Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Delegar

No description
by

Isaac Ortega Zamora

on 14 October 2013

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Delegar

Delegar
design by Dóri Sirály for Prezi
Definición
Delegar es un término que tiene su origen en el vocablo latino delegāre. El verbo nombra a la acción de encomendar o comisionar algo a otra persona. Por ejemplo: “No me alcanza el tiempo para hacer todo esto: voy a tener que delegar algunos trámites”, “Un buen jefe es aquel que sabe cuándo delegar”, “No confío en nadie, así que no pienso delegar este asunto”.

Para delegar, el sujeto tiene que contar con cierta autoridad o poder, para estar en condiciones de dejar sus asuntos en manos de otra persona. Sin esa autoridad, es probable que el otro individuo se niegue a cumplir con el requerimiento.

El arte de delegar el trabajo
Delegar es más que solamente transferir trabajo. Significa involucrar a otros en la responsabilidad de los resultados, darle a alguien más la libertad para tomar decisiones de cómo lograr alcanzar esos resultados.
Delegar eficazmente
1. Selecciona a la persona adecuada para el trabajo: el individuo es el mejor calificado y puede lograr los mejores resultados.

2. Dale información suficiente. Presenta una perspectiva global de lo que pretendes, para que la persona a quien vas a delegar el trabajo, pueda visualizar como es que el trabajo

3. Delega el trabajo completo a una persona y dale toda la responsabilidad. Esto elevará el interés del individuo en el proyecto y le dará un sentido más profundo de logro y satisfacción cuando la tarea se haya completado.

4. Enfócate en los resultados, no en el proceso. Delega responsabilidad, no trabajo. Muchos Gerentes o directores confunden delegar responsabilidades con quitarse trabajo de encima y dárselo a otros. Cuando le asignes un proyecto a alguien, permítele la libertad de ejercitar algo su iniciativa.
5. Delega a través del dialogo. No hables tu todo el tiempo, y no lo hagas en el pasillo. Delega en un ambiente que te permita hacer una explicación completa del proyecto. Minimiza las interrupciones y permite tiempo de sobra para el dialogo. Involucra a la persona en la discusión y fomenta sus comentarios y sugerencias.

6. Establece tiempos límite basados en la responsabilidad. No dejes las fechas en las que debe ser completado el trabajo inciertas o sin límite.

7. Establece fechas para revisión. Si no revisas el progreso del proyecto, entonces no habrás delegado el trabajo sino que ¡lo habrás botado! Lleva una bitácora que te ayude a revisar cada trabajo que hayas delegado.

8. Ofrece retroalimentación positiva y constructiva. No te enfoques en lo que está mal, sino más bien en lo que se puede hacer para lograrlo mejor.
¿Por qué es tan difícil delegar?
1. Creen que sus tareas son demasiado fáciles y no vale la pena pagar por ello
2. Piensan que son demasiado difíciles y sólo ellos pueden hacerlas
3. Miedo a perder “el control”
4. No saber cuándo delegar:

9. Provee los recursos necesarios. Aclara si el trabajo involucra a más personas o recursos que se necesiten para completar el trabajo.

10. Establece los parámetros, condiciones y términos antes de delegar.
No impongas controles después de que has delegado algo. Manifiéstalos inmediatamente.

11. No les permitas que te deleguen de regreso el trabajo. Si alguien te trae un problema puedes escuchar sin asumir responsabilidad para resolver el problema.

12. Provee respaldo y apoyo cuando sea necesario. Hay una diferencia entre apoyar y rescatar.

13. Dale todo el crédito y reconocimiento a la persona que complete el trabajo. No te quedes tú con el crédito. Y si el responsable no logró el cometido asume tú la responsabilidad.
¿Cuando se debe delegar?
-Tienes un amplio conocimiento del procedimiento

-Existen otras prioridades mayores de las que solo tú puedes ocuparte

-Alguien puede hacer la tarea más deprisa y mejor – Si otra persona es capaz de hacer esa tarea tan bien o incluso mejor que tú ¿por qué no permitírselo?

-Te enfrentas a tareas que requieren una habilidad o un conocimiento particular

No saber qué delegar
El proceso de decidir qué tareas delegar se vuelve más fácil si empiezas por decidir qué no delegar. Existen 2 clases de tareas que, en mi opinión, no hay que delegar:
• Las tareas estratégicas: Son las que requieren creatividad e innovación. Son claves para tu negocio porque que permiten el desarrollo profesional de la empresa. Delegar esas tareas es como ceder el timón de tu barco a otra persona y que ella decida el rumbo del mismo.
• Las tareas que constituyen tu “arte”: Tu arte es aquello que tú haces y nadie más hace, lo que te apasiona.

El resto de tareas son potencialmente delegables y eso incluye:
• Tareas sistematizadas o repetitivas – Son tareas con estructuras ya hechas que sólo necesitan de un seguimiento.
• Tareas rutinarias
• Tareas que no tienes tiempo de hacer- Son tareas claramente definidas que te requieren bastante tiempo. Quizá no son necesariamente rutinarias, pero de prioridad moderada
• Tareas que implican resolver problemas
• Tareas que no te gusta o no se te da bien hacer
Full transcript