Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Asesoramiento Educativo

No description
by

on 23 March 2014

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Asesoramiento Educativo

¿Quieres saber más?
Asesoramiento Educativo:
compartir caminos de mejora.

¿Quiénes asesoran?
El sentido del asesoramiento
El asesoramiento puede ser definido a la luz de
diferentes enfoques
. Cada uno de ellos se sustenta en una ideología determinada y un sistemas de valores que se concretan en un tipo de prácticas, procesos y estrategias. Con ellos se responde al qué, cómo, por qué y para qué de la labor de asesoramiento.
¿Cómo se asesora?
Crear la relación de colaboración
Equipos de Orientación Educativa y Psicopedagógica
(EOEP)
Centros del Profesorado
(CEP)
Inspección Educativa
Sistemas de Apoyo a la Escuela
¿Qué es
asesorar?

¡A la búsqueda de la propia identidad !
...Con zonas de penumbra...
¿Qué es
el asesoramiento
educativo?

Ayudar, apoyar, orientar, aconsejar, proponer, aclarar, informar, , recomendar, sugerir, capacitar, guiar, formar...
Años 80
Los Sistemas de Apoyo a la Escuela deben trabajar coordinadamente para poder ofrecer un mejor servicio a los centros educativos, de modo que estos perciban claramente la unidad y coherencia de criterios y mensajes, lo que contribuye a la suma de los esfuerzos que se realizan en pos de la mejora de la institución.
En España se crean los Centros del Profesorado como apoyo a las escuelas.
Consolidación creciente de las prácticas de asesoramiento educativo en España.
En Europa aumenta el interés por el campo de la mejora escolar y por el estudio del asesoramiento educativo.
Comienzo de las prácticas de asesoramiento planificado y sistemático en el contexto de los países más desarrollados.
Años 60
Estructuras y agentes de apoyo son cada vez más frecuentes en diferentes ámbitos profesionales. También en el campo educativo existen Sistemas de Apoyo Externo, es decir, equipos organizados para asesorar a los profesionales que desarrollan su actividad en los centros educativos, de manera que se favorezca tanto la capacitación a nivel personal como la mejora de la institución. (Louis, 1985)

Las prácticas de asesoramiento son muy diversas, por lo que no es posible establecer una definición que englobe los múltiples aspectos de esta labor. Los asesores y las asesoras, así como las actividades que desarrollan, constituyen un panorama muy heterogéneo. Al hablar de asesoramiento se hace referencia a muy diferentes estrategias, propósitos, escenarios, agentes, enfoques, roles, modelos...

Los centros educativos son autónomos pero no son islas. Necesitan de ayuda externa para desarrollarse y mejorar. (Stol y Fink, 1999). Los profesionales del asesoramiento educativo trabajan junto al profesorado en los procesos de cambio y mejora escolar.
Se establecen en España las primeras estructuras de asesoramiento educativo, aunque con presencia e incidencia escasas.
Años 70
Años 90

Cambios en la regulación de los Sistemas de Apoyo a la Escuela en España.
Orígenes y evolución
Evolución reciente:
Tendencia hacia la institucionalización, estabilización y mayor definición de los Sistemas de Apoyo a la Escuela.
Mejor conceptualización de la función de asesoramiento.
Mayor desarrollo organizativo de las estructuras de apoyo.
Mejora progresiva de la coordinación entre los Sistemas de Apoyo.
Expansión y especialización de los diferentes Servicios.
Aumento de los conocimientos en torno al asesoramiento educativo.
La crisis económica que atravesamos está produciendo una disminución de los agentes de apoyo y una disminución paulatina de su presencia y funciones.
Empecemos a aproximarnos al marco teórico...
Opino que...
No existe una forma única de entender el rol y las funciones del asesor o asesora.
Tipología básica:
Asesor experto

Asesor en procesos

Mediador informativo Observador objetivo

Solucionador de problemas
Agente comprometido
Escuchador activo
Compañero de investigación

Especialista en procesos de aprendizaje Facilitador que potencia grupos

Donante de soluciones

Colaborador en la identificación de problemas

Etc.
Rol del asesor@
¿Qué entendemos por rol?
En general, rol es el papel que desempeña una persona en una función determinada.

Desde un enfoque funcionalista, el rol alude a los comportamientos que se esperan de una persona en la realización de su función.

Desde un enfoque fenomenológico, se considera que los individuos influyen decisivamente en la configuración de su propio rol y que éste es un proceso de construcción.
Múltiples funciones:
Louis (1985) hace la aportación más completa, distinguiendo once funciones:

1. Realización de tareas en relación con el diseño y el desarrollo curricular.
2. Contribución en el análisis y valoración de las necesidades del centro.
3. Colaboración en la planificación del cambio educativo.
4. Ayuda a las escuelas en la implementación de los cambios planificados.
5. Evaluación de distintas naturalezas y propósitos.
6. Difusión de información entre el profesorado y entre los centros.
7. Ayuda al profesorado a valorar sus propios materiales y prácticas así como a compartirlos en redes de trabajo.
8. Promoción de actividades de formación permanente del profesorado, en las que el asesor actúa directamente como formador o bien como organizador.
9. Potencia la capacidad de la escuela para resolver sus propios problemas.
10. Investigación y análisis de la información.
11. Establecimiento de determinados requerimientos.

El rol como experto pone el énfasis en los contenidos. En este caso, el asesor es un especialista informativo y formador que aporta soluciones ya elaboradas. Es una figura que resuelve problemas y provee de recursos: un experto técnico. Este rol es propio de procesos de cambios prescritos desde el exterior del centro y en estrategias de difusión de conocimientos.
La relación con los asesorados es puntual o acorto plazo. Este asesor especialista utiliza su conocimiento y habilidad en un área, recurso o programa y en base a ello, ofrece soluciones particulares a problemas concretos.
En el rol centrado en procesos, el asesor es un facilitador del mismo. Ayuda al profesorado y al centro a analizar su realidad, sus necesidades y prioridades y, posteriormente, a planificar, implementar y evaluar sus ciclos de mejora. En este caso, no aporta soluciones ya elaboradas sino que facilita apoyo para que sea el propio equipo docente el que construya las mejoras desde la experiencia y la reflexión compartida. Se trata, por tanto, de un asesor del proceso, estimulador del cambio, consultor, consejero, observador, motivador… Esta figura acompaña cambios consensuados y creativos generados desde el propio centro.
Este rol está en relación con estrategias de cambio basados en la implementación y en el modelo de investigación-acción. Se persigue el desarrollo de las capacidades del profesorado y la mayor autonomía del centro. Más que en el problema a resolver, la atención se pone en las personas, grupos o institución, con los que se establece una relación continuada de compromiso y corresponsabilidad.
Gama amplia:
Según Dalin (1993) el asesor juega diversos papeles...
Pero estoy de acuerdo con Dalin:
...lo que quiera que sea el asesor, tiene que ser visto por el profesorado y los centros como una ayuda.
Lo que me queda claro es que no hay un modo único de ser asesor...
Por otro lado, el asesor no puede resolver los problemas de un centro pero sí dar asistencia para que sus responsables los resuelvan.
Desde mi punto de vista, es esencial que el papel del asesor quede explícito desde el comienzo de la relación de asesoramiento para que no haya expectativas irreales por ninguna de las partes. Se debe hablar con claridad y honestidad de las posibilidades y las limitaciones de su función
Y, por supuesto... Siempre guardando una confidencialidad profesional.
¿Qué aspectos influyen en la construcción del rol del asesor?
Percepción
Fusión
Negociación
Contextualización
Conflictividad
Marginalidad
El concepto o autopercepción que el asesor tiene de su propio rol es lo que determina en mayor grado el modo en que desarrollará su papel. Son los valores y creencias de uno mismo los que más decisivamente influyen en su rol. No obstante, también tienen mucho peso las influencias de la audiencia y del grupo de iguales o de referencia.
La gama de roles que desempeña una persona en su vida es amplia y variada. El número y las características de estos, así como el modo en que se organizan y fusionan en cada individuo es único. Algunos roles pueden tener mayor incidencia y/o coherencia con el el rol de asesor.
Un asesor que se relaciona con distintos profesores e instituciones se ve involucrado en procesos de negociación de su rol, que se producirán siempre al iniciar nuevas relaciones. Negociar el papel del asesor de forma explícita evitará expectativas erróneas. En cada una de estas interacciones, se construye el rol del asesor.
Tanto el profesorado como el asesor se sitúan en el contexto de un centro determinado que va a influir en la relación que estos establecen. Aunque los roles institucionales están regulados formalmente, la cultura de cada centro los determina.
La conflictividad es consustancial a la naturaleza del rol del asesor por diversas razones: expectativas divergentes sobre cuál debe ser su papel; incompatibilidad de los roles que debe desempeñar un agente; inexistencia de acuerdos iniciales sobre su papel; determinadas características culturales; intereses ocsionalmente contrapuestos de los centros y la Administaración.
Hargreaves (1986) distingue dos tipos de conflictos: "inter-rol" (en los que el rol del asesor genera problemas con otros roles como el profesorado o los administradores) e "intra-rol" (en los que el asesor desempeña roles poco compatibles o no cuenta con las habilidad necesaria para el desmpeño).
El asesor desempeña su rol en un espacio fronterizo entre los centros y la Administración, tratando de establecer puentes de unión entre ambos. Por otra parte, trata de mantener el equilibrio entre centrar su labor en los contenidos y colaborar en los procesos.
Los sistemas de apoyo externo se definen como el
conjunto
interactivo de dos o más personas y procesos con la misión común de proporcionar apoyo a dos o más centros educativos. El
apoyo
se entiende como el proceso de asesoramiento o asistencia a la mejora de la escuela, pudiendo adoptar diversas modalidades. "
Externo
" hace alusión a su localización fuera de los centros educativos.
Son estructuras relativamente nuevas en el mundo educativo. Es difícil precisar cuándo, cómo y por qué surgen aunque sí podemos situar su origen en la segunda mitad del siglo XX y en relación al movimiento de reforma curricular que se produce en Europa y Estados Unidos. A medida que los profesores y los centros han ido adquiriendo mayor importancia en los procesos de cambio educativo, los sistemas apoyo externo han ido definiéndose de múltiples formas como recursos de ayuda y asesoramiento.

ESTRUCTURAL
o nivel de decisiones políticas: hace referencia a la estructura organizativa del servicio de asesoramiento: número y tamaño de las unidades organizativas del servicio, relaciones entre ellas, financiación, recursos a emplear, perfil de los profesionales, finalidades y objetivos del servicio, etc.

ESTRATÉGICA
o nivel de coordinación general: engloba las cuestiones en torno al tipo de estrategias básicas que se emmplearían para proporcionar apoyo a las escuelas y al profesorado. Ejemplos de opciones estratégicas: ayudar a las escuelas a implementar reformas nacionales; apoyar al profesorado y ls centros para que desarrollen sus propias innovaciones; dar feedback de la realidad observada; capacitar al centro realice por sí mismo el análisis y la resolución de sus problemas.

OPERATIVA
o nivel de decisiones de zona y equipo: se refiere a los aspectos y decisiones sobre las acciones que tienen lugar en el trabajo cotidiano de los servisios de apoyo. Las decisiones se toman por el personal y los equipos que llevan a cabo el asesoramiento. Algunso ejemplos serían: centrar el esfuerzo en una escuela o en un grupo de ellas o repartirlo en muchas; priorizar la atención a los centros o profesores con más posibilidades de éxito o en aquellos con más necesidades.

DIMENSIONES DE LOS SISTEMAS DE APOYO EXTERNO
En cada una de las dimensiones deben tomarse decisiones por los distintos responsables: políticos, administradores, agentes y equipos de apoyo. Dichas decisiones se verán condicionadas por múltiples factores y, por otra parte, son interdependientes se influyen mutuamente.
Enfoque de asesoramiento técnico, directivo o de intervención
Enfoque de asesoramiento práctico, reflexivo o de facilitación
Enfoque de asesoramiento crítico, comprometido o de colaboración
Teniendo en cuenta los intereses constitutivos del conocimiento propuestos por Habermas, pueden distinguirse:
Quienes mejor conocen la realidad son los que la viven a diario. Independientemente de lo que parezca ordenar el conocimiento teórico descontextualizado, es la experiencia la que manda y demuestra qué es y qué no es adecuado para un claustro o para un centro.
Por el camino, le iré contando mis opiniones como asesor.
En resumen:
Qué importante es reflexionar personalmente y con el equipo de trabajo sobre los valores, la misión y la visión del asesoramiento que se lleva a cabo. Si no están alineados se producen contradicciones y malestar (a nivel individual y grupal) de los que parece difícil encontrar el origen.
Trabajar junto al profesorado y "proporcionarle información, apoyo, ideas, formación o cualquier cosa necesaria relativa a la organización del trabajo" Margerison (1978)
Proceso interactivo de ayuda en el cual el asesorado cuenta con los extenso conocimientos y la pericia del asesor para resolver un problema relativo a su trabajo (Kadushin, 1977).
"Es una interacción en dos sentidos: un proceso de buscar, dar y recibir ayuda". Se dirige a ayudar a una persona u organización "para movilizar los recursos internos y externos" en orden a la mejora. (Lippit y Lippit, 1986)
"Un proceso relacional en el que participan determinados profesionales dotados de cierto bagaje de conocimientos, capacidades y habilidades con los que tratan de contribuir a configurar contextos de trabajo, en colaboración con centros escolares y profesores, para la utilización adecuada del conocimiento disponible en la resolución de problemas que tengan que ver con la práctica educativa y su mejora". (Escudero y Moreno, 1992)
Un servicio indirecto que es iniciado por el asesorado y que implica una relación confidencial y colaborativa con el asesor (Aubrey, 1990)
Las definiciones que hemos visto así como la caracterización están contextualizadas en un enfoque concreto que comparto. De los diversos enfoques del asesoramiento hablaremos más adelante.
...Asesoramiento, coaching, mentoring... En distintos campos profesionales se configuran perfiles de ayuda, de acompañamiento. El asesoramiento educativo debe seguir definiéndose en función de la realidad social y escolar.
Desde mi punto de vista, los servicios de apoyo a la escuela son necesarios, entre otras cosas, para evitar que los centros se conviertan en islas, promoviendo el intercambio de experiencias y conocimientos entre ellos.
En cada momento histórico, los sistemas de apoyo a la escuela han tenido objetivos y funciones distintas, que evolucionan influidos o determinados por causas políticas, sociales, económicas, educativas, etc.
Para finalizar el recorrido, observemos algunos problemas comunes en el funcionamiento de los sistemas de apoyo a la escuela. Con ellos, me asaltan algunas dudas por resolver y también imagino posibilidades de mejora...
Problemas comunes en los sistemas de apoyo
No existe una única forma de abordar los procesos de asesoramiento, dado que hay diversidad de enfoques y roles. Aquí vamos a entenderlo como un proceso dinámico y sistemático, sostenido en el tiempo, dedicado a la ayuda a los centros y cuya finalidad es el empoderamiento del auténtico gestor del cambio: el profesorado.
En el proceso de asesoramiento se pueden distinguir tres grandes momentos:

* El planteamiento, iniciación o movilización hacia el cambio.
* El desarrollo o puesta en práctica.
* La institucionalización.

En cada uno de estos momentos se abordan actuaciones diferentes.
En la fase de contacto inicial se dan a conocer y se negocian las expectativas y los compromisos entre asesor y asesorados al tiempo que se aclaran los roles y responsabilidades de cada parte. Se construye la relación de colaboración y también se organiza la infraesctructura básica necesaria. Es un momento crucial para un buen desarrollo del proceso. Para Guarro (2001) se pretende construir un clima que posibilite el compromiso con la mejora.
Esta relación se configurará de manera distinta para cada centro, adaptándose a sus características y necesidades. Existen dos elementos de gran influencia en la construcción de la relación: el modo en que se introduce la propuesta de asesoramiento y la disponibilidad o condiciones del centro.
En un segundo momento, se abordará la autoevaluación del centro. Se elaborará un diagnóstico de la situación detectando tanto logros como aspectos mejorables. Se trata de hacer un alto en el camino y reflexionar sobre la realidad presente y aquella hacia la que se desea avanzar.
Se da paso a procesos de análisis, diálogo, confrontación de ideas y consenso en los que se pueden usar algúnas técnicas de grupo para definir finalmente los logros y necesidades, la categorización de estas últimas y su priorización.
El referente principal será la opinión e intereses de los centros y sus equipos docentes. Guarro señala la importancia del grado de consenso que se adquiera de cara a la implicación de los participantes en las fases posteriores.
Identificar, categorizar y priorizar necesidades
Analizar los problemas y buscar soluciones
Los problemas seleccionados se reflexionan y estudian -individualmente y en el equipo- para ser comprendidos lo mejor posible y construir una visión conjunta: se describen detalladamente, se explicitan las evidencias, los factores que influyen en el mismo, posibles causas...
Posteriormente se proponen posibles soluciones e hipótesis de trabajo.
Según diversos autores, compartir la visión de la realidad, consensuar la definición del problema y llegar a un consenso lo más amplio posible sobre la solución es un requisito para la implicación del equipo en el proceso de mejora.
En esta fase pueden detectarse necesidades formativas específicas que se incluirían en el plan de mejora.
Planificar las acciones, explicando con detalle en qué consiste su realización, sus responsables, temporalización, recursos necesarios...
Durante esta fase, el asesor y el centro establecen conjuntamente los objetivos para la acción y diseñan el plan de mejora para alcanzarlos.Es prioritario el trabajo en equipo en un clima de confianza y respeto, fomentando la plena participación.
Elaborar el plan de mejora
Poner en práctica el plan
Es necesario fijar los canales y criterios de comunicación y revisar y fortalecer las estructuras organizativas, así como poner en marcha las actividades formativas previstas.
El desarrollo del plan es un espacio para el aprendizaje y la investigación en la práctica. Se debe estar preparado para tratar los imprevistos que probablemente surgirán, observar lo que realmente va sucediendo e ir introduciendo las modificaciones necesarias para alcanzar los objetivos.
En esta fase debieran afianzarse los valores colaborativos en el trabajo conjunto. El asesor facilitará el aprendizaje a través del análisis de la práctica, apoyando el intercambio profesional, estimulando los compromisos adquiridos por los participantes, procurando recursos materiales y humanos, sirviendo de enlace y apoyo.
Evaluar e institucionalizar la mejora
La institucionalización del cambio supone la constatación de la transformación de la práctica docente. Ha habido un cambio real en la cultura del centro y la comunidad educativa piensa, es, actúa de otra manera. La organización ha logrado estabilizar la mejora introducida.
En este momento, el asesor puede promover actividades de evaluación del cambio, construyendo una cultura de responsabilidad colectiva y de compromiso compartido. La evaluación no debe entenderse como una etapa final y conclusión. Puede entenderse en tres sentidos: evaluación del cambio, que se centra en los resultados obtenidos al final del plan; evaluación para el cambio, con carácter formativo; evaluación como cambio, que entiende el proceso como una reflexión constante.
Con la institucionalización del cambio termina la labor de asesoramiento.
Considero que un asesor competente aspira a acabar "sobrando" en la escena escolar, en el sentido de que realmente ha contribuido al empoderamiento del profesorado y la autonomía responsable del centro, por lo que su contribución ya no es necesaria.
Algunas pistas para la mejora
Full transcript