Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Poetas Mateístas

No description
by

Paula Fainstein

on 17 June 2013

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Poetas Mateístas

Literatura bahiense
El mateísmo fue un grupo de jóvenes de la Argentina post dictadura. Esto necesariamente nos dice mucho, es un momento de ebullición en la sociedad y sobre todo en los jóvenes.
La vuelta a la democracia hizo proliferar por doquier las pintadas políticas y los afiches. Las paredes, el espacio público, durante tantos años vedado, fue tomado por la gente que tenía algo para decir.
Marcelo Díaz, uno de los iniciadores del mateísmo en el año 1985, cuenta: “Nosotros empezamos sin tener muy en claro qué es lo que hacíamos, fuimos definiendo la propuesta mientras la hacíamos. Cuando empezamos con el mateísmo estábamos empezando la universidad, 18, 19 años, y la idea, básicamente, era ampliar el público lector, difundir. Se daba por sentado que la poesía era un género que no leía nadie, y entonces la idea nuestra era difundir, salir a la calle. Todo el mundo hacía libritos que se los vendía a su familia y nada más”.
El mateismo estuvo influido y nació en este contexto. De repente tenían acceso a lecturas que habían estado guardadas durante años en sótanos, y eso los movilizaba a hacer algo, querían desterrar algunas ideas bastante gastadas sobre la poesía tales como el “poeta solitario creador nocturno de versos inexpugnables”, o “la poesía académica tan anclada a la Gran Tradición”. Ellos venían a proponer una poesía diurna, que se pintaba en las paredes y se hacía en grupo, compartiendo lecturas, talleres, murales, revistas y -obviamente- mates.
hoy mientras
a modo de postre
comíamos las cáscaras de manzanas
que tiramos ayer
llevé a mi boca un jirón de diario
en el que se leía
“se deifne hoy el torneo local
de bochas”
-las fúnebres ya te las comiste todas
-estaban tan frescas, tan ricas

Fondo y forma – II – de Omar Chauvié
¿Este último verso, les hace recordar a algún poema?
I have eaten
the plums
that were in
the icebox

and which
you were probably
saving
for breakfast

Forgive me
they were delicious
so sweet
and so cold

This Is Just To Say - William Carlos Williams
Mario Ortiz dice “Lo que comenzó como una ocurrencia de estudiantes de Letras, enseguida se convirtió en un vigoroso movimiento, un colectivo de trabajo en el que participaban poetas, artistas plásticos, diseñadores, etc. No nos orientaba – al menos en un principio – una determinada línea estética, sino la más inmediata necesidad de abrir nuevos canales de comunicación, de sacar la poesía de los reducidos cenáculos y llevarla a la calle en busca de un público lo más amplio y diverso posible. El mate se resignificó como un símbolo del poema mismo, algo cotidiano que pasa de mano en mano en una conversación de amigos.”
El Pelado Laspada sueña que es Maradona

y cuando se despierta no sabe

si es el Pelado Laspada soñando ser Maradona

o si es Maradona que flashea

ser el Pelado Laspada.

Fábula oriental, por Marcelo Díaz

¿A qué autor les hace recordar este texto?
Continua Mario Ortiz: “Atravesábamos la primavera alfonsinista; los centros de estudiantes se reactivaban y se respiraba en la universidad una festiva atmósfera de debate, participación y compromiso. Esto debe ponerse en perspectiva con el ambiente opresivo que vivía Bahía Blanca aún después de la dictadura; una ciudad con fortísima presencia militar y con un monopolio informativo que ejercía La Nueva Provincia […], diario que en ese momento también era dueño del canal 9 y de la radio L.U.2.”
En 1983, tras las elecciones presidenciales, asumió el cargo de Presidente de la Nación, con lo cual finalizó el período de gobierno dictatorial del llamado “Proceso de Reorganización Nacional”. Fue también el fin de los golpes de Estado en Argentina, ya que no hubo nuevas interrupciones al orden constitucional desde entonces hasta la actualidad. Alfonsín entregó el mando a Carlos Saúl Menem en 1989.
Vicente Federico Massot piensa
que todas las izquierdas son
apátridas y subversivas,
debido al consumo excesivo de drogas,
una educación libertina y tendenciosa
sin rigor ni disciplina,
y la adhesión a sectas
y cultos satánicos; pero más que nada piensa
que la izquierda peronista argentina
es más apátrida y subversiva
que ninguna, porque es bien nuestra
como el churrasco, el mate, y
el dulce de leche, y no nos olvidemos
del tango ¡qué carajo! ¡Viva la Patria!
entonemos con respeto las estrofas
del Himno Nacional Argentino:
Oíd, mortales…

Digresión fundamentalista – Marcelo Díaz
Dice Marcelo Díaz: “Lo que teníamos nosotros en la cabeza era hacer un libro en la calle. Pero de a poco nos fuimos dando cuenta que la calle tiene otro ritmo, competís visualmente con otras cosas y en realidad tuvimos que sacarnos de la cabeza la idea de un libro en página impresa y aceptar que el soporte te estaba pidiendo otras cosas. La ciudad es algo vivo, aunque no te des cuenta cambia todo el tiempo, así que fuimos perfeccionando el tema de la pintada en relación a cómo nos movíamos en la calle”.
Calle Drago
Las paredes fueron el primer soporte que eligieron, pintar poesía en las paredes y hacer de eso una bandera de movimiento poético de vanguardia. A los murales que durante mucho tiempo le pusieron poesía a la ciudad (de los cuales hoy casi no queda ninguno), le siguieron los matefletos y la revista mural CuernoPanza. El camino recorrido hizo que este grupo fuera afianzando su mensaje y que este mensaje fuera recibido por muchísima gente. Con el correr del tiempo se sumaron artistas plásticos, más poetas, gente interesada, y comenzaron a recibir ayuda y reconocimiento por lo que hacían.
Muchos de los que formaron parte de “Los Poetas Mateístas” están hoy en plena actividad trabajando en nuestra ciudad y siguen siendo valores importantes para nuestra cultura. Otros se fueron y a algunos se les perdió el rastro. Sergio Raimondi, Fabián Alberdi, Sergio Espinosa, Silvia Gattari y Marcelo Díaz integraron el mateísmo que comenzó en el ‘85 y terminó en el ’93. Fue un proceso de formación, ellos crecían como poetas y al mismo tiempo tenían una conciencia muy marcada de militancia cultural, de transmitir sus experiencias, de hacer escuela de sus lecturas.
De las paredes que pintaron en Bahía Blanca, ya casi no quedan rastros. El mayor mural que hicieron en los paredones del Ferrocarril Sud, en 1993, fue destruido.
ya han sido maltratados por el tiempo
o han sido tapados
con afiches de propaganda
los bellos poemas
que escribían los poetas mateístas
en las paredes de Chiclana
yendo para la terminal

pero la poesía sigue allí
debajo de lo ocasional

debajo del mal gusto de turno

escondida como un arma
que otros sabrán desenfundar

10 – por Daniel Omar Martínez
Mario Ortiz: “[…] creo que persiste de aquellos días la concepción de una poesía alejada del énfasis, de la lírica pura y el patetismo autoconmiserativo. También la idea de una poesía abierta a lenguajes heterogéneos a ella, provenientes de distintas tradiciones literarias, y también de los medios, de la política, etc.”
Acostado de lado, con un codo incómodo
apoyado en el cemento y la cabeza
tirada hacia atrás, duerme. Rodillas dobladas,
pies contra el culo, al aire la panza enorme,
boca abierta al cielo, chata nariz.
Esto es obra de dos o tres tetra-brik.
Si fuera de mármol estaría expuesto
en un museo de Roma, Londres o París
como ejemplo de arte helenístico.
Y no le molestarían las moscas.

“Sileno en la Estación de Ferrocarril”, por Sergio Raimondi, en Poesía civil
Sin embargo, 20 años después surgieron otros muros con materiales menos concretos: los muros de Facebook. En ese espacio algunos mateístas abrieron un grupo que ya tiene varios cientos de admiradores. Ahí comparten materiales, notas, fotos y textos que documentan parte de su producción.
Yo esperé que amanezca
para salir en la bici
que el cielo nuestro ilumine
el camino a mi escuela.

Un cartonero venía
montado en su bicicleta
él pedaleaba ligero
pero avanzaba despacio.

Cajas abiertas más cajas
hojas de un libro enorme
Noche cansada y dormida
soñaba entre esos cartones.

Colores de la madrugada
estrellitas de cartón
cielo pintado de rosa
caja, cajita y canción.

Cielo, cielito y más cielo
cielo de los cartoneros
yo pedaleaba mi bici
él pedaleaba el lucero.

Allá va cielo y más cielo
cielo de la madrugada,
que el cielo siempre proteja
a este humilde cartonero.

Cielito del cartonero
Fuentes:
Diario La Nueva Provincia, Lunes 29 de marzo de 2010
“Los poetas mateístas Rotisería y vanguardia” Matías Matarazzo - 29/07/2006 (en el facebook de los poetas mateístas)
http://www.plantarevista.com.ar/spip.php?article112, “Mario Ortiz: la posición del estudiante” por Mara Campanella, Nicolás Vilela
wikipedia.com

Textos literarios:
Textos de Omar Chauvié, Marcelo Díaz, Mario Ortiz, Daniel Omar Martínez: en Bahía Blanca, la ciudad letrada I
Sergio Raimondi, Poesía civil

Full transcript