón dice Albistur que “la vida cotidiana de España entra aquí a raudales y con ella se mezclan referencias a la persona y aun a la obra de Cervantes”.
Como señala Ruiz Ramón “la comididad directa y elemental del entremés es fecundada por el humor cervantino adquiriendo una significación y una densidad de contenido de que carecía”. Resumamos la situación concluyendo que ninguno de los criterios que sigue para la atribución de los diversos entremeses es absolutamente convincente. Con independencia de sus valores, ninguno de ellos tiene por qué pertenecer a Cervantes.
En el capítulo de las atribuciones la más chusca ha sido sin duda la de El buscapié, escrito por el propio Adolfo de Castro en 1848. Conclusión

Doña Lorenza :
Señora Hortigosa, váyase, no venga el gruñidor y la halle conmigo, que sería echarlo a perder todo; y lo que ha de hacer, hágalo luego; que estoy tan aburrida, que no me falta sino echarme una soga al cuello, por salir de tan mala vida.

Hortigosa:
Quizá con esta que ahora se comenzará, se le quitará toda esa mala gana y le vendrá otra más saludable y que más la contente.

Cristina:
Así suceda, aunque me costase a mí un dedo de la mano: que quiero mucho a mi señora tía, y me muero de verla tan pensativa y angustiada en poder deste viejo y reviejo, y más que viejo; y no me puedo hartar de decille viejo. Hay en la obra, sin discursos morales, una incisiva sátira contra los matrimonios entre contrayentes de distinta edad –tema grato a Cervantes -, pero creemos que mucho mayor en sí, pero mucho la apariencia y honra exterior.
La escena es magistral : una vecina celestinesca, Hortigosa, promete aliviar a la cansada joven de su abstinencia y malos ratos con el vejete.
En El viejo celoso, Cervantes enriquece el entremes con la aportación de temas y técnicas que proceden del mundo narrativo. “a veces somete la morosa contemplación de la novela, el lento madurar de sus acciones a la simplificación fulminante del entremés”. Decimos “parece” porque la burla, tal como se muestra a los ojos del espectador, deja a éste en la incertidumbre; la esposa entra en la habitación donde acaba de esconderse el galán furtivo, y a través de la puerta grita sin ventura con palabras no exentas de cierta procacidad.
El galán escapa luego, sin que el breve tiempo que ha permanecido encerrado con la atrevida esposa permita suponer la consumación del adulterio o tan sólo una broma cruel con la que la joven trata de castigar los celos impertinentes asfixiantes, del anciano marido. Frente a la gradación psicológica de El celoso extremeño, en el entremés todo se precipita hacia el final jocoso.
Entre ambas obras hay una diferencia considerable, tanto en la visión de la realidad como en la forma de presentar los hechos. Hortigosa :
¿Que tan celoso es?

Doña Lorenza :
Digo que le vendían el otro día una tapicería a bonísimo precio, y por ser de figuras no la quiso, y compró otra de verduras por mayor precio, aunque no era tan buena. Siete puertas hay antes que se llegue a mi aposento, fuera de la puerta de la calle, y todas se cierran con llave; y las llaves no me ha sido posible averiguar dónde las esconde de noche.

Cristina:
Tía, la llave de loba creo que se la pone entre las faldas de la camisa.

Doña Lorenza: No lo creas, sobrina; que yo duermo con él, y jamás le he visto ni sentido que tenga llave alguna.

Cristina :
Y más, que toda la noche anda como trasgo por toda la casa; y si acaso dan alguna música en la calle, les tira de pedradas porque se vayan: es un malo, es un brujo; es un viejo, que no tengo más que decir Uno de los ocho entremeses de Miguel de Cervantes.
Editados en 1615.
Nunca fueron representados.
Pertenece al género dramático
Obras de corta extensión a la altura de la mejor de sus novelas.
Dramatización del tema de la novela "El celoso extremeño". Fueron escritos entre 1605 y 1613, durante el Renacimiento.

Este movimiento se caracteriza por el pensamiento Humanista donde el hombre es el centro del universo. Se vuelve al pasado, se buscan fuentes Grecolatinas.

Sus grandes representantes en la literatura española son Miguel de Cervantes, Garcilaso de la Vega y Lope de Vega.

Cervantes vive a caballo entre el Renacimiento y el Barroco. Es un experto hombre de armas (batalla de Lepanto) y de letras. Nació el 29 de Septiembre de 1547 en Alcalá de Henares (Madrid).
Su vida la dividimos en tres etapas:
- Juventud en España
- Viaje a Italia
- Regreso a España

Fue un soldado, además de escritor y poeta y se le suele conocer por su gran obra "Don Quijote de la Mancha".
Su obra abarca la novela, el teatro y la poesía. Dentro del teatro, nos encontramos con los entremeses:
Este es el último de sus ocho entremeses:
- El juez de los divorcios
- El rufián viudo llamado Trampagos
- La elección de los alcaldes de Daganzo
- La guarda cuidadosa
- El vizcaíno fingido
- El retablo de las maravillas
- La cueva de Salamanca
- El viejo celoso Un entremés es una obra dramatica creada para ser representada en los descansos de una obra mayor.
Francisco de Quevedo, Miguel de Cervantes y Luis Quiñoles de Benavente son los mayores representantes de este subgenero.

Señalamos que esta escena es una de las más desvergonzadas del teatro español.
El marido celoso e indignado dice al oír el nombre de la alcahueta Hortigosa:
“Lorenza di lo que quisieses; pero no tomes en tu boca el nombre de vecina, que me tiemblan las carnes en oírle”.

A lo que responde la mujer:
"También me tiemblan a mí por amor de la vecina". La trama está trazada con simplicidad extrema. Análisis I Análisis II Ánálisis III Análisis IV
Full transcript