Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

LA LUZ DE LA FE

Lumen fidei, encíclica Papa Francisco

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of LA LUZ DE LA FE

Lumen fidei LA LUZ DE LA FE
Lumen fidei LA LUZ DE LA FE
INTRODUCCIÓN
Capítulo primero: HEMOS CREÍDO EN EL AMOR
«La fe consiste en la disponibilidad para dejarse transformar una y otra vez por la llamada de Dios».
Capítulo segundo: SI NO CREÉIS, NO COMPRENDERÉIS
Dios se deja encontrar por aquellos que lo buscan con sincero corazón.
Capítulo 3: Transmito lo que he recibido
«Quien se ha abierto al amor de Dios, ha escuchado su voz y ha recibido su luz, no puede retener este don para sí»
Esta encíclica no sólo ofrece palabras, sino que documenta una mirada positiva, a la luz de la fe, sobre una vida que se deja atraer y envolver totalmente en Dios.
Introducción
I.
HEMOS CREÍDO EN EL AMOR
II. SI NO CREÉIS, NO COMPRENDERÉIS
III.
TRANSMITO LO QUE HE RECIBIDO
IV. DIOS PREPARA UNA CIUDAD PARA ELLOS

Conclusión

Por eso la fe contribuye a edificar un mundo más humano, al dar sentido a la vida del hombre.

la fe No te aparta de la realidad,

le da sentido.
LA FE = LUZ DE DIOS QUE ILUMINA NUESTRA VIDA
Primera encíclica del Papa Francisco

FE + ESPERANZA + AMOR = Dinamismo de la vida cristiana.

Se nos ofrece todos los días.

Nos transforma.

Ilumina el camino.

Nos da alas de esperanza para
vivir con alegría.

Por la fe sabemos que el Amor

Todos están llamados a vivir en amistad con Dios.

La fe nos revela que Jesucristo es la verdadera
«roca»
sobre la cual el hombre está llamado a edificar su vida y la del mundo.

Una luz por descubrir

Cu
ando falta la luz, todo se vuelve confuso, es imposible distinguir el bien del mal.

En el origen de todo se encuentra Dios.
La fe en Dios es reconocer este hecho.

Gracias a la luz que viene de Dios, la fe puede iluminar «todo el trayecto del camino» (n.1)
Capítulo 4: Dios prepara una ciudad para ellos
La fe es un bien para todos, es un bien común [...]ayuda a edificar nuestras sociedades.
El modo en Cristo conoce al Padre,
viviendo totalmente en relación con Él,
abre un espacio nuevo a la experiencia humana,

en el que podemos entrar.

Jesús nos explica a Dios

Estamos salvados por la fe en Cristo. En Él la vida se abre radicalmente a un Amor que nos precede y nos transforma desde dentro, que obra en nosotros y con nosotros =
el Espíritu Santo.

Cristo no es sólo aquel en quien creemos,
la manifestación máxima del amor de Dios,
sino también aquel con quien nos unimos para poder creer.

Mirar desde el punto de vista de Jesús

El cristiano puede tener los ojos de Jesús, sus sentimientos, su condición filial, porque se le hace partícipe de su Amor.

En la fe, el «yo» del creyente se ensancha para ser habitado por Otro, para vivir en Otro, y así su vida se hace más grande en el Amor.

La acción del Espíritu Santo

«Creemos en» Jesús
cuando lo acogemos personalmente
en nuestra vida
uniéndonos a él mediante el amor.

«Creemos a» Jesús
cuando aceptamos su Palabra,
su testimonio.

Creemos "a" y "en" Jesús

Creer es confiar en el amor misericordioso

La luz de la fe viene de Dios.


No es un Dios extraño,
sino que
es Dios Padre,

fuente de bondad, origen y sostén de todo.

Dios es nuestro padre…

De la fe de Abraham:
un hombre reconociendo la voz de Dios.

Se pasa a la fe de un pueblo: Israel.




1. De la fe de Abrahan:

un hombre
reconociendo la voz de Dios.


2. Se pasa a la fe de un pueblo: Israel.

memoria de la salvación
3. La historia de Jesús.

Compendio de la salvación.


La fe lleva a un encuentro personal con Dios.
La fe es un don gratuito de Dios que nos exige la humildad, disposición y el valor de confiar para dejar que Cristo nos transforme.

Humildad, confianza, disposición…

El cristiano puede tener los ojos de Jesús, sus sentimientos, su condición filial, porque se le hace partícipe de su Amor.

La fe se confiesa en la Iglesia

La fe no es algo privado, una concepción individualista,
una opinión subjetiva,
sino que nace de la escucha
y está destinada a pronunciarse y a convertirse en anuncio.

Mientras que la idolatría no lleva a ninguna parte,

En la cultura contemporánea se considera como verdad sólo lo verdad tecnológica,
porque hace más cómoda y fácil la vida.

El relativismo domina y se pretende deshacer la conexión de la religión con la verdad.

Amor y conocimiento de la verdad

El hombre tiene necesidad de la Verdad, porque sin ella no puede subsistir.



La fe conduce a la convivencia y al respeto del otro.

Dios es luminoso,
y se deja encontrar
por aquellos que lo buscan
con sincero corazón.

La bondad de Dios se refleja en el bien

El conocimiento asociado a la Palabra es siempre personal: reconoce la voz, la acoge en libertad y la sigue en obediencia.

.

Amor y verdad no se pueden separar; verdad y fidelidad van unidas; el conocimiento de la fe está ligado a la alianza de un Dios fiel.


La fe transforma toda la persona

Fe y verdad
La fe, sin verdad, no salva, no da seguridad a nuestros pasos.
La fe se abre al Amor.
La fe alcanza su máxima expresión en:

La Eucaristía

(alimento).

En la oración

(el Padrenuestro,
ver con los ojos de Cristo).

En el Credo

(verdad que transforma).


En los mandamientos

(respuesta de amor).

Eucaristía, Padrenuestro, Credo, Mandamientos.


A los padres corresponde no sólo engendrar a los hijos, sino también llevarlos a Dios.

Tarea de los padres…

El catecumenado es camino de preparación para el bautismo.

La fe no es obra de un individuo aislado, sino que tiene que ser recibida en los dones de Dios.

La fe se trasmite de persona a persona

La transmisión de la fe se realiza en primer lugar mediante el bautismo.

Para trasmitir la riqueza de la fe, esa luz que nace del encuentro con Dios y que toca a la persona, se necesita partir de las cosas visibles y materiales para moverse al misterio [invisible] de lo eterno.

Estructura sacramental

La fe es una porque es compartida por toda la Iglesia,
que forma un solo cuerpo y un solo espíritu.

Es una fe viva y personas vivas garantizan la conexión con el origen =
sucesión apostólica.

«Un solo cuerpo, un solo espíritu, una sola fe»


La fe se da en la comunión de la Iglesia, que es una Madre que nos enseña a hablar el lenguaje de la fe.

III. Transmito lo que he recibido

Mirar a María,
«icono perfecto» de la fe,
porque, como Madre de Jesús, ha concebido «fe y alegría».
A Ella se alza la oración del Papa para que ayude la fe del hombre.

Aquellos que creen nunca están solos

No nos dejemos robar la esperanza, no permitamos que la banalicen con soluciones y propuestas inmediatas que obstruyen el camino de la fe.



La esperanza
El sufrimiento

E
l cristiano sabe que siempre habrá sufrimiento, pero que le puede dar sentido,
puede convertirlo en acto de amor.





Carga tu cruz y sígueme

La familia:
posibilita poder prometer un amor para siempre. Ver la riqueza de la generación de los hijos. Acompañar a los hijos en el crecimiento de la fe.

La sociedad:
debe descubrir la dignidad de cada persona (raíz de la fraternidad).

Ofrece la posibilidad del perdón.




Ámbitos que ilumina la fe

La fe no aparta del mundo ni las relaciones humanas ya que capta su fundamento último y su destino definitivo en Dios, en su amor, y así edifica, contribuyendo al bien común.


El Amor, que es el Espíritu y que mora en la Iglesia, nos mantiene unidos.

La fe se transmite por contacto, como una llama enciende otra llama.
Es importante que
la Iglesia y la familia
se unan
en la transmisión de la fe.
«Un solo cuerpo,
un solo espíritu, una sola fe
Fe y bien común
La naturaleza:

considerar a la creación como un don que hay que respetar.
Al hombre que sufre,
Dios
no le da una explicación
sino que le responde
con una presencia
que le acompaña.
Mirar a María,
imagen perfecta de la fe;
como Madre de Jesús,
ha concebido fe y alegría.
Bienaventurada la que ha creído
Fe = encuentro con Cristo

En Él la vida se abre radicalmente a un Amor que nos precede y nos transforma desde dentro, que obra en nosotros y con nosotros =

el Espíritu Santo.

Estamos salvados por la fe en Cristo.
Lejos de Dios, la existencia fracasa.
Esta presentación se recomienda para un taller o círculo de estudio. Para complementar alguna de las actividades sugeridas en el subsidio elaborado sobre la encíclica.

El subsidio contiene un cuestionario, dinámica, material para mesas de trabajo, etc. Lo puede solicitar a: inforecursos@regnumchristi.org

El contenido de esta presentación es un extracto del texto de la encíclica, publicado en www.vatican.va

Fecha: julio 2013. Actualización: Graciela G. de Madero
www.missionkits.org recursos@regnumchristi.org
01-800-288-2334

Esta presentación NO pretende ser un tratado completo sobre el tema, sino un esquema, modificable, de apoyo para la reflexión personal o para facilitar la exposición del tema en una actividad de formación.
Full transcript