Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Venas Renales

No description
by

David Mora Mora

on 16 August 2015

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Venas Renales

Venas Renales
Arterias Renales
Riñones
Uréteres
Uretra
Vejiga Urinaria
Drena sangre venosa del riñón, así como del tejido adiposo que lo rodea, de la glándula suprarrenal y de la parte superior del uréter. La vena renal derecha suele tener un corto trayecto hasta vaciar en la vena cava inferior, mientras que la vena renal izquierda, más larga que la derecha, describe un trayecto oblicuo de unos 7 mm, a lo largo de lo cual cruza la cara anterior de la aorta abdominal.
La terminación tanto de la arteria renal derecha como la izquierda es bastante variable. Por lo general, emiten una rama anterior que a su vez se divide en 3 o 4 ramas que irrigan la cara anterior del riñón y su polo inferior. También emiten ramas posteriores que irrigan cara posterior y el polo superior del riñón. La arteria renal emite ramas colaterales que irrigan la glándula suprarrenal y la grasa perirrenal.

En general, la arteria renal derecha es más baja que la izquierda, aunque la variabilidad observada es inmensa. Al continuar hacia el parénquima renal, la arteria renal emite primero ramas que penetran las papilas renales que terminan a nivel de la base de las pirámides renales formando un lecho vascular de donde nacen las arterias radiadas que emiten las arterias del glomérulo renal.
Los riñones, considerados como los principales químicos del organismo, tienen una función tanto excretora como reguladora. Excretan agua, pero también la conservan; eliminan a través de la orina todos los productos del desdoblamiento de los alimentos que pueden ser potencialmente nocivos, antes de que alcancen niveles tóxicos; devuelven a la sangre agua, glucosa, sal, potasio y otras muchas sustancias vitales en las proporciones adecuadas para mantener el medio interno estable a pesar de las variaciones de clima, dieta y otros factores externos.
Los uréteres son tubos huecos estrechos, muscular, aproximadamente nueve pulgadas de largo, que conectan los riñones a la vejiga. Cada riñón tiene su propio uréter a través del cual pasa la orina.

La orina no fluye en una corriente lenta y constante a lo largo de la longitud de los uréteres hacia la vejiga. Las paredes de los uréteres se componen de los músculos lisos, involuntarios que contrato a una tasa de entre uno a cinco veces por minuto y, por medio de ondas peristálticas regulares, y la gravedad, empujar la orina en chorros de alrededor de 1,5 cucharaditas hacia la vejiga para almacenamiento y para su posterior eliminación.
La uretra es el conducto por el que pasa la orina en su fase final del proceso urinario desde la vejiga urinaria hasta el exterior del cuerpo durante la micción. La función de la uretra es excretora en ambos sexos y también cumple una función reproductiva en el varón al permitir el paso del semen desde las vesículas seminales que abocan a la próstata hasta el exterior, es decir, este conducto es compartido por el sistema urinario y el reproductor.
Principal función es almacenar la orina procedente de los riñones para su posterior expulsión del cuerpo, a través de la uretra, en un acción conocida como micción.

Este proceso comienza cuando la vejiga se va llenando y los nervios de la zona (plexo presacro) mandan señales al cerebro para informar de su estado, generando así las ganas de orinar.

En población adulta y sana, la micción suele ser completamente voluntaria (en situaciones normales) y se lleva a cabo a través de la contracción de la vejiga y la relajación de los músculos del esfínter.
Full transcript