Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Copy of Morfología, Fisiología y Anatomía de plantas

Exposición
by

Alejandro Reyes Orellana

on 20 December 2012

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Copy of Morfología, Fisiología y Anatomía de plantas

Morfología, Fisiología y Anatomía de las Plantas Características:
Carecen de flores, semillas.
Reproducción por medio de esporas. Esporofitas.
Están formadas por un cuerpo celular llamado talo, que no llega a ser un tallo, carecen de verdaderas raíces, hojas y elementos conductores. Pueden ser ficofitos (algas superiores) y micofitos (hongos).
Pueden ser unicelulares o pluricelulares. Conocidas como plantas inferiores FICOFITOS Son algas en las que domina la pluricelularidad, es decir, las denominadas algas superiores o verdaderas, las algas verdes, pardas y rojas (clorofíceas, feofíceas y rodofíceas). Estas habitan en medios acuáticos, ya sean dulces o salados. Son fotoautotrofas, y además de la clorofila contienen distintos pigmentos con los que realiza sus procesos energéticos, lo cual determina el color característico. CLOROFÍCEAS Se trata de las auténticas algas verdes. Son las más abundantes en cuanto a especies, formas y adaptaciones. Abarcan desde formas unicelulares flageladas microscópicas, hasta especies muy desarrolladas que presentan una organización muy compleja, incluso con aspectos muy semejantes a los de las plantas superiores.El color de las algas verdes o clorofitos se debe a que poseen cloroplastos, estructura celular formadora de clorofila. Esta sustancia es fundamental para la fotosíntesis. Las algas pardas o feófitos son organismos pluricelulares. Pueden alcanzar grandes dimensiones y asemejarse a plantas superiores. Tienen una especie de tallo llamado cauloide, y estructuras parecidas a hojas denominadas frondes. Sus rizoides las fijan a rocas marinas. La clorofila que poseen se suma a la ficoxantina, un pigmento marrón, que junto a otros, les da su coloración parda.
La reproducción asexual puede tener lugar por fragmentación del talo, mediante la formación de propágalos (pequeños talos que se desprenden y forman un nuevo individuo), o por esporas. También existe reproducción sexual a través de la fusión de gametos. FEOFICEAS Las algas rojas o rodófitos poseen un talo que adquiere formas muy variadas, pero predominan las estructuras filamentosas con uno o varios ejes. Los extremos de estos filamentos se dividen sucesivamente y así se produce el crecimiento. La reproducción puede darse asexualmente, por medio de esporas inmóviles, o sexualmente, a través de células femeninas y masculinas. Éstas se generan a veces en un mismo talo y otras en talos diferentes. Una vez fusionadas forman el cigoto, que crece sobre la planta madre. RODÓFICEAS Los hongos son organismos que presentan características intermedias entre los animales y vegetales. Son unicelulares o pluricelulares con estructura de talo. Su nutrición es heterótrofa, es decir, no se nutren realizando la fotosíntesis (carecen de clorofila).
Al igual que en los animales, su reserva energética es el glucógeno. Sus células, salvo en los grupos inferiores, no suelen estar desnudas, sino recubiertas por una membrana que suele ser de un Polisacárido, la quitina. MICOFITOS Son mohos u hongos terrestres constituidos por hifas, tanto haploides microscópicas y uninucleadas, como plurinucleadas y ramificadas. Son normalmente acuáticos, saprófitos y/o parásitos, por lo que viven sobre materia animal, vegetal o en descomposición, o parasitando a insectos y plantas. Se multiplican asexualmente por esporas flageladas, y sexualmente tras la conjugación de hifas de sexualidad opuesta, que dan como resultado la formación de zigosporas FICOMICETES Son hongos con micelio tabicado que producen ascosporas endógenas. Hay unas 64.000 especies. Es la División (Filo) más grande del Reino Fungi. Pueden ser unicelulares y talófitos. La reproducción puede ser de dos tipos: asexual, por esporas exógenas (conidios o conidioesporas), y sexual, esporas endógenas (ascospora).Han sido aislados de lugares extremos, desde dentro de rocas en la planicie helada de Antártica hasta las profundidades del mar. ASCOMICETES Se reproducen mediante basidios, pocos son parásitos entre ellos se encuentran los comestibles y los venenosos, medio terrestre.
La reproducción asexual se lleva a cabo por conidios con micelio monocarióticos (células espermatizadoras) o dicarióticos y la reproducción sexual hay plasmogamia (somatogamia y espermatización). BASIDIOMICETES Líquenes foliosos: viven sobre ramas o rocas, con aspecto de pequeñas hojas. Líquenes crustáceos: viven sobre rocas, pegados al sustrato. Liquenes Fruticulosos: Viven sobre ramas con aspecto de pequeños arbolitos LIQUENES Están compuesto de dos plantas distintas:Un hongo y una alga que viven en estrecha asociación. La mayor parte del liquen esta formado por una maraña de diminutos filamentos fungales o hinfas y multitud de microscópicas algas unicelulares.
Ambos componentes se benefician de esta simbiosis. CORMÓFITAS Las plantas cormófitas son aquellas que poseen verdaderas raíces, tallos y hojas. Estas además presentan vasos conductores (sistemas vasculares) por donde circula el agua y los minerales y nutrientes, este sistema consta de dos tipos: xilema que conduce el agua y los nutrientes desde las raíces al resto de la planta y el floema: que conduce los nutrientes sintetizados desde las hojas hasta el resto de la planta. La fecundación de este se producirá un cigoto del que se desarrollará el esporofito, y luego el prótalo o fase sexuada del helecho muere. Contienen en su parte inferior unos filamentos oscuros llamados rizoides, que sujetan al prótalo, aquí se encuentran los órganos reproductores femeninos y masculinos (arquegonios y anteridios) que producen la oosfera y los anterozoides respectivamente. •Pteridofitos: (plantas sin flores o semillas). Corresponde a los criptógamas y se clasifican en: Los cormofitos se dividen en: Psilofitos (División Ryniophyta) Licopodios (División Lycopodiophyta) Equisetos ( División Equisetophyta) Helechos (División Pteridophyta) Fisiología de las plantas Como los demás seres vivos, los vegetales llevan a cabo funciones vitales que les permiten crecer, desarrollarse y reproducirse.
Los principales procesos para cumplir su metabolismo son la absorción, la circulación, la respiración y la transpiración. Los vegetales no toman sus nutrientes sólo de la tierra. También utilizan el oxígeno y el dióxido de carbono del aire que captan principalmente a través de sus hojas.
El agua con sales minerales disueltas entra a la raíz por difusión; con esas sustancias la planta elabora moléculas orgánicas para formar sus tejidos: carbohidratos -como la glucosa, la fructosa y el almidón-, proteínas y grasas o lípidos. La absorción Una característica del reino vegetal es su extrema capacidad de adaptación. Las hidrófitas son plantas que viven en el agua o en suelos muy húmedos. Las que crecen en tierra se nutren a través de la raíz, que crece en busca de agua y nutrientes, por lo que se encuentra más desarrollada, las epífitas viven sobre otros vegetales, sin ser parásitas, y absorben agua por medio de pelos que tienen en la superficie de las hojas La circulación El desarrollo de un sistema circulatorio, de complejidad creciente en las distintas formas de vida, es una prueba de los mecanismos de la evolución. En los organismos celulares simples, como la ameba y el paramecio, la función de transporte está asegurada sencillamente por las corrientes de material protoplasmático, que absorben o expulsan sustancias. Pero ya en las talófitas o algas, se observa la presencia de vías circulatorias. Los vegetales terrestres necesitan asegurar sus recursos hídricos, y para ello cuentan con tejidos de absorción y conducción de agua y nutrientes. Los helechos, las más evolucionadas entre las plantas inferiores, muestran perfectamente diferenciados los tejidos de conducción. Para la circulación de la savia, la planta cuenta con dos tipos de tejido: xilema y floema.
Sus elementos de conducción se asocian con tejidos de sostén y parenquimáticos (que almacenan reservas), generalmente, están agrupados formando hacecillos conductores. La savia es una mezcla de sustancias orgánicas e inorgánicas, integrada en un 98% por agua y en el resto por sales, azúcares, aminoácidos y hormonas. La savia bruta, compuesta por agua y sales minerales disueltas, absorbidas por la raíz, sube por el xilema y alcanza las partes de la planta donde se realiza la fotosíntesis.
Entre los minerales necesarios para las plantas, los de mayor valor son el nitrógeno, requerido para la multiplicación celular; el fósforo, que integra compuestos ricos en energía; el potasio, que favorece la asimilación de sustancias nutritivas; el calcio, que une y protege las células; el cobre, de valor durante el período de crecimiento; el cinc, que interviene en la formación de los líquidos, y el manganeso, en la de sustancias proteicas. Además, requiere magnesio, ya que ese elemento interviene en la formación de clorofila, pigmento que interviene en la fotosíntesis. La transpiración y
la respiración La transpiración elimina el exceso de agua en forma de vapor o de gotitas que salen por los estomas, orificios microscópicos situados en la epidermis de las partes aéreas de la planta, y, con mayor densidad en el envés o reverso de las hojas. Disponen de un mecanismo que les permite abrirse o cerrarse, de acuerdo con el volumen de agua que la planta necesite eliminar en forma de vapor. Por los estomas también ingresa el CO2 utilizado en la fotosíntesis. La respiración es el proceso inverso al de la fotosíntesis, en donde, a partir de sustancias orgánicas y oxígeno, los vegetales obtienen energía y liberan CO2 y agua. Todos los órganos de la planta respiran para obtener energía. La raíz, por ser el órgano de la planta encargado de la absorción de agua y nutrientes, está en constante crecimiento y necesita proveerse directamente de oxígeno para respirar. El tallo respira por medio de sus poros, llamados lenticelas. El fruto se caracteriza por la respiración anaeróbica, es decir, que no requiere oxígeno. Esta particular forma de respiración libera sustancias que son las responsables del aroma de las frutas maduras. De todos modos, más allá de esas formas periféricas de respiración, lo cierto es que la planta cumple esta función sobre todo a través de los estomas de las hojas, a un ritmo que varía según diversos factores. La velocidad de respiración de un vegetal es diferente según su edad y los factores climáticos. Cuanto más joven sea la planta, más activa será su respiración, pues su necesidad de abastecerse de energía es permanente. También el tiempo cálido y húmedo aumentan el ritmo respiratorio. Xilema y floema equivalen a venas y arterias en la función circulatoria. El xilema conduce el agua y los minerales disueltos en ella que absorben las raíces.
El floema transforma las sustancias orgánicas elaboradas por las hojas. TEJIDOS Los tejidos se agrupan en dos categorías, tejidos embrionales (meristemas) y tejidos adultos. TEJIDO MERISTEMATICO: son tejidos de crecimiento y sus células mantienen la capacidad de división; la actividad de estos es constante en la mayoría de los casos, por ejemplo el crecimiento de las raíces y los tallos. Son células ricas en citoplasma, con vacuolas pequeñas y pocas numerosas, un nucleo voluminoso, paredes delgadas y con poca celulosa.
Existen diferentes meristemas distribuidos por toda la planta con organización, localización y funciones distintas. Algunos están situados en los extremos de la planta, en el ápice los tallos y de las raíz, y son causa de su crecimiento longitudinal. Los meristemas de dividen en meristemas primarios si proceden del embrión y secundarios si se origina a partir de células adultas que recuperan la capacidad meristemtica. TEJIDO ADULTO: células de los tejidos adultos que han perdido la capacidad de dividirse. Epidermis: tejido adulto formado generalmente por una solo capa de células muy juntas, perfectamente trabajas entre si y sin meatos entre ellas. Por debajo de la capa externa algunos vegetales poseen una o varias capas de células de carácter igualmente epidérmico. La epidermis es la estructura que independiza los vegetales terrestres como sistema hídrico y permite su metabolismo, para realizar los procesos vitales es necesario el intercambio gaseoso, lo que lleva al desarrollo de estructuras más o menos especializadas, los estomas, para que dicho intercambio sea factible. La cutina es el componente principal de la cuticula que cubre la epidermis y la aisla, la cuticula falta en aquellos órganos que pueden ser permeables al agua como las raíces y los órganos sumergidos de las plantas acuáticas. Estomas: abertura en la epidermis formada por dos células arriñonadas, enfrentadas por su cara cóncava. La abertura recibe el nombre de ostiolo o poro y las dos células son llamadas células de cierre u oclusivas porque permiten la apertura o cierre a diferencias de las células epidérmicas poseen cloroplastos y contienen gran cantidad de hidratos de carbono. Las paredes de estas células que miran al poro están engrosadas en comparación con las opuestas, lo que resulta determinante en los procesos de apertura y cierre del poro. Parénquima: llamado tejido fundamental porque es el mas ampliamente extendido en los vegetales; esta presente en la medula de los tallos hojas y pulpa de los frutos. Mantienen su capacidad de división celular durante la madurez, se encarga de numerosas funciones especializadas como fotosíntesis (parénquima clorofílico), almacenamiento (parénquima de reserva). Las células tienen paredes primarias de grosor uniforme. Colénquima: relacionada con funciones de sostén, capaz de aportar elasticidad y refuerzo para dar consistencia a los orgánulos vegetales, sus células son largas y finas, con engrosamientos irregulares en las paredes celulares, se destaca por su capacidad para deformarse, se encuentra en hojas, peciolos, tallos jóvenes. La mayoría de las monocotiledóneas no lo poseen. Esclerénquima: tejido mecánico por excelencia, se desarrollan gruesas paredes secundarias que se depositan sobre las primarias, la mayoría llegan a la madurez sin protoplastos y mueren. Los paquetes de esclerenquima sirven para la diferenciación de generos y rangos secundarios. Son las células mas largas de las plantas; se encarga de sujetar y reforzar las partes de la planta que han terminado de crecer. Xilema: parte del sistema vascular de las plantas, transporta agua y sales minerales (savia sin refinar), que sube desde las raíces hasta las hojas. Constituye un sistema continuo de elementos traqueales encargados directamente de la conducción y elementos adicionales como fibras; los elementos traqueales son células alargadas, muertas al llegar a la madurez, en las paredes de estas se producen engrosamientos secundarios, que confiere rigidez y función adicional de sostén. Floema: tejido conductor, implicado en las funciones de conducción y sostén. Se compone de tubos cribosos que recorren la planta desde las hojas hasta la raíz transportando los productos elaborados (linfa elaborada) y sustancias de reserva que descienden de la hoja a lo largo de toda la planta. Este tejido conductor junto con el xilema de denominan haces. Parte de la planta situada por lo general bajo tierra, se origina a partir de la radicula primaria (primera raíz), formando un aparato radicular complejo; la raíz primaria muere enseguida o apenas se desarrolla y se forma en su lugar raíces de origen caulinar, fibrosas e iguales en tamaño, las raíces que se ramifican a partir de la primera de denomina raíces secundarias .La función es sujetar la planta al suelo, absorber agua y sustancias disueltas, reserva, respiracion. Esta cubierta de pelos radicales, que se encargan de la absorción. Crecen en sentido gravitatorio, es decir tienen geotropismo positivo. Poseen un meristema apical de crecimiento protegido por la cofia.
Existe una relación entre el crecimiento de la parte aérea de una planta y el de su raíz: cuanto mas voluminoza es la copa, conjunto de ramas y hojas, mas solida debe ser la fijación del árbol al suelo. En su interior están formadas en su mayor parte por xilema y floema. Existen varios tipos de raíces; algunas son importantes órganos de almacenamiento como la zanahoria que se denomina raíz napiforme, la papa que es una raíz tuberosa. La raíz principal es capaz de sostener el peso pero resulta inadecuada para absorber, esta tarea se asigna a las partes mas jóvenes, al apice de la raíz, que al renovarse continuamente se adentra en el suelo. TALLO
También llamado tronco o eje, es el órgano de la planta destinado a sostener las hojas, flores y frutos, y a conectarlos con las raíces. De porte vertical y por lo general robusto, el tallo se origina de una yema del embrión, formada por tejido meristematico rodeado por hojas jóvenes constreñidas entre si y protegidas a su vez por escamas (o catáfilos). Cuando la yema se desarrolla las escamas caen, el tallo se alarga y las hojas se expanden. El punto de inserción de las hojas se denomina nudo y la parte de tallo desnudo, que es la que mas rápidamente crece, se llama entrenudo. En la axila de las hojas se forman pequeñas protuberancias, que construyen los primordios de las ramas o yemas.
En las plantas que viven muchos años el tallo es muchos mas consistente y robusto, recto, y se ramifica a un cierta altura; en algunos casos el tallo es incapaz de mantenerse recto bajo el peso de las hojas, flores y frutos, en esta situación el árbol puede arrastrarse por el suelo como sucede con la calabaza, o busca un punto de apoyo que puede ser otro árbol o un palo, y trepa por él. Dentro de este se sitúan los haces vasculares. En plantas superiores que alcanzan dimensiones considerables, entra en actividad un tejido meristematico llamado cambium, genera elementos xilematicos que miran hacia el interior y otros floematicos vueltos hacia el exterior. Año tras año continua formándose anillos concéntricos de circunferencia cada vez mayor, que a veces permite conocer la edad de una planta y evaluar las características de las estaciones. HOJA
Es el órgano encargado de la fotosíntesis, con crecimiento limitado, que brotan de los tallos y poseen forma laminar, formada por dos partes: una lámina delgada llamada limbo y una estructura circular y alargada llamada peciolo. Existen hojas simples como la del platano cuyo único limbo lo constituyen una única pieza, y hojas independientes que presentan varias partes independientes las unas de otras como las rosas. El limbo puede presentar muchas formas (linenal, acorazonada, ovalada, trifoliada, etc). El peciolo es un pie que une la lamina de la hoja con el tallo, por el discurren los haces vasculares. La parte inferior de las hojas se encuentran los estomas. El espacio ocupado entre ambas epidermis de la hoja esta ocupada por un tejido denominado mesofilo, tras la epidermis superior se encuentra parénquima empanizada rica en cloroplastos. A continuación se encuentra un tejido esponjoso, que contiene un numero muy reducido de cloroplastos, lo que explica porque la parte inferior de las hojas es menor verde. RAIZ Semillas
y
Frutos
Una semilla es el óvulo maduro de una gimnosperma o de una angioesperma, que contiene una fuente de alimento almacenado y está envuelto en una capa protectora. Este alimento comienza como un tejido fino llamado endospermo que es provisto por la planta progenitora y puede ser rico en aceite o almidón y en proteínas.
Cuando la germinación empieza, la radícula sale en primer lugar, dirigiéndose hacia el micrópilo y perforando la testa. Se introduce en la tierra, produciendo las raíces. El hipocotilo se extiende y hace que la semilla emerja del suelo. Los cotiledones se abren. Por desarrollo de la plúmula, por encima de ellos, aparece el epicotilo y por debajo el hipocotilo, conformando el tallo. Los cotiledones se marchitan y nuevas hojas surgen en el tallo. Este es un tipo de proceso germinativo, el que eleva los cotiledones por encima de la tierra y se le denomina germinación epigea, pero algunas veces los cotiledones se quedan debajo de la tierra y es llamada germinación hipogea. En las plantas angiospermas, el fruto proviene del ovario de la flor tras ser fecundado.
En las plantas gimnospermas y plantas sin flores no hay verdaderos frutos, aunque a estructuras reproductivas como los conos de los pinos, comúnmente se les tome por frutos.
Los frutos se dividen en dos grandes categorías: los que proceden de una sola flor o frutos propiamente dichos que pueden ser secos o carnosos y ambos dehiscentes o indehicentes, según que su pericarpo se abra o no, y los que proceden de una inflorescencia, o infrutescencia, pero con apariencia de un solo fruto.
El fruto es la parte de los vegetales que está a cargo de proteger las semillas y asegurar su dispersión. Es el resultado de la fecundación del ovario, especialmente por el engrosamiento de las paredes de éste, aunque algunos frutos tienen otro origen ya que pueden proceden del engrosamiento del receptáculo floral o de otro lugar de la flor. - Exocarpo o epicarpo: parte más externa del fruto, sería lo que conocemos como piel.
- Mesocarpo: parte más gruesa de la mayoría de los frutos, sería "la carne" que nos comemos.
- Endocarpo: parte normalmente endurecida que cubre la semilla, sería "el hueso"
Semilla: se encuentra encerrada dentro del endocarpo. PARTES DEL FRUTO
Pericarpo: es todo aquello que rodea a la semilla en forma de cubierta y consta de tres partes:
- Plúmula: es una yema que se encuentra a lado opuesto de la radícula.
- Hipocotilo: espacio entre la radícula y la plúmula. Se divide a su vez en el eje hipocotíleo, situado a continuación de la radícula y el eje epicotíleo, situado por encima de los cotiledones. Se convierte en un tallo.
- Cotiledón: adquieren la función de primeras hojas o de reserva alimenticia, a veces ambas cosas a la vez. Según el número de cotiledones, clasificamos las plantas en: - Monocotiledóneas (con un solo cotiledón).
Dicotiledóneas (con dos cotiledones). PARTES DE LA SEMILLA

Embrión: la pequeña planta en estado embrionario. Cuando las condiciones son favorables (adecuada humedad, calor y oxígeno) se desarrolla dando lugar a una nueva planta y contiene: Epispermo: Es la cubierta exterior. Esta formada por la testa y, en el caso de las angiospermas, con una cubierta suplementaria por debajo de esta, llamada tegmen. La testa a veces es delgada, como ocurre en las semillas protegidas por el endocarpio leñoso, pero a veces, cuando falta esta protección, la testa actúa de defensa contra el mundo exterior además de evitar la perdida de agua de la semilla. Sobre esta superficie, podemos ver el micrópilo que es como un pequeño poro, a través del cual se había producido la entrada del tubo polínico en el óvulo y por donde se dirige la radícula en la germinación. TIPOS DE FRUTOS
- simples: se desarrollan a partir de una sola flor que tiene un único carpelo, o carpelos soldados.

- carnosos: aquellos que tienen el pericarpo más o menos blando, es decir que tienen suficiente "carne" alrededor del hueso. - secos: aquellos que no tienen una textura blanda cuando están maduros. Tienen una apariencia como de madera y al presionar sobre ellos no están blandos. Cápsula: frutos procedentes de ovarios compuestos con mucha variedad de aperturas. - Legumbre: frutos derivados de ovarios de un solo carpelo. A diferencia de los folículos se abren por dos lados. - Silicua: provienen de dos carpelos unidos que, al madurar, se abre en dos valvas, dejando ver una estructura a modo de bastidor (replum), donde están insertadas las semillas
.


- indehiscentes: que no se abren naturalmente para que salga la semilla. Baya: fruto carnoso, con epicarpio delgado, y mesocarpio y endocarpio carnosos y jugosos. Cariópside: frutos en los que la semilla está pegada al pericarpo. Drupa: fruto carnoso, en el cual un hueso duro rodea la semilla, y esta, es a su vez rodeado por un sarcocarpo carnoso y jugoso Esquizocarpo: fruto seco, indehiscente, procedente de un ovario pluricarpelar, que en la madurez se descompone en mericarpos. Hesperidio: fruto con mesocarpio esponjoso y endocarpio membranoso revestido de pelos jugosos que constituyen la parte comestible. Núcula: frutos con el pericarpo endurecido y recubierto por una cúpula en la base. - Nuez: el pericarpio se lignifica y endurece y forma una cáscara dura que no se abre en la madurez. - Pepónide: fruto carnoso, procedente de un ovario pluricarpelar e ínfero, que en la madurez presenta una cubierta reforzada. Pixidio: cápsulas
que se abren
transversalmente. Poliaquenio: agrupación de varios frutos secos, de tipo aquenio. Polifolículo: agrupación de varios frutos del tipo folículo. Pomo: fruto carnoso procedente de una flor, con varios carpelos soldados en un ovario ínfero en el cual, la parte central, esta dividida en cinco cavidades (cinco carpelos), de consistencia apergaminada, y la parte carnosa comestible corresponde al hipanto y no al pericarpio. Sámara: aquenios con pericarpio extendido a manera de ala. Gracias. Talofitas Endospermo: Es la reserva alimentaria contenida en la semilla. En las monocotiledóneas está constituido por almidón, conformando casi la totalidad de la semilla. A veces esta reserva se encuentra incluida en los cotiledones, como ocurre siempre en el caso de la dicotiledóneas. Folículo: frutos que están formados de un solo carpelo y que cuando maduran se abren por un lado. Aquenio: frutos de una sola semilla, no soldada dentro del carpelo
Polidrupas:
Futos que combianan diversas drupas a la vez
Full transcript