Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

El arte del cuento

No description
by

Miguel Castillo Fuentes

on 29 July 2015

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of El arte del cuento

El espacio

"El concepto de espacio: a primera vista, el espacio desempeña dentro del relato un cometido puramente ancilar: es el soporte de la acción. Sin embargo, una consideración un poco más atenta revela de inmediato que el espacio en cuanto componente de la estructura narrativa adquiere enorme importancia respecto de los demás elementos, en especial, el personaje, la acción y el tiempo."
Antonio Garrido Domínguez

"Tanto en la ficción narrativa como en el teatro, acción, personajes y objetos comienzan a adquirir consistencia cuando son concebidos y enmarcados en un espacio y tiempo determinados. "
Demetrio Calderón
El comienzo
“Todo es comenzar”: nada más cierto; pero hay que hacerlo. Para comenzar se necesita, en el noventa y nueve por ciento de los casos, saber a dónde se va. “La primera palabra de un cuento –se ha dicho- debe ya estar escrita con miras al final”.
Horacio Quiroga

Apuleyo Mendoza: ¿Cuál es, en tu caso, el punto de partida de un libro?
García Márquez: Una imagen visual. En otros escritores, creo, un libro nace de una idea, de un concepto. Yo siempre parto de una imagen.

El final
Comenzaremos con el final. Me he convencido de que del mismo modo que en el soneto, el cuento empieza por el fin. Nada en el mundo parecería más fácil que hallar la frase final para una historia que, precisamente, acaba de concluir. Nada, sin embargo, es más difícil.
Horacio Quiroga

Podríamos decir que los cuentos más perfectos son los que conducen al lector, en medio de una confortable desorientación, hacia el final previsto por el autor. Y he aquí, tal vez, la diferencia fundamental entre la técnica del cuento y la de la novela. El cuento no puede dejar el final librado al azar, por el contrario depende casi totalmente de él.
Silvina Bullrich
Tema, Trama y Argumentos
Tema: La primera tarea que el cuentista debe imponerse es la de aprender a distinguir con precisión cuál hecho puede ser tema de un cuento. Habiendo dado con un hecho, debe saber aislarlo, limpiarlo de apariencias hasta dejarlo libre de todo cuanto no sea expresión legítima de su sustancia; estudiarlo con minuciosidad y responsabilidad. Pues cuando el cuentista tiene sí un hecho en su ser más auténtico, se halla frente a un verdadero tema. El hecho es el tema, y en el cuento no hay lugar sino para un tema.
Juan Bosch

Trama: Nuestras vidas ordinarias no están contenidas en una trama. Sólo en la trama artística de un cuento vemos a los personajes actuar en trayectorias completas. Por eso, las personas reales que se mueven diariamente a nuestro alrededor, en comparación con los personajes que nos imaginamos, parecen desteñidas. Aun dudamos que nuestros prójimos de carne y hueso estén lo bastante definidos para que merezcan pasar a una página impresa. Pálidas y perdidas en las calles de la ciudad, las personas adquieren color cuando, en los renglones de un cuento, se transforman en personajes. Caracterizar a estos personajes es un aspecto importantísimo en el arte de contar. […] El cuento nos cuenta algo que le ocurrió a alguien. Si un personaje no actúa en una red de posibilidades que lo obliga a elegir, no hay cuento que valga.

Enrique Anderson Imbert






¿Y los argumentos? Intentemos una definición consecuente con la anterior: el argumento es el molde que permite la expresión del tema. La relación de tema y argumento sería entonces similar a la que existe entre contenido y recipiente. Si el tema fuera el agua –por utilizar una figura de fácil comprensión–, esta pudiera estar contenida en una jarra, una botella, un pozo, el cuenco de la mano, el unánime mar, e incluso el aire en forma de vapor o humedad. Aquí las posibilidades de multiplican, y de ahí la gran variedad de formas narrativas que van desde el cuento cortísimo hasta la dilatada novela de Proust. De ahí la profusión de géneros novelescos, desde el policial hasta la ciencia ficción, pasando por el neocriollismo, la sátira urbana y el hiperrealismo tropical.
Ednodio Quintero

Los narradores
Enrique Anderson Imbert

Primera persona:
Palabras como “yo”, “mi”, “mío” sugieren inmediatamente una intimidad.

Narrador protagonista: Cuando el narrador-protagonista habla consigo mismo oímos su monólogo interior. Si está reaccionando ante estímulos del mundo, su monólogo interior, hecho de impresiones, narra lo que pasa a su alrededor. Si se pone a recordar, su monólogo interior, hecho de recuerdos, asocia acontecimientos pretéritos a una experiencia presente.

Tercera persona: Sin duda este narrador es un “yo”, y si leemos en el cuento pronombres en tercera persona (él, ella, etc.) es porque ese “yo” los está pronunciando. Hay grados relativos e inestables en la presencia de este “yo”: un “yo” que permanece anónimo y oculto; un “yo” que interviene discreta y sutilmente en la acción narrada; un “yo” con patentes intrusiones (…) Cuando el “yo” se dirige al lector (“tú, lector…”) y habla de los personajes con los pronombres en tercera persona, su aparente familiaridad con el lector no quita que su conocimiento de los personajes sea el de un dios. Es un dios capaz de dialogar con el lector sin perder por eso su atributo de omnisciencia.

Narrador omnisciente: La omnisciencia es un atributo divino, no una facultad humana. Solamente en el mundo ficticio de la literatura vale la convención de que un narrador tenga el poder de saberlo todo. Y, en efecto, el narrador-omnisciente en un todopoderoso sabelotodo. Este microdios de un microcosmos es capaz de analizar la totalidad de su creación y de sus criaturas.

Narrador cuasi omnisciente: El narrador cuasi omnisciente es una especie de semidiós que anda entre los hombres. Se desdiviniza, se humaniza. Puede estar relacionado con sus personajes –un pariente, un amigo, un confidente, un vecino- y también puede ser un invisible vigilante. Como quiera que sea, nos da un informe objetivo, aunque en su informe falten los datos de la secreta intimidad de los personajes.

Hablando del dialogo
Diálogo: No solo puede emplearse, sino que tampoco es necesario que sea breve; lo que sí es imprescindible es que sea conciso, apretado, sin desperdicios. [...] inclusive hay cuentos que los son casi en su totalidad; es el caso de Chejov, del quien citamos algunos ejemplos: “Una perra cara”, “La mujer del boticario”, “Señoras”, entre otros tantos. También puede darse el caso inverso, es decir, que no haya diálogo, sin que esto altere para nada la jerarquía de la narración ni la estructura del género.
Alba Omil y Raúl Alberto Piérola

El arte del cuento
El punto de vista

Este es otro aspecto (el punto de vista) sobre el que se ha teorizado muchísimo. Y es que la diferenciación entre las voces del autor, el narrador y los personajes, así como la elección del punto de vista en cada cuento, es uno de los aspectos más determinantes y de los que más fascinan a quienes reflexionan sobre este género.
Mempo Giardinelli


En términos un poco rudimentarios podemos plantear que en toda historia alguien cuenta lo que sucede, y que dentro de esta misma narración se elige a alguien para que vea ciertas cosas. Alguien que cuenta y alguien que ve.
Betuel Bonilla




De la poesía en el cuento
La prosa es la forma más difícil de la poesía.
[Atribuido a] Robert Louis Stevenson


Para mí la novela es un género más fácil. El cuento es el género más difícil, porque participa de la poesía, y el lenguaje tiene que estar muy ajustado. Es como un capricho de Paganini, que hay que tocarlo en un buen violín y bien tocado.
Daniel Moyano entrevistado por Mempo Giardinelli

Todo cuento es una estructura
Cuando hablamos de estructura estamos refiriéndonos a la combinación de los diversos elementos que componen el cuento, es decir, la composición.
El espacio y el tiempo, tanto para Poe como para Quiroga son partes esenciales de esa composición, es decir: son estructura.
Luis Gustavo Carrera

El “cuento bien hecho”, con una exposición, un nudo y un desenlace es un mito, en el mejor de los casos, un modelo didáctico sin valor, ni digo estético, pero ni siquiera normativo.
Enrique Anderson Imbert

El inicio y el fin de un cuento
Full transcript