Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

La política del “Big Stick” o del "Gran Garrote".

No description
by

Patrick Starfish

on 25 March 2014

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of La política del “Big Stick” o del "Gran Garrote".

La política del “Big Stick” o del "Gran Garrote".
Prof : Jonathan Leblanc
I. Los orígenes de la política del Gran Garrote
1.1. La independencia
1.2. La Doctrina Monroe
1.3. El Destino Manifiesto
II. Las “excusas” estadounidenses
2.1. La ambición comercial
2.2. El
racialismo
2.3. La actitud paternalista
III. El corolario Roosevelt y las intervenciones
3.1. Teodoro Roosevelt
3.2. La propia interpretación de la Doctrina Monroe
3.3. Ejemplo de intervención
I. Los orígenes de la política del Gran Garrote
1.1. La independencia
La independencia de los Estados Unidos en 1776
, traería como consecuencia no sólo la caída del viejo orden puritano sino su
recomposición
. Podemos afirmar que todos los colonos se inclinaron por la independencia gracias, en parte, al argumento proporcionado por Thomas Paine sobre Common Sense (Sentido Común), publicado en enero de 1776, el cual sostenía poderosamente el concepto de dos esferas:
Inglaterra como perteneciente al sistema europeo y América como perteneciente a sí misma.
La independencia de los Estados Unidos creó un cierto sentimiento de superioridad de los Estadounidenses. Viéndose como el primer país independiente después de una revolución exitosa y como el precursor de un nuevo tipo de vida política
. La llegada de la democracia y de la república es al origen de esta actitud dominante de los EE.UU sobre el resto del mundo que seguía con sus regímenes monárquicos y sobre todo sobre América Latina, que tuvo que luchar para la independencia mucho más tiempo de los estadounidenses.
Los latinos eran vistos como hermanitos a quién hacia falta enseñarles la vida.
Pese al establecimiento de un sistema de gobierno federal, pronto se evidenció
la diferencia entre federalistas y centralistas y entre el norte y el sur
.
Los federalistas estaban a favor de un gobierno central débil y de una autonomía importante. Se encontraba los federalistas sobre todo en el sur, porque esos propietarios y cultivadores querían evitar un control fuerte del estado sobre sus asuntos. Los centralistas del norte ellos vivían en ciudades mas desarrolladas, donde se encontraba mas solidaridad, lo que explica que ellos deseaban un gobierno fuerte que regule la vida de los ciudadanos
.
Del mismo modo, podemos percibir la diferencia existente entre estos primeros dos grupos, en contraste con los grupos de escoceses e irlandeses presbiterianos ubicados en los estados centrales y que agrupaban también a calvinistas holandeses dedicados a sus granjas, y a alemanes luteranos. A pesar de que estos últimos grupos eran minoría, constituían la creciente clase trabajadora urbana y se reconocían como republicanos igualitarios.
El siglo XIX vio la lucha entre hermanos: el norte contra el sur (1861- 1865)
, esta pugna ya se presagiaba desde 1854 cuando el partido Whig fue totalmente aplastado debido a su incapacidad para sostenerse como tal y tomaron impulso tres partidos en contraposición: el Partido Demócrata del Norte, el Partido Demócrata del Sur y el partido que tomó el nombre de Republicano liderado por los norteños. De tal manera que años antes de la Guerra de Secesión ya había nacido un sistema de partidos bien delimitado.
Las diferencias de estilo de vida entre el sur y el norte hicieron de esas dos regiones hermanas unos enemigos hereditarios en cuanto del tema grande de la
economía
.
El norte
quería desarrollar el poder de la
industrialización
, con el empleo en las fabricas y el comercio capitalista.
Los sureño apoyaban ellos el tradicional sistema de plantaciones
basaba sobre un sistema casi feudal, el líder de la plantación, sus empleados y sus esclavos.
El otro punto clave para entender la evolución de este sentimiento superior de los estadounidenses :
la inmigración
. A esta época
la demografía era todavía uno e los factores que podían explicar la grandeza o la debilidad de una potencia
.
La primera ola, abarcó el período de 1820-1860, en el cual entraron 4.900.000 europeos a América del Norte, la mayoría de irlandeses, alemanes, italianos e ingleses, que se dirigieron al Este en búsqueda de trabajo. América del Norte era vista, pues, como la tierra de las oportunidades y de la libertad.
La segunda oleada que ya incluye el siglo XX (1865-1914), vio entrar rusos, escandinavos, chinos y japoneses a territorio estadounidense. Ambas oleadas influyeron, sin duda, en la composición social estadounidense, de modo que para 1900, 2/3 partes de los habitantes de Boston eran inmigrantes y 3/4 partes de los habitantes de Chicago también. En este escenario decimonónico, se transplantaron ideas europeas como la del progreso que en un país como Estados Unidos encontró tierra fértil.
I. Los orígenes de la política del Gran Garrote
1.2. La Doctrina Monroe
¿Cuál fue la fundamentación que utilizó el
establishment
estadounidense frente a la opinión pública para justificar su proyecto imperial? Pues bien, manipuló sagazmente la conocida Doctrina Monroe que constituye, sin duda, la esencia de la política exterior norteamericana
El nacimiento de la Doctrina Monroe es su géneris pues expresa uno de los más antiguos conceptos del
Realpolitik
,
Monroe no sólo expresó como zona de dominio norteamericano la región que va desde el Río Grande hasta el Cabo de Hornos sino que su mensaje expresó principios que regirían en la segunda mitad del siglo XIX y del siglo XX
.
Estos principios no sólo triunfarían durante los años venideros en el Nuevo Mundo, sino también en gran parte del viejo y eran la expresión de la divergencia entre el absolutismo que regía en Europa y la democracia de la cual Estados Unidos era el baluarte.
En la segunda mitad del siglo XIX e inicios del siglo XX –como demuestra Thomas A. Bailey, historiador de la diplomacia estadounidense–
hay dos etapas bien delineadas en la historia de la Doctrina Monroe, la primera se caracteriza por su carácter defensivo y aislacionista y, la segunda que se inició con el gobierno de Theodore Roosevelt, tuvo una impronta intervencionista e imperialista.
Sin embargo, no podemos afirmar que la hegemonía estadounidense en América Latina se realizó a expensas de los poderes europeos, como Inglaterra y Alemania, por la Doctrina Monroe.
Esta doctrina significó más bien una sugerencia a la no intervención de las grandes potencias europeas en los destinos de las nuevas repúblicas latinoamericanas.
I. Los orígenes de la política del Gran Garrote
1.3. El Destino Manifiesto
Los procesos estadounidenses internos de carácter económico, social y cultural como:
la expansión industrial, la inmigración, el desarrollo organizacional, el espíritu cultural de una época progresista, las políticas de descanso laboral, la conquista del Oeste y la búsqueda de nuevos mercados
, no se pueden estudiar aisladamente pues crearon un contexto histórico único que hizo posible que Estados Unidos cimente bases sólidas y se vaya definiendo en relación no solamente a sí mismos sino con los otros porque cuando Estados Unidos va definiendo una suerte de política exterior, es cuando está perfilando su carácter como nación.
1. La manera cómo los norteamericanos desarrollaron la maquinaria económica más poderosa del mundo y cómo esta estructura se combinó con una
era
racialista
acompañada de esa ideología de misión
civilizadora
, que da forma a la nación estadounidense y a la manera de conducir su política exterior.
2. La forma cómo este nuevo sistema estadounidense
ayudó a desencadenar revoluciones que fueron cruciales para moldear los asuntos internacionales del siglo XX.
la hegemonía estadounidense se constituyó a partir de tres elementos:
a)
El aumento de producción y la estructuración de un sistema organizacional del trabajo.
b) La influencia política.
c) El
sentido cultural
que tenían los estadounidenses y que exportaron a América Latina, teniendo como paradigma el orden y progreso.
si deseáramos poner énfasis en ciertos aspectos, podríamos definir esta relación como:
a) El
intervencionismo político militar
,
b) El dominio a través de la
economía
,
c) La influencia en el
aspecto cultural
.
El expansionismo estadounidense es parte de una ideología cuyo lema fue
el destino manifiesto, el cual expresaba un dogma de autoconfianza y ambición en lo que era la grandeza nacional estadounidense e implicaba tener una misión moral asignada por la Providencia para incorporar las regiones adyacentes.
Luego de cuatro décadas de estancamiento nacional, las antiguas visiones de grandeza y libertad recuperaron su posición en la política de los años 1880 y 1890.
Los norteamericanos descubrieron que necesitaban nuevas fronteras, tanto espirituales como comerciales
, en reemplazo de aquella frontera continental que ya había sido sorteada.
En palabras de Turner: «Lo más significativo de la frontera americana es que está puesta precisamente al límite de los territorios abiertos a la expansión y a la conquista».
Una vez poblados los territorios al interior de Estados Unidos, tenía que redefinirse el nuevo límite para los estadounidenses. No sólo se trataba de la añoranza por una frontera espiritual sino también de la búsqueda de nuevos mercados que reemplacen el ya saturado mercado interno.
Estados Unidos tenía ya
un poder económico, mas no cimentaba aún su poderío militar
indispensable para hacer valer su hegemonía
II. Las “excusas” estadounidenses
2.1. La ambición comercial
II. Las “excusas” estadounidenses
2.2. El
racialismo
El
concepto de raza anglosajona diferente y superior, con la capacidad innata para lograr el perfecto funcionamiento de sus instituciones y el predominio mundial, fue producto de la primera mitad del siglo XIX; sin embargo, el origen de esta idea se remonta a los siglos XVI y XVII, pues ya desde el siglo XVI los anglosajones eran relacionados directamente con las tribus germánicas descritas por Tácito.
En el siglo XVII, al establecer la relación de los ingleses con las culturas germánicas y el desplazamiento de éstas últimas por toda Europa, se establecía también el desplazamiento de los ingleses al nuevo mundo y con ello
quedaba implícito su desplazamiento posterior dentro de la tierra que debían poblar,
es decir se justificaba su expansionismo.
Ambos conceptos,
tanto expansionismo como
racialismo
, se complementan y van a armar el basamento de la ideología estadounidense.
La frase destino manifiesto, llevaba consigo la idea de la incorporación a Estados Unidos de todas las regiones adyacentes y, por ende, como ya habíamos mencionado, la realización de esa misión moral asignada a la nación por la
Providencia
Las intenciones eran buenas pero la ideología estadounidense tenía ya la impronta del discurso racialista y expansionista, a través del cual va a asentar las bases de su política exterior hacia el otro y va a definir su carácter como nación.
II. Las “excusas” estadounidenses
2.3. La actitud paternalista
Theodore Roosevelt nació en la ciudad de
Nueva York, el 27 de octubre de 1858
, fue el segundo de los cuatro hijos de una familia de holandeses conversos,
su madre fue sureña pero su admiración por el padre que era del norte fue una constante durante toda su vida.
Para Roosevelt,
la única paz que es digna es aquella que se obtiene a través de la guerra
, por ende se hace la guerra para llevar la civilización a la barbarie justificándose así el expansionismo. En palabras de Theodore:
«Básicamente, la causa de la expansión es la causa de la paz».
Para nuestro personaje llevar la civilización a la barbarie significaba extender el gobierno de la raza de habla inglesa y no se trataba de una simple conquista, sino que implicaba extender los ideales de la raza norteamericana, los cuales le fueron inculcados desde su niñez
: trabajo arduo para obtener beneficios materiales pero siempre llevando una vida correcta; además de mantener
su raza pura
.
El 4 de marzo de 1901, Theodore Roosevelt asumió la Vicepresidencia, meses después, el 14 de septiembre el Presidente Mc Kinley fue asesinado por un anarquista y nuestro personaje asumió la Presidencia a la edad de 42 años y 322 días
, convirtiéndose en el veintiséis avo Presidente de la República y en uno de los más jóvenes hasta aquel entonces.
III. El corolario Roosevelt y las intervenciones
3.1. Teodoro Roosevelt
III. El corolario Roosevelt y las intervenciones
3.2. La propia interpretación de la Doctrina Monroe
El período que va desde la guerra con España por la independencia de Cuba (1898) hasta la Primera Guerra Mundial,
fue un hito dentro de la política exterior estadounidense pues implicó dejar de lado una tendencia aislacionista que marcó gran parte del siglo XIX, para poder satisfacer los intereses de la nación.
Habiéndose ejecutado el reparto del mundo entre Inglaterra, Francia y Alemania,
Estados Unidos sólo podía mirar hacia las zonas que aún quedaban
. Fue así como, durante el período de gobierno de Theodore Roosevelt, éste convirtió
al Mar Caribe en un
mare nostrum
estadounidense.
La política de Estados Unidos hacia América Latina, como ya habíamos hecho alusión, estaba basada en la Doctrina Monroe, de la cual la mayoría de norteamericanos tiene conocimiento.
Theodore Roosevelt, a diferencia del ciudadano común, no veía a dicha doctrina como una ley o como un instrumento de la diplomacia sino más bien como una expresión de principios, que de acuerdo a las circunstancias él podía aplicar en diferentes casos
:
"Nuestro deber puede tomar muchas formas en el porvenir, así como ha tomado muchas formas en el pasado. Tampoco es posible sentar reglas fijas para todos los casos. Debemos hacer frente a las necesidades siempre variantes de nuestra vida nacional y a las oportunidades igualmente variantes que se nos presentan…"
Entonces, teniendo un principio tan laxo, éste podía ser utilizado según las conveniencias coyunturales estadounidenses, es decir, los postulados de Monroe tuvieron una proyección al futuro y lógicamente se adaptaron a cada época
En esta manipulación, Theodore Roosevelt fue en el siglo XX uno de los primeros en darle un nuevo sentido a la Doctrina Monroe en su famoso y conocido Corolario Roosevelt, que no buscaba sino
justificar la hegemonía norteamericana en América Latina y su intervencionismo en los asuntos de las repúblicas independientes de la zona. Asimismo, ésta fue la oportunidad de demostrar el poder que tenía el Presidente en asuntos exteriores y proveer de un antecedente de autoritarismo para la idea que este era la voz de la nación en asuntos exteriores.
En la práctica, como señala Kissinger, Theodore Roosevelt había ya actuado de acuerdo a este corolario que después formularía. En 1901, conjuntamente con Elihu Root, secretario de Guerra y consejero en Asuntos de Política Exterior de Theodore Roosevelt, darían forma a los términos de ocupación de Cuba, de la cual un testimonio peruano afirmaría en 1904: «…y porque esa Isla está muy próxima a los EUA se la considera dentro de la esfera económica de ese país».
III. El corolario Roosevelt y las intervenciones.
3.3. Ejemplo de intervención.
La idea era de difundir el
protestantismo
, visto como las religión de la excelencia, la lengua del habla
inglés
, punto clave que logro a
unir las varias olas de inmigración que llegaron en los Estados Unidos
así que las ideologías de "
democracia
". Punto clave del pirámide social de los Estados Unidos.
Con esas varias bases los estadounidenses desarrollaron un sentido de
superioridad
que veía los
latinos como inferiores
, como lo habíamos visto en la citación de John Quincy Adams. Este
racialismo
es una de las razones del Corolario Roosevelt.
En
1902
, Estados Unidos ejerció
presión sobre Haití para que pagase sus deudas a los bancos europeos
. Este mismo año, Estados Unidos intervino
contra el bloqueo que realizaron Alemania y Gran Bretaña para presionar el pago de la deuda contraída por Venezuela
. Ambos países levantaron el bloqueo contra Venezuela por la presión que ejerció Estados Unidos.
Un año después,
Colombia se dividía y se creaba la República de Panamá gracias a las conspiraciones estadounidenses
y así,
Estados Unidos obtuvo la zona que necesitaba para construir el canal que deseaba y también obtuvo la soberanía en ambos lados del canal
; en este sentido podemos decir que, Theodore Roosevelt dio un canal al mundo. Asimismo, debemos de tener en cuenta que el canal iba a ser construido de todas maneras, y lo que hizo Theodore Roosevelt fue abusar de su fuerza y desmembrar a Colombia; de tal modo que, la aparición de Panamá fue un acto atentatorio contra la soberanía de los pueblos latinoamericanos.
Seis años luego de los sucesos del istmo, nuestro personaje asumió la responsabilidad total de las acciones norteamericanas en el asunto de Panamá, afirmó: «
El trabajo más importante era lograr que Panamá fuese una república independiente…fue hecho por mi sin la ayuda o apoyo de nadie y sin el consentimiento de nadie»
.
En 1904, el panorama no varió; sin embargo, Morales quien aspiraba a la Presidencia del país realizó un pacto con EUA, el coloso del norte pidió se respetase las exigencias del Encargado de Negocios Norteamericano y se pagase la deuda.
En 1905, Roosevelt obtuvo el acuerdo dominicano para que EE.UU. tomara la administración de las aduanas dominicanas, para ese entonces, la principal fuente de ingresos para el gobierno dominicano. Un acuerdo de 1906 preveía una duración de 50 años. Los Estados Unidos acordaron utilizar parte de los ingresos de aduanas para reducir la inmensa deuda exterior de la República Dominicana, y asumieron la responsabilidad de dicha deuda. La ocupación ha durado hasta 1924
Finalmente, en 1906 las tropas estadounidenses ocuparon formalmente Cuba. Anteriormente Elihu Root había trabajado de manera cercana con el senador Orville Platt dando forma a lo que se llamaría en la historia de la diplomacia norteamericana la Enmienda Platt (1901), firmada como parte de un tratado entre Estados Unidos y Cuba (1903). Según esta enmienda,
Cuba no podía firmar tratado alguno con ninguna nación que pudiese perjudicar su independencia, es más, los cubanos debían proteger su independencia de cualquier amenaza externa y, de no lograrlo, Estados Unidos conservaba el derecho de intervenir para proteger vida, propiedad y libertad individual. Asimismo, Cuba se veía obligada a ceder a Estados Unidos tierras para que el coloso del norte establezca en ellas zonas estratégicas y estaciones navales como Guantanamo.
La politica del "Big Stick" o del "Gran Garrote"
expone, con su nombre mismo, la idea de paternalismo
. La voluntad de Roosevelt, con la amenaza del "Big Stick", es decir de invadir las potencias que trataban con los Europeos, o que no pagaban sus deudas, era de controlar los nuevos paises de América Latina,
que tenían que seguir las voluntades de Washington para evitar los castigos.
La idea del paternalismo es una prolongación de las ideas racistas de los Estados Unidos,
que sentían el apoyo de la Providencia para justificar sus conquistas
.
La voluntad de los Estados Unidos era de "crear"
unas naciones hermanas que seguirían los conceptos básicos de Washington
, que tenia el papel de hermano mayor. Esos conceptos eran :
la búsqueda de la felicidad, la propiedad privada, una constitución federal, la libertad de comercio, y en general la democracia.
El principio del siglo XIX es sinónimo del apogeo de la
revolución industrial
que empezó a la mitad del siglo XIX en Europa.
Sin embargo las guerras de colonización y las revoluciones internas en Francia y Inglaterra ayudaron a los Estados Unidos que lograron a alcanzar las dos potencias europeas.

La victoria del Norte en la guerra civil de los Estados Unidos confirmó el peso fundamental de la industrialización.
Las ciudades de Filadelfia, Boston, Baltimore y Nueva York crecieron mucho. Las fabricas produjeron las mercancías cada vez más rápido, y esos dueños necesitaban primero vender esos productos a regiones con una grande necesidad, como lo eran los países de América Latina.
Francia e Inglaterra podía aprovechar de
sus imperios coloniales
para asegurarse de tener un mercado enorme y en expansión, y eso era lo que faltaba a los Estados Unidos.
La idea de la
colonización económica se explicaba entonces para encontrar unos compradores, pero también para aprovechar de las riquezas naturales de los países de América Latina
(metales, productos exóticos, carbón, y más tarde petroleo). Firmar acuerdos estables de comercio ayudaba las empresas estadounidenses a competir con los otras empresas de Europa, porque tenían una fuente de compradores y de vendedores de productos brutos enormes.
El expansionismo de Roosevelt para construir el canal de Panamá es una de las ilustraciones mas claras de esta voluntad. Igual como las ocupaciones de Haití, Cuba, o de Republica Dominicana, vistos como un escudo territorial del dicho canal.
Apropiándose del mar Caribe, Roosevelt se aseguró de tener bases militares y aliados que defenderían el canal en caso de necesidad.
Full transcript