Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Carlomagno GSD Guadarrama

El Imperio en manos bárbaras
by

Joaquín de la Fuente

on 25 January 2016

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Carlomagno GSD Guadarrama

El Imperio en manos bárbaras
Carlomagno
Carlomagno Emperador
24 de diciembre de 800
San Pedro de Roma
En la ceremonia de ese día, el pontifíce León III puso sobre la cabeza del rey de los francos la corona imperial.
Los francos eran pueblos germanos que se habían establecido dentro de las fronteras del antiguo imperio romano de occidente durante el siglo V.
A diferencia de otras naciones bárbaras, nunca se habían adherido a la versión arriana del cristianismo. Se habían convertido al catolicismo en año 496.
Los francos eran un pueblo guerrero por naturaleza. Según su leyenda, descendían de los antiguos troyanos. "sólo sucumbían a la muerte, jamás al miedo".
El gran problema de los francos eran su reyes. Víctimas de sus límites o simplemente de su desidia, los soberanos merovingios, sucesores de Clodoveo, habían terminado convirtiéndose en accesorios decorativos en la corte ("los reyes holgazanes"), y el poder había pasado progresivamente a sus hombres de confianza, a quienes la costumbre del tiempo hacía llamar "mayordomos de palacio".
Uno de estos mayordomos de palacio fue Carlos Martel, quien el año 732 freno en la batalla de Poitiers a los musulmanes. La victoria fue un hito en la historia de Europa; por primera vez la cristiandad ponía freno a la expansión islámica.
.
Carlos Martel dejó a sus sucesores la misión de rechazar las fuerzas islámicas más allá de los Pirineos, y la suerte continuó sonriendo a su hijo, Pipino el Breve.
En el año 751 despojó del trono a Childerico y, de acuerdo a las costumbres del tiempo, lo tonsuró y lo envió a un monasterio. De este modo Pipino acabo con la dinastía merovingia e inauguró la propia, que con el tiempo pasó a ser llamada Carolingia.
Carlos vio la luz en Aquisgrán el año 742 d.C. Sobre su niñez y su adolescencia no estamos muy al tanto. Recibió la formación adecuada para un príncipe. seguramente aprendió a leer, a manejar las armas y sobre todo a soñar con hazañas de guerra.
la sucesión no estuvo exenta de problemas. En el año 771 el futuro emperador logró la corona de los francos.
Carlos estreno su reinado acudiendo a la llamada de Roma, el Papa estaba siendo atacado por los Lombardos.

En el año 773, Carlos atravesó los Alpes y puso rumbo a la sede pontificia. Por el camino tomó la ciudad de Pavía, la capital lombarda, y desde ese maisma época comenzó la leyenda en torno al imbatible guerrero imperial.

Un año más tarde Carlos marchó en peregrinación a Roma. Se nombró a sí mismo rey de los lombardos y recibió del papa el título de patricio romano y protector de la Iglesia.
.
Carlomagno, no sabía escribir, pero era un estratega metódico; podía manejar las armas tanto como los hilos de la diplomacia: Poseía el don de aprovechar cada oportunidad que se le presentaba.
El nuevo rey de los francos contaba con una imponente apariencia externa; medía más de 1,90 m. lo cual, en aquella época, era, con toda certeza, desmesurado. "tan vigoroso que tenía fuerzas suficientes para levantar, desde el suelo hasta por encima de su propia cabeza y de un solo impulso, a un soldado puesto de pie sobre la palma de cualquiera de sus manos".
"Tenía el cráneo redondo, los ojos muy grandes y vivos, la nariz un poco más larga de lo normal, una hermosa cabellera blanca y el rostro agradable y alegre".
"Hombre de cuello grueso y vientre abultado, gustaba del buen comer, poco dado a seguir los consejos de los médicos. Vestía según la costumbre de su pueblo; sobre el cuerpo llevaba una camisa y unos calzones de lino. Se cubría con un manto azul y siempre llevaba ceñida una daga, cuya empuñadura y vaina eran de oro y plata".
.
.
Los sajones constituían un pueblo pagano, bárbaro e irreductible, que vivía encajonado entre el río Reno y el Elba. Su carácter anárquico e indisciplinado generaba constantes roces en las fronteras del imperio.
Conquista de los Sajones
Fueron necesarias más de veinte campañas militares para quebrar la tenaz resistencia sajona. Deportaciones en masa, ejecuciones sumarias y conversiones forzosas; todas las estrategias fueron necesarias para doblegar al enemigo.

"Todo sajón que se niegue a que le administren el bautismo será entregado a la muerte; todo aquel que por desprecio al cristianismo, se niegue a respetar el santo ayuno cuaresmal y coma carne, será entregado a la muerte; todo aquel que entregue a las llamas el cuerpo de un difunto, según el rito pagano, será entregado a la muerte..."
.
.
Poco después conquisto el territorio de los ávaros y, más tarde, Carlos agregó a estas grandes conquistas territoriales, el establecimiento de una marca defensiva en el norte de España para frenar a los musulmanes.
Es verdad que los conocimientos de Carlos no iban mucho más allá de ciertos rudimentos de retórica, dialéctica, aritmética y astronomía. pero, a pesar de sus carencias, el soberano no se desentendió del tema. Carlomagno puso todo su prestigio al servicio del monaquismo, en el cual se concentraba buena parte de la vida intelectual del tiempo: renovó la enseñanza del latín y la copia de libros.
Cultura
La corte de Aquisgrán
En torno al emperador los sabios encontraron un ambiente en el que podían cultivar sus dones y, sobre todo, ser estimados y escuchados. Uno de ellos, el principal, fue Alcuino de York quien, además de consejero personal del emperador, fue el gran impulsor de la cultura clásica en ese tiempo bárbaro: depuró el latín, fomento el verso, la prosa y la poesía.
Carlomagno hizo construir en Aquisgrán, la catedral, el palacio y su tumba. La capilla palatina, inspirada en la iglesia de San Vital de Rávena, fue construida como un octógono de piedra, de más de treinta metros de altura. en la cúspide se dispuso una cúpula sujeta con columnas de mármol y granito.
Arte
El emperador se interesó además por el derecho, unificando y completando las leyes francas, y ordenando la recopilación de las leyes de los pueblos que estaban bajo su dominio.
Alianza con el papado
Coronación de Carlomagno (25 de diciembre de 800)
Carlomagno arrodillado, en la basílica de San Pedro en Roma, recibió del papa la corona imperial. El clero romano aclamó a Carlos con el título de Emperador y Augusto, y para todos quedo grabada la alianza entre el poder político del reino franco y la autoridad espiritual de la iglesia Católica.
Carlomagno tuvo el talento y la intuición de cosntruir su imperio con una voluntad de hierro. Depués de haber pasado toda su vida unificando territorios, el emperador los dividió para entregarlo a sus hijos.
.
El talento familiar pareció agotarse después de Carlomagno. Sus sucesores inmediatos fueron incapaces de consolidar su imperio y se limitaron a desmembrarlo entre pugnas y divisiones. Musulmanes, eslavos y escandinavos contribuyeron al proceso con sus invasiones, hasta que la dispersión del poder fue de tales proporciones que, hacia el año 876, no quedaban sino duques y condes de diverso rango gobernando porciones menores de terreno.
Conquista de los ávaros
Marca Hispánica
Conquista a los Lombardos
Full transcript