Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Guillermo de Ockham

No description
by

Profesor I.E

on 30 September 2014

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Guillermo de Ockham

Guillermo de Ockham
LA TEORÍA DEL CONOCIMIENTO
Universales = Conceptos
Realidad
Mente
Universal
“Mesa” (signo, representación mental)
Objeto singular
Mesa (objeto)
La representación mental
(SIGNO NATURAL)
es válida para todos los objetos singulares semejantes
(clases de individuos)

Conocimiento
Es el criterio del conocimiento. Como consecuencia de su aplicación cae el concepto de sustancia (conocemos las cualidades y no la sustancia), la causa eficiente y la final.
“La navaja”
Entia non sunt multiplicanda praeter necessitatem
En consecuencia, tampoco el universal es real; sino signo abreviador de cosas semejantes: nominalismo.
El conocimiento se divide en:
Complejo
Cuando se basa en un complejo de elementos
No-comlejo
Cuando se basa en conceptos simples.
Intuitivo
(dice si una cosa existe o no)
sensible
inteligible
Perfecto
(del presente)
Imperfecto
(del pasado)
Prescinde de la existencia o
no de una cosa
Abstractivo
En el sentido de que hace abstracción de la existencia o no de las cosas
En el sentido
De que abstrae de los individuos
COMPARACIÓN PENSAMIENTO
Tomás de Aquino
Y
Guillermo de Ockham
1. El problema del conocimiento
1.1. Fuentes del conocimiento: las relaciones entre la fe y la razón.
Tomás de Aquino
Autonomía y compatibilidad: Fe y razón tienen su ámbito propio de conocimiento, pero también un ámbito común de verdades a las que se puede llegar por ambos caminos (p. ej.: la existencia de Dios). Las dos fuentes de conocimiento son autónomas y compatibles entre sí. Si entran en contradicción, el error estará en la razón humana, que es falible.
Guillermo de Ockham
Separación: La fe y la razón han de estar separadas. Cada una de
ellas es una fuente distinta de conocimiento: la razón se ocupa de lo que se puede ver y comprobar, y la fe de lo que no se puede ver ni comprobar. No hay verdades comunes a ambas. Por eso no deben interferirse, pues sus ámbitos de conocimiento son distintos.
Guillermo de Ockham
Nominalismo: el conocimiento humano versa sobre lo singular y concreto. Es un conocimiento intuitivo (no abstracto) de realidades particulares. No conocemos las esencias: aplicamos un nombre a realidades particulares semejantes, generalizando dicho término a todas ellas. Las ideas o universales no son más que nombres (signos lingüísticos) que designan a la cosa singular y concreta.
Tomás de Aquino
Realismo moderado: El conocimiento humano comienza en la experiencia sensible. Por un proceso de abstracción, nuestro entendimiento extrae lo común de los datos sensibles particulares, y forma un concepto o idea universal. Los universales tienen una triple realidad: son la esencia de las cosas (in re), son ideas en nuestra mente (post rem) y están también en Dios como ideas modelos (ante rem).
2. El problema teológico
2.1. La existencia de Dios
Tomás de Aquino
Dios existe. Lo sabemos por revelación, pero también podemos demostrarlo con la razón mediante las 5 vías a posteriori, que van de tos efectos (lo creado) a la Causa (el Creador), aplicando el principio de causalidad.
Guillermo de Ockham
Dios existe. Lo sabemos por revelación, pero no podemos demostrar racionalmente su existencia, pues no podemos saltar de efectos observables a la Causa inobservable. A Dios llegamos sólo por la fe.
Guillermo de Ockham
Dios es el ser omnipotente y libre por antonomasia. Ésta es su característica más esencial. El mundo es creado en virtud de un acto libre de su voluntad, sin seguir ningún modelo previo. Dios crea seres individuales y distintos sin someterse a ningún plan.
Tomás de Aquino
Dios es el ser en el que la esencia se identifica con la existencia. Es el Ser Necesario del que podemos saber que reúne en sí todas las perfecciones. Dios crea el mundo de la nada, según un modelo racional existente en su mente, dotando a las esencias de existencia.
2.2. Naturaleza de Dios y de la creación
3. El problema ético
Tomás de Aquino
La felicidad del ser humano está en el desarrollo virtuoso de sus tendencias naturales, ordenadas por Dios: razón, sociabilidad y religiosidad.
Guillermo de Ockham
La felicidad humana está en el cumplimiento de los mandatos divinos y la fe en Dios.
Guillermo de Ockham
Convencionalismo moral de tipo teológico: las normas morales derivan de Dios, que tiene absoluta libertad y autoridad para establecer lo que está bien o mal. El hombre debe sujetarse a esa voluntad. Lo que Dios manda es bueno porque Dios lo manda, no porque sea bueno en sí mismo.
Tomás de Aquino
Naturalismo y racionalismo moral: las normas morales derivan en última instancia de Dios, que ha previsto un orden natural del universo (ley Eterna) En la naturaleza del ser humano puede descubrir el orden natural que le conviene (ley natural), y cuyo cumplimiento le reportará la felicidad.
4. El problema político
4.1. El origen del poder
Tomás de Aquino
Dios es, en última instancia, el origen del poder, pues es todopoderoso. Pero el poder político lo deposita en el pueblo, que a su vez lo entrega al gobernante para que realice el bien común. Si las leyes dictadas por el gobernante (las leyes positivas) no se ajustan a la ley natural, no hay obligación de obedecerlas.
Guillermo de Ockham
Dios es, en última instancia, el origen de todo poder sobre la tierra, pues es todopoderoso. Pero lo deposita en el pueblo, y el Dios es, en última instancia, el origen de todo poder sobre la tierra, pues es todopoderoso. Pero lo deposita en el pueblo, y el
Guillermo de Ockham
Separación: Iglesia y Estado son poderes distintos: uno espiritual y el otro temporal. Deben estar separados. El emperador tiene el poder recibido del pueblo, y no necesita aprobación pontificia. El emperador puede juzgar al Papa y convocar concilios.
Tomás de Aquino
Autonomía y compatibilidad: Iglesia y Estado deben ser instituciones autónomas: entre ellas no debe haber conflicto si el Estado no promulga leyes incompatibles con la ley natural. Si lo hace, el cristiano no está obligado a obedecer al Estado.
4.2. Las relaciones entre Iglesia y Estado
Full transcript