Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

CONDUCTA HOMICIDA

No description
by

Reyver Espinoza

on 28 June 2015

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of CONDUCTA HOMICIDA

Es el acto por el que una persona quita la vida a otra o le da muerte. Por lo tanto, se considera como la muerte que causa una persona a otra, es un tipo de conducta que tiene importantes repercusiones personales y sociales.
Homicidio
CONDUCTA HOMICIDA
Hay que entenderla como la aplicación de una fuerza excesiva a algo o a alguien, y a la agresión como la violencia dirigida contra alguien con la intención de causarle daño.
Violencia
SÍNTOMAS DE LA CONDUCTA HOMICIDA
1. Aislamiento Social:
Daños físicos o mental o falta crónica de confianza en los demás, contribuye al abandono escolar. Hay estudios interesantes que determinó la correlación existente entre la necesidad de ejercer violencia y los errores ortográficos y verbales.
2. Dificultad en Aprender:
Caracterizado por una necesidad inmotivada y crónica de mentir, hipocondría y comportamiento camaleónico, utilizado para disfrazar su vida y conducta antisocial.
3. Comportamiento Irregular:
Comienzan a masturbarse desde muy niños de manera compulsiva o tienen una sexualidad violenta. Hacen un uso muy abundante de pornografía. De pequeños fueron violados.
5. Actividad Sexual Precoz y Extraña:
La auto mutilación, uso de droga, alcohol, entre otros. Es una manera de poner control a la sensación de caos interno, de poder recuperar el sentimiento de seguir estando vivo, de no desaparecer, o dejar de ser uno mismo.
8. Comportamiento Autodestructivo:
Contextualización
Según la Organización Mundial de la Salud (2014), existen más de medio millón de muertes por homicidio cada año. El homicidio es la sexta causa de mortalidad. Algunos estudios internacionales, señala que el homicida pasaría por distintas fases para la ejecución del asesinato.
Fases:
1. Aura:
donde el individuo comienza a sentir un estado similar al que experimenta el adicto, que comienza a pensar en forma repetitiva en “la sustancia”, pero en este caso en el homicidio.
2. Pesca:
comienzan a visualizar en el medio que los rodea a la posible víctima.
4. Fase de Captura:
Con oposición o no de la víctima.
6. Fase depresiva:
que es la que lo predispone a volver a reiniciar el ciclo que se ha descripto.
Varios estudios demuestran que el homicida tiene ciertas conductas que lo hacer cometer un homicidio, la personalidad también está condicionada por las experiencias infantiles y socioculturales.
CONDUCTA HOMICIDA
"La mayor lección que hemos aprendido del estudio del cerebro es que la violencia es el resultado de un proceso de desarrollo, una interacción entre el cerebro y el entorno"
El Instituto Karolinska de Suecia han descubierto dos genes supuestamente responsables de la conducta extremadamente violenta de las personas. como el gen MAOA, conocido también como “el gen del guerrero” por su relación con la agresividad, junto con una variante del gen cadherin 13 (CDH13), responsable del descontrol de los impulsos.
Enfoques Psicológicos de la Conducta Homicida
Como reacción orgánica: Desde el modelo psicobiológico:
Plantea que las causas de la conducta están en la herencia, en la genética, en daños congénitos... Para entender la conducta delictiva desde una perspectiva orgánica debe hacerse una evaluación clínica médica que pueda confirmar o descartar la presencia de alguna de estas condiciones, antes de partir a diagnosticarla como conducta de causas psicológicas.
Como reacción emocional: Desde el modelo intrapsíquico (Freudiano):
Plantea que las personas son particularmente vulnerables en la primera infancia a traumas, complejos... Personas que sufren maltrato infantil, crianzas rígidas o extremadamente laxas tienden a desarrollar respuestas emocionales disfuncionales mientras crecen que permiten el desarrollo de reacciones neuróticas, psicóticas en algunos extremos
Características de personalidad vinculadas a la Conducta Homicida
Problema para adaptarse a normas sociales y legales.
Tendencia a mentir y estafar repetitivamente.
Irritabilidad y agresividad con peleas físicas repetitivas.
Despreocupación por su seguridad o la de otros.
Falta de remordimiento por cualquier daño hecho anteriormente.
Aislamiento social.
Dificultad de aprender aun cuando tienen un coeficiente intelectual alto.
Se ha sugerido que en la psicopatía, además de estar comprometida la estructura de personalidad, también están alteradas las funciones cognitivas, en este sentido la neuropsicología puede aportar información relevante para la comprensión de dicho trastorno, entendida como el estudio de la relación cerebro-conducta.
Conducta Homicida
Desde el Enfoque de las Teorías de Personalidad
Esta conducta es producto de la influencia de las variables ambientales sobre los individuos.
Conducta Homicida
Desde las Teorías Basadas en el Razonamiento Cognitivo y Emocional
La literatura relaciona el comportamiento antisocial con estructuras cognitivas distorsionadas o pro delictivas, en tanto que éstas precipitan, alimentan, amparan o excusan las actividades delictivas..
Conducta Homicida
Desde las Teorías Basadas en el Aprendizaje Social

Bandura (1987): la observación del comportamiento de otras personas es una fuente de estimulación, antecedente y consecuente de múltiples aprendizajes.
Conducta Homicida
desde la Teoría del Pensamiento Criminal
Walters (2002) define el pensamiento criminal como uno de los componentes del estilo de vida criminal. El estilo de vida criminal es uno de los tres caminos de los que el individuo dispone para hacer frente al miedo existencial y la inseguridad que le producen los cambios vitales.
"El pensamiento criminal lo define como un conjunto de cogniciones orientadas hacia la iniciación o el mantenimiento de la violación habitual de las reglas, códigos y leyes establecidas por un gobierno legítimo."
Conducta Homicida
y su Relación con las Enfermedades Mentales
Los trastornos de personalidad (TP) representan un riesgo clínico significativo para las conductas violentas.
Castellanos 2004
Agresión
La agresión se define como aquella forma de comportamiento físico o verbal que tiene la intención de lesionar a alguien.
En la violencia, el factor negativo se cifra principalmente en sacar algo o a alguien de su estado o situación natural. Y en la agresión se cifra en la intención de quien lo ejecuta de causar un daño a otro. Ambos constructos, se encuentran implícitos en la conducta homicida.

David Myers (1999) “Psicología Social”.
Agresión Hostil.
Agresión Instrumental.
Baró (1996)
“Acción e ideología”.
Si éstos se encuentran durante la infancia o en la adolescencia, son un alarma porque pueden orientar a un homicidio, aunque el diagnóstico de trastorno antisocial por ejemplo se empieza a los dieciocho.
Se trata de niños en los cuales la fantasía tiene un rol predominante y compensa una realidad pobre de estímulos positivos. El niño se deja seducir de sus fantasías, alejándose de la realidad.
4. Problemas con las autoridades y el auto control:
Son niños que reaccionan de manera extrema a las pequeñas frustraciones que converge en agresividad. Conducta inadaptada con valores distorsionados y donde predominan los impulsos destructivos.
6. Obsesión por el fuego, la sangre y la muerte:
A menudo, los asesinos en serie desde niños son obsesionados por fantasías destructivas relacionadas con el fuego, además, en su periodo evolutivo, muestran una particular atracción hacia la sangre. Otra obsesión muy frecuente es la de la muerte.
7. Atrocidad hacia los animales y/u otras personas:
Junto a la piromanía y la enuresis, los asesinos en serie maltratan los animales como primera señal de comportamiento desviante peligroso.
9. Indiferencia Afectiva:
Falta de resonancia afectiva en el sujeto ante las persona u objetos de su entorno, da decisión al sujeto en sus planes sin considerar el sufrimiento o situación de la víctima, permitiéndole una mejor ejecución de los mismos.
10. Labilidad Afectiva:
Falta de estabilidad de la afectividad. El individuo es caprichoso, voluble e influenciable. Vive el presente y no aprende de experiencias pasadas.
Quiroga (2011)
3. Seducción:
encuentra a alguna persona, vulnerable o no, y utiliza la seducción para atraerla pudiendo la misma resistirse o no.
5. Fase del asesinato:
con la descarga brutal e impulsiva del acto.
Conducta Homicida Desde la Psicopatía y la Neurobiología
Debra Niehoff
Los siguientes neurotramisores:
Con respecto a la Noradrenalina (NA), para Raine (2005), los estudios que vinculan la misma al homicidio, dan resultados paradójicos e inconsistentes. La Serotonina (ST) está asociado con la evitación del daño y la toma de riesgos; los niveles bajos de ST están vinculados con la tendencia a evitarlos
Enfoques Psicológicos de la Conducta Homicida
Como reacción aprendida: Desde el modelo conductista:
Plantea que en principio todo en el ser humano, menos los reflejos, es producto del aprendizaje. Esta concepción es mecánica y plantea que el ser humano, cuando comente delitos, lo hace como reflejo de lo que ha aprendido en su ambiente social.
Enfoques Psicológicos de la Conducta Homicida
Como reacción a la socialización: Aprendizaje Social: Desde la perspectiva Psicosocial:
En este modelo se combinan dos modelos el cognoscitivo y conductual. Se plantea que puede ocurrir por imitación (Bandura) en donde hay presentes tres factores: un motivo, un modelo y una recompensa. Otra forma de aprendizaje social es por aprendizaje vicario.
Conducta Homicida desde la Teoría de los Impulsos
Un impulso consiste en una energía interior que insta a realizar una acción. Según Gómez (2008), existen cuatro elementos básicos que se relacionan al concepto de impulso:
Enfoques Psicológicos de la Conducta Homicida
La Consciencia:
Es el conocimiento que se tiene de sí mismo, permite a cada uno mantener la consciencia y el conocimiento personal e intrínseco de sí mismo, de sus acciones y de su conducta.
Lo Inconsciente:
Es responsable de ciertos estímulos. Se puede definir como un “almacén de vivencias”, en el se guardan impulsos, estímulos o deseos que provocan una específica angustia o sentimiento, generalmente, de culpabilidad.

Lo Innato:
Es todo aquello que no ha necesitado ser aprendido para la ejecución de una conducta por un individuo, es decir, que no se posee en base a experiencia alguna. Todo ser humano posee nociones acerca de lo que es bueno o malo, justo o injusto sin necesidad de que nada o nadie se las hayan enseñado
Lo Instintivo:
Son el conjunto de interacciones y dispositivos, jerárquicamente organizados, que posee el sistema nervioso y que, al ser sensible a determinados estímulos, desencadenan y dirigen mecanismos coordinados.
En la gran mayoría de los casos, se trata de personas que han sufrido experiencias traumáticas de abandono o abuso en la niñez que han alterado su proceso de pensamiento y su conducta
El “autocontrol” aparece íntimamente relacionado a la impulsividad. La falta de la misma puede ser una de las razones por las que el sujeto agrave sus conductas de robo con otras de mayor violencia que atenten contra la vida o la integridad física.
El impulso criminal de los homicidas se traduce en que el mecanismo inhibidor de cualquier conducta antisocial no funciona en el delincuente provocando una descarga impulsiva.
Un neuroticismo elevado se asocia con síntomas de ansiedad ante los estímulos dolorosos las puntuaciones altas en esta dimensión se relacionan con la conducta antisocial u homicida.
La conducta homicida esta vinculada a tres dimensiones propuestas por Eysenck: (a)extroversión-introversión, (b)neuroticismo-estabilidad emocional y (c)Psicoticismo. La dimensión neuroticismo o alta emotividad actúa como un reforzador de los hábitos antisociales que se han ido forjando desde la infancia
El extrovertido neurótico tiene escasas competencias sociales, mientras que el introvertido estable se muestra eficazmente socializado.
Estimula la búsqueda de nuevas emociones, instigando al sujeto a la realización de conductas de riesgo, como la conducta antisocial y la homicida.
La teoría general de la tensión sostiene que la conducta antisocial deviene de un proceso cíclico, que aparece al originarse las tensiones en las interacciones negativas.
Agnew
(2006),
Algunos estudios vinculan el sentimiento de tensión con la tendencia a cometer ciertos delitos, en especial, los violentos.
(Clarke y Cornish,1985; Wilson y Herrnstein, 1985), el comportamiento antisocial tiene que ver con una elección individual razonada.
A tal efecto, la teoría general del delito de Gottfredson y Hirschi (1990), señala que el nivel de autocontrol es un mecanismo determinante en las conductas disruptivas y antisociales.
McGuire (2006), concluyen que los delincuentes presentan un estilo cognitivo diferente; en este sentido, se ha llegado a plantear la existencia de patrones de pensamiento delictivo
1.La desvinculación moral.
2.La percepción de autoeficacia
3.La existencia de motivación concreta.
Por tanto, la comprensión de la conducta homicida requiere, tal y como advierte Bandura, distinguir entre aprender y ejecutar el homicidio.
Los individuos con este tipo de hábitos más consolidados se convierten en modelos delictivos para otros más inexpertos o aprendices.
Los primeros muestran a los segundos, patrones de la conducta homicida que, en último término, sirven para iniciar, mantener o consolidar el aprendizaje delictivo.
Carcía-Pablos (2003): “El mantenimiento de la conducta delictiva se apoya en los procesos cognitivos
La falta de vinculación, apego o lazos afectivos, participación o amplitud de la implicación en actividades sociales positivas... así como con las normas convencionales aumenta la vulnerabilidad del sujeto para realizar una conducta homicida.
La conducta criminal es consecuencia de las condiciones a las que una persona está expuesta, las elecciones que ésta hace en su vida y las cogniciones por las que sostiene y justifica su conducta delictiva.
Según la teoría de Walters, el estilo de vida criminal incluye cuatro tipos de patrones de comportamiento que se evalúan mediante el Lifestyle Criminalit y Screening Form (LCSF; Walters,White y Denney, 1991):
Dependiendo de si estas condiciones son positivas o negativas, se incrementarán o reducirán las opciones para que el individuo desarrolle el estilo de vida criminal.
La elección de un estilo de vida antisocial se explica porque el individuo no quiere asumir responsabilidades. La vida convencional le supone muchos interrogantes,un profundo sentimiento de incompetencia
La elección hacia el acto homicida, por consiguiente, puede iniciarse y mantenerse con tal de que el pensamiento del delincuente lo permita.
PATRONES
1. Violación de las reglas sociales:
Indiferencia hacia normas y leyes como característica del comportamiento y se inicia en una edad temprana. Implica la adopción de normas propias
2. Intrusismo Interpersonal:
Es entendido como el quebrantamiento repetido de los derechos de otras personas, atentando contra su intimidad, dignidad o espacio personal. Se puede disponer de todo aquello que se desee de cualquier persona, incluso si ello lleva aparejado el uso de la violencia.
3. Auto-indulgencia:
Es una perspectiva egocéntrica para la satisfacción de las necesidades inmediatas del sujeto, especialmente visible en conductas adictivas tales como el abuso de drogas o el juego.
4. Irresponsabilidad:
Incluye la falta de fiabilidad y de voluntad para el cumplimiento de los compromisos personales con el entorno y con uno mismo.
Walters(2002):
Según Echeburúa (2010), existen dos son los rasgos distintivos de una personalidad psicopática:

Una incapacidad para responder emocionalmente ante situaciones en las que se esperaría alguna respuesta tratándose de una personalidad normal.

Una irresistible tendencia a actuar impulsivamente.
Relaciones entre los trastornos de personalidad y la conducta homicida:
- La personalidad narcisista puede llevar a la aparición de rabia criminal cuando son frustrados o reprimidos.

- Reacciones disociativas al estar la conciencia alterada pueden llegar a presentar agresividad.

- El trastorno mental transitorio es una alteración producida por la acción de un agente externo, que perturba el examen mental de una persona quien con frecuencia puede presentar trastornos mentales en sus antecedentes personales.
- Los enfermos depresivos así como los que presentan ideas delirantes místico religiosas pueden auto acusarse de delitos por los que esperan ser castigados
- Los que presentan ideas delirantes persecutorias denuncian su situación de víctimas, algunos se convierten en litigantes frecuentes. Estos enfermos pueden representar peligro ya que pueden hacer “justicia” con sus propias manos.
La mejoría de las personas con TP no son repentinas ni lo han sido nunca.
Muchas personalidades anormales son más bien víctimas propiciatorias que delincuentes.
Ningún TP está asociado necesariamente a conductas violentas de forma permanente.
Desde un planteamiento psicodinámico y motivacional, un TP no explica por si solo la conducta violenta.
Pozueco, Romero y Barquero (2011)
- El delito del psicótico representa una manifestación de enfermedad, sin embargo, en algunos casos es difícil precisar la no responsabilidad de sus actos.
Una cantidad pequeña de esquizofrénicos son privados de su libertad por crímenes violentos. Esquizofrénicos con problemas de abuso de sustancias psicotrópicas tienen un riesgo incrementado para la criminalidad.
HOMICIDA
Según la planeación del crimen y las evidencias:
HOMICIDA
Según la movilidad:
*Sedentario:
Mata en una misma zona, es geográficamente estable.
HOMICIDA
Según otras agresiones:
Además del homicidio cometen otro tipo de lesiones personales o actos violentos contra sus víctimas.
HOMICIDA
Según características de personalidad
*Psicóticos:
son los que padecen de una enfermedad mental. Se identifican generalmente como homicidas desorganizados.
Estadísticas de la Conducta Homicida en Venezuela
*24.980 fallecidos y una tasa de 82 muertes violentas por cada 100 mil habitantes.
Socialización (crianza) y entorno social de la persona, desintegración familiar, ausencia de las figuras parentales y abandono afectivo (sobre todo de la figura materna), pobreza y exclusión social, maltrato infantil y violencia en el hogar, familias numerosas, deserción escolar, entre otros.
Aproximación de la Clasificación del Homicida
*Desorganizado.

*Organizado.
*Homicida de grupos.
*Homicida Familiar.
*Homicida Múltiple.
*Itinerante:
Es geográficamente transitorio, se dedica a matar y se traslada de ciudad para desorientar a las autoridades y evadir las investigaciones criminales.
*Homicida Sexual.
*Homicida Sádico.
*Otros.
*Psicópatas:
Son personalidades antisociales reincidentes, se caracterizan por parecer normales, tener capacidad de discernimiento y normal curso de pensamiento y lenguaje
*OMS, 2014: Venezuela está ubicado como el segundo país con la más alta tasa de homicidios.
Desintegración familiar, abandono por parte de los padres, maltrato infantil, deserción escolar, pobreza extrema, consumo de alcohol y el excesivo número de miembros en la familia
Los factores detonantes son alcohol, drogas y situaciones violentas que involucran a los sujetos homicidas. Todo esto, lleva a la configuración de la subjetividad de estas personas, la cual está fundamentada en resentimiento social.
¡GRACIAS POR
SU ATENCIÓN!
Full transcript