Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

IMPORTANCIA DEL ACTO JURÍDICO

No description
by

on 20 February 2014

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of IMPORTANCIA DEL ACTO JURÍDICO

INTRODUCCIÓN
IMPORTANCIA DEL ACTO JURÍDICO
La utilidad de los conceptos proporciona al estudiante los lineamientos, para identificar adecuadamente los actos que se realizan, para determinar el momento de la celebración de actos jurídicos.

En esta sesión revisaremos la definición, elementos, utilidad, alcances y consecuencias del acto jurídico, delinearlo adecuadamente, para proporcionar al alumno elementos de profundidad en el tema, logrando la identificación adecuada del momento en que el acto produce efectos o se convierte en contrato, las consecuencias tanto de las partes como las que irroga las establecidas en la norma.
Acerca de la definición del acto jurídico, desde la óptica amplia, rígida y legal, sus implicaciones se centran en la importancia, transcendencia y papel que tiene en el derecho privado, donde se define como el acuerdo de dos voluntades con la intención de generar consecuencias de derecho.


Los objetivos, establecen conocimientos de utilidad a los alumnos, para contar con las herramientas necesarias para identificar el acto jurídico, y en su práctica profesional cuenten con los aspectos conceptuales para su desarrollo adecuado, para finalmente establecerlo como el origen del contrato, identificar sus elementos y determinar su existencia.
ANTECEDENTES
El acto jurídico se ubica dentro del derecho privado, comprendido éste como el derecho que regula las relaciones entre las personas, con la ausencia de participación del estado.
El derecho privado se integra de varias ramas que a su vez agrupan instituciones jurídicas:

Derecho Familiar: filiación, hijos, matrimonio, divorcio, sucesiones
Derecho Mercantil: implica lucro;
Derecho Civil: relaciones de personas, siendo el acto jurídico la fuente de producción más importante, a partir de las obligaciones y los contratos.
Desde luego que conforme avanzó la realización de actos entre las personas, así como las complicaciones en las relaciones entre ellas, se incrementó la necesidad de regulación, lineamientos y condiciones más precisas en cuanto a los efectos o consecuencias producidos por los actos jurídicos celebrados por las personas.


Los antecedentes de la teoría del acto jurídico, se encuentran en la legislación civil de las Institutas Romanas, contemporáneamente en el Código de Napoleón, antecedente más importante en la tradición jurídica.
Posteriormente en los Códigos Civiles tanto Federal como del Estado de Querétaro.
La legislación establece consecuencias de los actos que celebran las personas, donde el derecho les irroga las características de jurídico; esto es, la norma les reconoce consecuencias, sin importar si las personas lo planearon de esa forma.
COMPETENCIAS A DESARROLLAR
El Alumno:
1.- Comprende los conceptos, elementos, requisitos y consecuencias del acto jurídico.
2.- Visualiza la forma en que se manifiesta el acto jurídico, así como sus alcances legales.
3.- Identifica y diferencia en su vida cotidiana y profesional, que actividades que realiza se tratan de un acto jurídico.
4.- Aplica los conocimientos adquiridos para distinguir un acto jurídico de otras figuras legales.


PLANTEAMIENTO
Nuestra legislación establece la división del acto jurídico de la siguiente forma:
1).- Hecho jurídico en sentido amplio o natural.
2).- Hecho jurídico en sentido estricto o voluntaria.
3).- Acto jurídico.
El hecho jurídico, se define:
“Los hechos o sucesos previstos en la norma y que producen las consecuencias ahí descritas son hechos jurídicos”.
Domínguez Martínez Jorge. Derecho Civil Parte General. Porrúa. México 2008. Pág. 497.
El hecho jurídico natural es el que tiene por objeto a acontecimientos de la naturaleza, en donde no tiene participación alguna el hombre. Por ejemplo, un terremoto, una lluvia o inundación.
El hecho jurídico voluntario, es el que tiene por objeto los actos que realiza el hombre, pero sin que exista la intención de generar consecuencias de derecho.
Este hecho es voluntario, porque se decidió tomar el vehículo y manejarlo, sin que exista la intención de producir ningún daño o lesiones a las personas.
Los hechos jurídicos naturales o voluntarios, por disposición expresa producen consecuencias de derecho.
En el hecho jurídico natural:
La inundación, la precipitación pluvial provoca inundar un vehículo, si tengo contrato de seguro, se genera la responsabilidad en la empresa aseguradora de tener que liquidar el importe de los daños sufridos al vehículo, donde su dueño es el beneficiario del posible pago.
En el caso particular, NO existió la intención de ocasionar el daño o la inundación, pero el acontecimiento natural, es el detonante de las consecuencias legales, como lo es el pago del dinero.
Ejemplo de hecho jurídico:

Retomemos el manejar un vehículo de motor, el individuo decide abordar y trasladarse en éste, siendo voluntario y consciente de sus actos, sin embargo, si llegara a producir alguna colisión que implique un accidente, en ningún momento fue intencional el verse involucrado en generar ese daño ni pagar por el mismo.
Sin embargo, aunque nuestro conductor no deseaba generar todas esas consecuencias, el sólo hecho de manejar el vehículo e impactarse con los demás, genera las consecuencias establecidas en la norma, que implica pagar los daños.
$$
A esta obligación de pagar los daños o de responder de las consecuencias se le llama responsabilidad, donde todos los acontecimientos naturales o voluntarios, generan en alguna persona la responsabilidad, que consistirá en regresar las cosas al estado que tenían antes del acontecimiento, o efectuar los pagos respectivos, para que sus titulares puedan disfrutar de las mismas tal como se encontraban, o como lo deseaban.
“El acto jurídico es una manifestación de voluntad que se hace con la intención de producir consecuencias de derecho, las cuales son reconocidas por el ordenamiento jurídico”.
Rojina Villegas Rafael. Compendio de Derecho Civil. Introducción, personas y familia. Porrúa. México 2001. Pág. 115
“Entendemos por acto jurídico, el acuerdo de voluntades, entre dos personas que crea, transfiere, modifica o extingue obligaciones”.
Miguel Caballero Miguel. Obligaciones Civiles Contractuales y extracontractuales. Porrúa. México 2004. Pag. 17
Los elementos de la definición son:


1).- Manifestación de voluntad,
2).- Intencional,
3).- Reconocimiento de consecuencias jurídicas.
1).- La primera de ellas la manifestación de voluntad, es la decisión externada o la simple realización de algún acto como manejar, comer, caminar, trasladarse. Se concibe así, debido a las implicaciones que tiene en las actividades del hombre, manifestadas con las conductas del sujeto.
2).- En cuanto a la intención, se concibe como un propósito, es decir, las actividades del individuo llevan el destino de establecer beneficios claros, ejemplo, comprar un envase con líquido, un platillo, o un envoltorio con comida en alguna tienda de conveniencia para satisfacer su necesidad alimentaria, implica un acto voluntario además intencional.
3).- El reconocimiento de consecuencias jurídicas, se establece en la norma desde el punto de vista en donde todos los actos voluntarios o intencionales tengan las consecuencias ahí establecidas.
Sólo los actos del hombre, que se realizan de manera voluntaria y además intencional, se consideran como actos jurídicos.
La estructura de la norma jurídica, se compone de dos elementos diferentes, una hipótesis y una disposición o consecuencia normativa.

Las consecuencias legales producen la transmisión, modificación o extinción de derechos subjetivos y deberes jurídicos, por la adecuación de la hipótesis normativa al caso concreto.


Existe una relación de causa a efecto, entre el hecho previsto y las consecuencias de derecho que su realización produce. A esta relación o vinculación consecutiva, se la llama ley de la causalidad jurídica.
A los actos que cumplen con las condiciones establecidas en la norma, se les denomina contratos o convenios.

Las definiciones legales de contrato y convenio se encuentran en el Código Civil del Estado de Querétaro, vigente, el que dispone:
Artículo 1671.- Convenio es el acuerdo de dos o más personas, para crear transferir, modificar o extinguir derechos y obligaciones.
Artículo 1672.- Los convenios que crean o transfieren las obligaciones y derechos toman el nombre de contratos.
“El concepto de contrato exclusivamente respecto de todos aquellos que inciden sobre las relaciones jurídicas patrimoniales”.

Diez – Picazo y Antonio Gullón. Sistema de Derecho Civil. Tecnos. Madrid. España. 2005. Pág. 29
“El acto jurídico más común del derecho privado, es el contrato, caracterizado como el acuerdo de dos o más voluntades para crear, transmitir derechos y obligaciones, debe cumplir o reunir ciertas condiciones para formarse, que son presupuestos de su existencia y de su eficacia”.
Bejarano Sánchez Manuel. Obligaciones Civiles. Oxford. México 2007. Pág. 41
El consentimiento.
Consentimiento es la emisión de voluntad realizada por una persona. Requiere que sea con la intención de celebrar el contrato, la que puede ser expresa, tácita o verbal, no puede haber acto jurídico sin la existencia de la voluntad como elemento esencial.
Ejemplo, al acudir a la tienda y tomar algún artículo, implica mi manifestación implícita de voluntad de celebrar un acto donde me vendan el objeto.
El realizar el pago conlleva la aceptación de las condiciones establecidas por el supermercado.

Por lo tanto, adquirí bienes por el pago de un precio y la tienda me entrega la botella de agua al momento de pagar, ahí entra el acuerdo de voluntades.
“Es el acuerdo de voluntades de las partes respecto de un mismo objeto jurídico. Dos manifestaciones de voluntad, concordantes, una de las partes propone, la otra consiente el acto”.
Gaudemet Eugene. Teoría General de las Obligaciones. Porrúa. México 2000. Pág. 50
ARTÍCULO 1675.-
Los contratos obligan no sólo al cumplimiento de lo expresamente pactado, sino también a todas las consecuencias que, según su naturaleza, son conformes a la buena fe, al uso o a la Ley.
En cualquiera de las formas de emitir consentimiento, existe el acuerdo de quien lo hace de vincularse en las condiciones establecidas en el acuerdo o en la forma en la que se acordó por las partes.
El aspecto fundamental del acto jurídico radica en la conjunción de la voluntad e intención del sujeto para producir consecuencias jurídicas.
A través de la libertad limitada por la ley, las partes pueden establecer los acuerdos o condiciones deseados, donde la legislación regula sus consecuencias.
“El poder de libertad contractual, sostiene que los contratos legalmente formados, tienen fuerza de ley para quien los ha celebrado. Su verdadero sentido es éste, los fines de las partes sólo serán realizables, cuando en su camino no haya ningún obstáculo legal”.
Lutzesco Georges. Teoría y Práctica de las Nulidades. Porrúa. México 2000. Pág. 36
“La voluntad de las partes es la máxima ley de los contratos, la ley del contrato tiene plena validez siempre que no vaya en contra de las disposiciones de orden público”.
Pérez Fernández del Castillo Bernardo. Contratos Civiles. Porrúa. México 2000. Págs. 6, 8.
CONCLUSIÓN

No importa la consciencia de las personas acerca de lo que están celebrando, la realidad establece la aplicación por el contenido de la legislación, acerca de las consecuencias generadas por cada uno de esos actos, propiciando certeza en los mismos, en búsqueda de proteger sus derechos.

BIBLIOGRAFÍA.

1. Bejarano Sánchez Manuel. Obligaciones Civiles. Oxford. México 2007.
2. Diez – Picazo y Antonio Gullón. Sistema de Derecho Civil. Tecnos. Madrid. España. 2005.
3. Domínguez Martínez Jorge. Contratos. Derecho Civil. Porrúa. México 2000.
4. Domínguez Martínez Jorge. Derecho Civil Parte General. Porrúa. México 2008.
5. Gaudemet Eugene. Teoría General de las Obligaciones. Porrúa. México 2000.
6. Lutzesco Georges. Teoría y Práctica de las Nulidades. Porrúa. México 2000.
7. Méjan Luis Manuel. Obligaciones Civiles. Oxford. México. 2005
8. Moguel Caballero Miguel. Obligaciones Civiles Contractuales y extracontractuales. Porrúa. México 2004.
9. Pérez Fernández del Castillo Bernardo. Contratos Civiles. Porrúa. México 2000.
10. Quintanilla García Miguel Ángel. El Negocio Jurídico. Cárdenas Editor y Distribuidor. México 2002.
11. Rojina Villegas Rafael. Compendio de Derecho Civil. Introducción, personas y familia. Porrúa. México 2001.
12. Sánchez Medal Ramón. De los Contratos Civiles. Porrúa. México 1999.

Las convenciones celebradas legalmente tiene fuerza de ley para quienes las realizaron.
“El contrato no es el documento, público o privado, es el acuerdo y concurrencia o convención de voluntades productor de efectos jurídicos, el documento es el medio para probar la existencia del contrato mismo”.
Domínguez Martínez Jorge. Contratos Derecho Civil. Porrúa. México 2000. Pág. 18.
Entonces se pueden tener actos jurídicos y contratos verbales?
A guisa de ejemplo, veamos el artículo 2135 del Código Civil del Estado de Querétaro, que dispone:
Artículo 2135.- Por regla general, la venta es perfecta y obligatoria para las partes, cuando se han convenido sobre la cosa y su precio, aunque la primera no haya sido entregada, ni el segundo satisfecho.
La sola existencia de acuerdo sobre precio y cosa, provoca que cotidianamente las personas realizan actos que implican intercambio de bienes y/o servicios para satisfacer sus diversas necesidades, en donde resulta de poca importancia la consciencia de las personas en cuanto a que tipo de actos realiza, trátese de un hecho o acto jurídico, de una obligación o de un contrato, donde la ley les genera consecuencias precisas.

Todas las formas en comento, son originadas en la voluntad de las personas manifestada de manera libre, donde es comprendida jurídicamente como consentimiento.
La importancia del acto jurídico en la vida de las personas, radica en que estas realizan diversos actos, sin importar la consciencia al respecto, de que los mismos están siendo sancionados por la norma jurídica.
OBJETIVO PARTICULAR.
Identificar el alcance, contenido, requisitos, consecuencias y manifestaciones del acto jurídico, para su aplicación en la vida cotidiana y profesional.
La realidad es que el acto jurídico es el antecedente fundamental en la materia de contratos, misma que tiene más de 100 años enseñándose en Querétaro, en el Antiguo Colegio Civil y ahora en la Facultad de Derecho de la Universidad Autónoma de Querétaro.
2
3
4
5
9
6
7
8
10
12
11
13
14
15
16
17
18
23
19
20
21
22
24
25
33
26
27
28
29
30
31
36
35
34
33
32
38
40
41
37
39
47
56
53
54
52
51
42
43
44
45
46
47
48
49
50
Definiciones:
Por su parte el acto jurídico se define como:
La autonomía de la voluntad y su manifestación.
ART. 1712.- En los contratos civiles cada uno se obliga en la manera y términos que aparezca que quiso obligarse, sin que para la validez del contrato se requieran formalidades determinadas, fuera de los casos expresamente designados por la Ley.
ARTÍCULO 1676.- La validez y el cumplimiento de los contratos no pueden dejarse al arbitrio de uno de los contratantes.
Por supuesto, basta con el simple acuerdo de las personas en cuanto a lo que quieren celebrar o producir efectos, para que se tenga por válido y aplicable.
El acto jurídico es el mayor productor de consecuencias jurídicas.
55
Profundicemos en los ejemplos para analizar las siguientes circunstancias:
Su origen se encuentra en la necesidad de regular los actos de las personas y como es que se reflejan en las disposiciones legales.
Full transcript