Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Escultura y arquitectura del siglo XIX

No description
by

Belén Lerma Romero

on 31 May 2015

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Escultura y arquitectura del siglo XIX

A finales del siglo XVIII, principios del XIX los países industrializados llevaron "la segunda revolución industrial". Se crearon nuevos materiales de construcción como el hierro colado, el acero laminado o el vidrio plano en grandes proporciones. Aunque las posibilidades que estos materiales prometían grandiosidad, estos no fueron utilizados hasta mediados del siglo pasado por considerarse antiestéticos e incompatibles con el arte de la construcción.

Las ciudades sufrieron un gran crecimiento demográfico debido a la emigración provocada por la industrialización.
Estos factores crean la necesidad de construir nuevos edificios de nuevo tipo como fábricas, estaciones de ferrocarril, viviendas... y que estos sean baratos y de rápida construcción. Por ello, la arquitectura del siglo XIX es una arquitectura totalmente urbana y aparece ligada inseparablemente a la industrialización.

Introducción
Escultura romántica
El beso de Rodin
La escultura del realismo o naturalismo
La danza Jean Baptiste
La evolución de la escultura
P
erseo con la cabeza de Medusa de Antonio Canova
Escultura y arquitectura
La escultura neoclásica
Ninfa atacada por un escorpión de Lorenzo Bartolini
La marsellesa de Rude
Le grisou Constantin Meunier
La escultura neoclásica en España
Venus y cupido Jose Ginés
La defensa de zaragoza de Cubero
La escultura romántica en España
Los leones del Congreso de Ponzano
Estatua de Simón de Rojas Clemente y Rubio de Gragera
La arquitectura historicista
El término de arquitectura historicista se refiere a aquella tendencia arquitectónica que reproduce la representación de algún estilo histórico de tiempos pasados. Aparece casi al mismo tiempo que el movimiento romántico, que surge hacia la segunda mitad del siglo XIX y se prolonga en el tiempo hasta las primeras décadas del siglo XX.

A diferencia con el eclecticismo arquitectónico que se basa en la combinación de distintos estilos para dar lugar a un producto distinto y propio del momento, la arquitectura historicista recrea en cada caso uno los estilos de las grandes obras del pasado de manera individual y con cierta fidelidad, aún incluyendo frecuentemente elementos técnicos y culturales modernos.

La arquitectura historicista, como era de esperar, dio lugar a diferentes variantes según tratara de mimetizar a uno u otro de los estilos históricos anteriores, dando lugar así a los distintos "neos", y denominándose entonces: neobizantino, neogótico, neomudéjar, neorrenacentista, neobarroco, etc.

Son muchos los ejemplos de arquitectura historicista que se pueden contemplar, especialmente en Europa, donde el neogótico gozó de una especial profusión.

En España, sin embargo, el sentimiento nacionalista propio del romanticismo del momento dirigió la arquitectura historicista preferentemente hacia el estilo neomudéjar, como representante de un arte específicamente hispano.
El arte en la época industrial
El Realismo nace como una reacción contra el arte académico oficial de los Salones y contra la desbordada imaginación y el idealismo romántico.
Tras la revolución industrial se impulsó los principales cambios de la arquitectura en la segunda mitad del S. XIX.

Surge así la polémica y el debate entre arquitectos e ingenieros, a los cuales en principio no se les consideró dignos para la edificación arquitectónica y de este modo, nace el término positivismo utilizadas en diferentes culturas como en Francia, Inglaterra, Alemania.

Los artistas toman conciencia de los problemas sociales como los horarios excesivos, y piensan que deben denunciarse estas lacras
Gustave Courbet
Madox Brown
Eduardo Rosales
Arquitectura
El palacio de cristal
Galerias de máquinas
siglo XIX
Sevilla. Palacio neogótico del marqués de la Motilla
Cádiz. Teatro Falla, de estilo neomudéjar
Iglesia de "La Madeleine", (París); arquitectura greco-romana
Arquitectura del hierro y el cemento
La revolución industrial impulsa los principales cambios que sufre la arquitectura en la segunda mitad del S. XIX. Trae consigo los nuevos materiales de construcción, como son el hierro, el acero laminado, el hormigón armado o el vidrio. Con éstos se construirán lugares funcionales surgidos de las necesidades de la nueva sociedad capitalista e industrial, lugares donde se necesiten grandes espacios.

Las vigas de hierro, los grandes paneles de cristal, darán estructuras articuladas y un concepto nuevo de espacio que se pueden considerar una revolución frente a la arquitectura tradicional.

El hierro permitía también una construcción rápida debido a su fácil ensamblamiento, consiguiendo, además, estructuras de enormes proporciones impensables para materiales tradicionales.

Se abrirían nuevas perspectivas en este campo, que sólo se aplicarían a la construcción de edificios públicos, como estaciones de ferrocarril, grandes almacenes y mercados.


La Torre Eiffel se trata de una obra no utilitaria, de trescientos metros de altura, concebida sólo como una imponente presencia de las nuevas estructuras de hierro. Se eleva como un rascacielos, carente de espacio interior, y fue desde entonces el símbolo de París. Estos avances técnicos europeos, unidos al invento del ascensor, favorecieron la aparición en América del rascacielos.
La relevancia de la Escuela de Chicago tuvo como causa desencadenante el desastroso incendio de 1871 que cruzó el río y destruyó gran parte del centro de la ciudad, incluyendo un grupo de edificios de hierro colado que no habían sido construidos a prueba de fuego. La reconstrucción de la ciudad iba a permitir erradicar los materiales de construcción inflamables y desarrollar la edificación en altura para resolver la masiva inmigración. El elemento crucial de ese momento fue el rascacielos. Se establecieron las directrices esenciales de la arquitectura comercial del siglo XX.

Los tres edificios mas destacados son la Torre Eiffel, el Palacio de cristal y la _Galería de Maquinas de Durtet y Contain
La escuela de Chicago
Escuela de Chicago
Palacio de cristal de Londres de Joseph Paxton
En España, las estructuras de hierro se empezaron a aplicar en primer lugar en las estaciones de ferrocarril. La Estación de Atocha, obra de Alberto Palacio, que era arquitecto e ingeniero, tiene una gran cubierta de hierro y cristal.
Otro ejemplo es El Palacio de Cristal del Retiro, en Madrid, realizado por Velázquez Bosco tomando como ejemplo los palacios que se proyectaban para albergar las exposiciones universales.
Se utilizaron materiales como el hierro y el cristal para la cubierta, sobre un espacio realizado en piedra y ladrillo. Fue la primera vez que se usaron en España el hierro y el cristal en un edificio no industrial.

La arquitectura del hierro y los nuevos materiales en España
Estación de atocha en Madrid
Palacio de cristal de Madrid
Full transcript