Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

¿Cómo afectan los estereotipos a las personas con enfermedades mentales?

No description
by

Ana Lucia

on 8 June 2015

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of ¿Cómo afectan los estereotipos a las personas con enfermedades mentales?

Los medios de comunicación, nos suelen presentar a las personas con enfermedades mentales bajo tres estererotipos:

La del maníaco homicida que hay que recluir.




La de la persona adulta con conductas infantiles que requieren control externo.




La del espíritu libre y creativo, que produce cierta admiración.
¿Cómo afectan los estereotipos a las personas con trastornos mentales?
Trastorno metal.
Estereotipos:
Cumplir con estereotipos...

Trato hacia los alienados (locos)...
https://conxofusion.wordpress.com/page/3/

http://www.1decada4.es/volvamosapensar/enfermedadyestigma/

http://rua.ua.es/dspace/bitstream/10045/4814/1/CC_13_06.pdf

http://es.slideshare.net/alinslide/breve-historia-de-la-locura-6382435

http://www.tiposde.org/sociedad/835-tipos-de-estereotipos/

http://www.conductitlan.net/psicologia_organizacional/prejuicio_estereotipo_discriminacion.pdf

http://estereotiposyadolescencia.blogspot.mx/

http://www.edukanda.es/mediatecaweb/data/zip/868/a3.html
Conclusión:
Consisten en una imagen estructurada (exagerada y con pocos detalles) aceptada por la mayoría de las personas como representativa de una persona o un determinado colectivo.
Esta imagen se forma a partir de una concepción estática sobre las características generalizadas de los miembros de esa comunidad.
Componente cognitivo
nos permite reconocer un estereotipo porque cuadra con nuestros conocimientos previos, es una categoría que nos permite identificar y reconocer fácilmente a ciertos grupos.
Cómo funcionan los estereotipos en las sociedades:
Componente

afectivo

entran en juego los sentimientos que experimentamos en relación a ese estereotipo, que pueden ser de prejuicio u hostilidad, o bien, ser positivos.
Componente comportamental
se lleva a la práctica acciones asociadas a esos sentimientos experimentados frente a ciertos estereotipos.
Representar a alguien con ciertas características.
Manifestar sentimientos hacia el estereotipo.
Tener acciones al sobre el estereotipo.
Se transmiten y promueven por diversas vías, tales como:
Recibimos una serie de ideas y de imágenes que,
por un lado, reflejan la realidad, informan y entretienen;
por otro lado logran establecer modelos de conducta o apariencia que la mayoría de las personas tratará de adquirir.
E. religiosos.
E. políticos.
E. raciales.
E. de clase.
E. sexual.
Clases de estereotipos.

Los valores y las costumbres de una religión son puestos en cuestionamiento, y a partir de allí se lanza una crítica a cualquiera que profese esa religión.
Estereotipos religiosos:
La difusión masiva del pensamiento de algunos políticos hace que cualquier persona que pertenezca o que concuerde con él, instantáneamente deriva sus opiniones de él, y pierde el criterio para elaborar pensamientos propios.
Estereotipos políticos:
La valoración positiva o negativa se hace por el hecho de ser diferente
(por ejemplo: color de piel o cultura, etc).
Estereotipos raciales:
Estereotipos de clase:
El poder económico es el causante de un prejuicio social. Por ejemplo, se generalizan a los pobres con la ignorancia y la delincuencia; a los ricos con la soberbia y la prepotencia.
Son creencias, valores y normas ampliamente compartidas por los miembros de una sociedad, y formados a lo largo del tiempo; son formas de conducta “adecuadas” interiorizamos a lo largo de nuestra vida.
A partir de estos estereotipos se generan los roles de género, que son las funciones para las que cada uno de los sexos están legitimados.
Estereotipos sexuales:
Hasta dónde son capaces mujeres y hombres de llegar para alcanzar el estereotipo de belleza “ideal”.

Diariamente estamos expuestos por los estándares de belleza, nos venden, muchos desean tener un cuerpo “perfecto” y envidiable como el de las y los modelos que aparecen en las revistas, la televisión, el cine.

Es algo que desde pequeños nos son impuestos los estereotipos.
Son un síndrome o patrón de carácter psicológico sujeto a interpretación clínica que, por lo general, se asocia a un malestar o a una discapacidad.

Una
enfermedad de tipo mental
es aquella que se produce a raíz de una alteración que repercute sobre los procedimientos afectivos y cognitivos del desarrollo, la cual se traduce en dificultades para razonar, alteraciones del comportamiento, impedimentos para comprender la realidad y para adaptarse a diversas situaciones.

Pueden ser consecuencia de factores biológicos, ambientales o psicológicos.
Trastornos neuróticos
Trastornos psicóticos.
Alteran la percepción que el individuo tiene en torno a sí mismo
y el grado de aprobación del Yo.
Pero no representan una distorsión del plano real ni provocan aislamientos importantes de la vida social.
En cambio, pueden incluir delirios, fuertes dificultades de carácter afectivo y relacional o alucinaciones. Por lo general, estos están determinados por razones orgánicas relevantes.
Los antiguos creían que estar en ese estado, era algo sagrado ya que era obra de los dioses. Las divinidades lo enviaban como castigo o como venganza.

En esta época, las personas no eran culpabilizadas por su trastorno; eran más bien consideradas como víctimas inocentes de fuerzas sobre las que no tenían control alguno.
"...Durante la edad media, a los enfermos mentales se les consideraba poseídos por el demonio y se les exorcizaba. Se conjuraba el útero para que no vagara por el cuerpo y produjera histeria..." Se pensaba que tenían un pacto con el diablo, como un efecto de la brujería.

En la alta Edad Media, surge un enfoque “médico” de la locura. Se cree que los locos tienen una piedra en la cabeza -la piedra de la locura- que origina su mal. Realizan, pues, operaciones quirúrgicas, para extraerla.

"...En la edad media los tribunales solicitaban los servicios de un médico para decidir si un individuo era cuerdo o estaba demente..."
Numerosas incapacidades jurídicas se le imponen, no puede:
hacer promesas (son nulas)
tener palabra
testimoniar.
disponer de sus bienes, (se encargarán sus parientes o su tutor)
hacer contratos.
Se trata ante todo, de proteger los intereses materiales de los parientes.
Los parientes deben garantizar su subsistencia y su guarda, en la medida en que se lo permitan las circunstancias económicas y su rango social. La incapacidad de la persona, debe ser declarada por la justicia, frecuentemente a petición de los parientes.
Renacimiento
se acaban los exorcismos y las trepanaciones de cráneos. Se opta por erradicar a los locos, sacarlos de la ciudad, de las calles, del espacio público, en un movimiento centrífugo. Se les deja recorrer los campos apartados. Otros son librados a su suerte en un barco sin timón
En
1935,
el neurólogo portugués
Egas Moniz
inventó el procedimiento de la
LOBOTOMÍA
.
Consistía en la destrucción de la conexión entre la corteza prefrontal y el resto del cerebro. Este episodio bárbaro en la historia de la psiquiatría se prolongó hasta 1965.
Edad moderna
comienza el encierro, en los asilos y los hospitales generales. Los espacios son compartidos con delincuentes, desertores, prostitutas, borrachos, etc.
Se clasifican en tres grupos:
Tranquilos:
Alternan con la familia y las amistades, al no constituir peligro.
Furiosos:

Se los amansa mediante ayunos, palos y duchas frías.
Como última medida, se les fija a un muro, mediante una cadena corta.
Deprimidos:
Cuidados en su domicilio, aislados en una habitación separada del resto de la familia y se les oculta de las relaciones sociales.
LA ILUSTRACIÓN
comienza a darse un trato más humano a los enfermos mentales.

En París,
Philippe Pinel,
libera de sus cadenas a los enfermos aherrojados y confinados.

La locura es finalmente considerada como
una enfermedad.


El “loco” deja de ser considerado como un “ insensato ”. Pasa a ser considerado como un ser

alienado
”.



Explica el origen de las enfermedades mentales por
la herencia y las influencias ambientales.

Propone la creación de

un cuerpo especializado de médicos
,
dedicados a la atención de los “alienados”.

Propone una
“terapia moral”.
Comienzan los avances en el conocimiento de la enfermedad mental.
A pesar del avance de la psiquiatría, los enfermos mentales siguen sufriendo, en el siglo XX, un proceso de discriminación social.
Surge en los años ‘60 un movimiento de
ANTIPSIQUIATRÍA,
que rechaza la psiquiatría tradicional. Psiquiatras como:
David Cooper
Ronald Laing
Thomas Sasz

Se oponen a los métodos terapéuticos como:
Electroshock,
Comas insulínicos
Al maltrato, de los “enfermos mentales” en los hospitales.
Rechazan el hecho encierro.
La psiquiatría acaba concluyendo que lo que desencadena los trastornos mentales es la interacción de complejos factores genéticos con factores del entorno.

Este fenómeno, conocido como
desinstitucionalización;
lleva al cierre de muchos de los antiguos manicomios en los países occidentales.
Psiquiatría:
Antipsiquiatría:
Tras un largo período de desencuentro, la psiquiatría oficial y la antipsiquiatría llegan a un acuerdo:
Acepta abandonar la mayor parte de los tratamientos criticados
Reduce el encierro
Admite la necesidad de reincorporar a los enfermos mentales a la sociedad.
Se abandona la idea de la antipsiquiatría, de considerar la enfermedad mental como resultado de una estructura familiar patológica y como producto de un trauma padecido durante la infancia temprana, porque no resulta demostrada.
A pesar de los avances de la psiquiatría, el que padece un trastorno mental sigue siendo estigmatizado.
El origen del estigma está los estereotipos y mitos injustos heredados de siglos de incomprensión hacia la enfermedad mental.
El silencio que la rodea, la ha convertido en tabú, manteniendo el estereotipo.
La persona con enfermedad mental se ve afectada en el sentido de que debe afrontar una doble dificultad para recuperarse:
Enfermedad en sí
Prejuicios y discriminaciones que recibe

La
violencia
recibida por el enfermo mental es mucho mayor que la violencia ejercida por él.

Una mínima parte de las personas diagnosticadas de esquizofrenia o psicosis ejercen actos violentos contra los demás.

El prejuicio de la violencia de los enfermos mentales se origina en el
miedo
y la
ignorancia
.
Sólo el 5% de las personas con enfermedad mental tiene un empleo regular, y el 44% aseguran haber sufrido algún tipo de
discriminación
laboral.
Los estereotipos afectan a las personas con trastornos mentales por diversos aspectos:
En el laboral (debido a que no les dan trabajo y si se los llegan a dar, son discriminados)
En el social (las personas, debido a la ignorancia que se tiene sobre estas enfermedades, son rechazados)
Llegan a ser privados de sus derechos y se les llega a tratar con inferioridad
Se les adjudican etiquetas sobre su enfermedad, por ejemplo: si tiene esquizofrenia, pasa a ser “esquizofrénico”; si sufre depresión, es una “depresiva”. Algo que actualmente no sucede con otras enfermedades, a quien padece cáncer no se le llama “canceroso”. Provocándoles que asuman esa etiqueta, perdiendo la confianza que tenían para llevar una vida normal.
No todos los estereotipos tienen una connotación negativa, depende del uso que se le adjudique; aunque la mayoría de las veces así se les da.

En el caso de las personas con trastornos mentales, se les da un uso negativo y por lo tanto, es necesario desprender o en dado caso modificar esos estereotipos y de igual manera, prestar atención a la discriminación que están sufriendo por estos.
Full transcript