Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Historia de la Cirugía en el Perú

No description
by

humberto huapaya reyes

on 3 March 2014

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Historia de la Cirugía en el Perú

Fuente: Fernández J. Revista de Arqueología Año XXI números 230 y 231.
En los márgenes de la trepanación se observan unos bordes suaves en la incisión, un diploe cercano y regeneración ósea con osteofitos (se perciben examinando los bordes de las craneotomías, hay sustitución de los alvéolos de la capa esponjosa del diploe por el tejido compacto)
La ausencia de signos de reacción biológica en el cráneo trepanado sugiere que el sujeto pudo fallecer después del procedimiento.
Al menos un 70% de los cráneos trepanados muestran evidencias de curación, se estima que un 50% de los sujetos sobrevivieron a una trepanación
Criterios de supervivencia
Historia de la Cirugía en el Perú
Cirugía en el Virreynato
¡GRACIAS!
Cirugía en el Antiguo Perú
Hallazgos arqueológicos
Descubrimiento de más de 15000 cráneos y momias del antiguo Perú
Más de 2000 cráneos trepanados en museos arqueológicos de Perú y Bolivia con una antigüedad de 2500 años
5-10% de las momias encontradas evidencian haber sido sometidas a trepanación in vivo

Fernández José. La trepanación y cirugía de cráneo en el antiguo Perú. Revista de Arqueología Año XXI números 230 y 231. Zugarto Ediciones. Madrid, 2000.
Trepanaciones craneanas
Desarrollada por los sirkaks o cirujanos(que no era el mismo que practicaba la medicina).
Procedimiento básico : desprendimiento del cuero cabelludo, limpieza de la herida y retiro de la parte ósea afectada
Serie de incisiones redondas o cuadrangulares en uno o varios huesos del cráneo, sin afectar al cerebro o a las meninges
Desarrolladas en las regiones de las culturas paracas, nazca, Ica (costa centro-sur de Perú), mochica, huari y chimú, que practicaron la trepanación en el antiguo Perú mucho antes y en mayor escala que los incas

Utensilios
Tumi: cuchillo ceremonial en forma de T, se usaba para cortar y abrir el cuero cabelludo, mientras que los instrumentos de obsidiana y pedernal servían para cortar y perforar el cráneo.
Kuchuna: cuchillos
Kuchuna Kiruyoc: cuchillo con dientes ( de champi).
Toqpina: usos múltiples
Phaqic tullu: similar al formón
Sikina: pinzas,
Uskuy: barrena, decolador
Haspyquq: separador con dientes.
Chectana: hacha de mano, usos múltiples.
Otros.
Barrie Fairley. La “anestesia” en el imperio incaico. Rev. Esp. Anestesiol. Reanim. 2007; 54: 556-562)


La anestesia
Dependía de la región (costa o el altiplano) en que se practicaba la cirugía y los elementos que tenían a su alcance; se utilizaba:

La chicha de maiz para producir inconsciencia en intervenciones quirúrgicas menores.
La Datura, el espingo, el tabaco y el cactus de San Pedro pueden producir un trance profundo y, con toda probabilidad, anestesia.
Incas se valieron de la chicha, probablemente en combinación con algún otro estupefaciente, para conseguir la anestesia completa o parcial necesaria para su cirugía. Una cocción de las hojas de coca puede que haya sido empleada para conseguir la anestesia tópica.

Hemostáticos
Presión directa de la carótida en el cuello
Compresión del vaso sangrante,
Cenizas, (uspa), del horno comunitario.
Lavado con agua de lluvia (para posco)
Planchas de algodón (ampi) con marcado poder de absorción,
Clara de huevo, (runtoq)
Arcilla (turo), para cubrir la herida una vez suturada.


Trepanación mediante la técnica de orificios cilíndrico-cónicos.

Trepanación mediante técnica de raspado con cuchillas de obsidiana. Es biselado hacia el centro de la perforación.
Cráneo centroandino con 3 trepanaciones cuadrangulares efectuadas mediante cortes en huso entrecruzados

Técnicas
TÉCNICA DE RASPADO
Con Bisel o tipo Paracas
Sin bisel o tipo Inca
Variedad suprainiana(localización sobre el hueso epactal)

TÉCNICA DEL CORTE EN HUSO
TÉCNICA DE LOS ORIFICIOS CILÍNDRICO-CÓNICOS
INCISIONES ÓSEAS VARIADAS


Cabezas Edgard. La medicina en América. Editorial Nacional de Salud y Seguridad Social. Costa Rica, 1990.
Tenían el sistema de aplicar correas para cohibir la hemorragia.
Tal era el conocimiento que tenían los médicos y los cirujanos incas, que inclusive eludían lastimar el delicado sitio de localización del seno longitudinal y, además, tenían certeza de que los estados de convulsión estaban directamente relacionados con alguna situación del cerebro. Sin llegar a tener éxito en todos los casos, la craneotomía era una operación que practicaban a veces con el propósito de curar las convulsiones, lo que se lograban en los casos originados por traumas.
Riesgos: sangrado venoso copioso, infección(la meningitis bacteriana.
Motivo de las trepanaciones
Posnansky: fines rituales, ya que el estudio de estos especímenes comprueba que murieron a consecuencia de la operación o más bien fueron sacrificados intencionalmente
 Secenes: un hecho quirúrgico de facto pero no de intención
Championniere: en un primer momento fue un acto religioso, pero, por extensión, se efectuó para la descompresión en ciertos casos
Broca: manifiesta que tuvo al comienzo una finalidad mística, la de hacer salir los espíritus de los que convulsionaban, después su uso se extendió para el tratamiento de las fracturas de cráneo
Lavorería: la trepanación fue siempre una operación completamente empírica en los casos quirúrgicos.
Mac Gee: al principio se sacaban amuletos de los cuerpos muertos enemigos, posteriormente estos fueron extraídos de los heridos con heridas craneanas, notando que muchas veces estos sobrevivían a la intervención y se curaban totalmente, pasaron entonces a realizarse en sus propios hombres heridos. Así esta práctica pasó al dominio de la medicina empírica.
 Bello: sobre la momificación de las cabezas humanas, significa la vía inicial por donde más tarde se llegó a separar porciones de los huesos del cráneo, destinadas a servir de amuletos; siendo la trabazón primordial de sus intervenciones craneanas posteriores, vicariosas primero, taumatúrgicas después, y por fin empíricamente terapéuticas; fuera de la causa traumática.
Mc Curdy: en unos casos un fin taumatúrgico mágico de orden médico, y otros, la terapéutica quirúrgica de fracturas o alteraciones óseas del casquete craneano.
El planteamiento de Tello es el que más se acerca a la realidad: se hicieron siempre con un objetivo terapéutico, siendo la más racional y aceptable a la luz de los conocimientos modernos.
Los motivos terapéuticos son principalmente: 
Un antecedente de fractura ya sea con irradiación o con hundimiento(generalmente parietales izquierdas, menos frecuentemente occipitales y excepcionalmente frontales )
Traumatismos simples del cráneo con desprendimiento perióstico que pudo o no ser seguido de un proceso inflamatorio
Periostitis u osteoperiostitis circunscrita, quizá también de origen traumático
Lesiones probablemente de naturaleza sifilítica.
(a), (b): Fuente: Fernández J. Revista de Arqueología Año XXI números 230 y 231.
(a) Dibujo del cronista indígena Huamán Poma. Se aprecia el uso de “macanas” estrelladas, porras, lanzas y hachas que pueden sufrir graves traumas craneoencefálicos como el de la derecha.
Cirugía en la Conquista
La información es escasa y se considera un puente entre la medicina incaica y el virreinato.
Dos grupos con influencias marcadas, los seguidores del galenismo y los que iban directo al cadáver , pero había primacía del primer grupo.
La práctica en América, debido a la naturaleza bélica de este periodo, lo que se necesitaba principalmente eran cirujanos para curar y sanar las heridas infligidas en batalla.
Dos cirujanos a los que hace referencia Lastres, son el bachiller Enríquez y el bachiller Marín que vinieron a América con instinto aventurero y ya en el nuevo mundo se alistaron en las filas de Almagro buscando gloria y riquezas.
El clima de incertidumbre y charlatanería mezclada en el arte de curar se vería, en el mejor de los casos, disminuida con la llegada de Hernández de Sepúlveda al cargo de Protomédico sustituto con lo que se alcanzaría una mayor reglamentación en la práctica de la cirugía.
Dr. Encargado: Dr. Gustavo Franco Paredes
Integrantes:
Castañeda Yovera Juan
Chambi Flores Marcos
Chavez Sandoval Daniel
Fiestas Saldarriga Elmer
Huapaya Reyes Humberto
Llaja Regalado Luisa
Orejon Gomez Bilma
Rodriguez Salvatierra Andre
En 1576 Sanchez Renedo será el rector creando las cátedras de Prima y Visperas de Medicina las cuales no llegaron a funcionar.

En 1635, Monzo de la Huerta se opone a la creación de cátedras, pues los indios son buenos “herbolarios.

Evidencia el RETRASO de la MEDICINA Y CIRUGÍA
Cátedras en Medicina
RETRASO EN LA CIRUGÍA
Recién a principios del siglo XVIII se conoce los conocimientos de Vesalio y Harvey

EL Dr. Lastres menciona “dos siglos de retraso y que nuestra modesta medicina es continuación de la Renacentista”
Bernardo Vargas Machuca, “Milicia y descripción de las Indias” en Madrid de 1892 menciona las medicinas que debe llevar el cirujano para curar las heridas y llagas en enfrentamientos militares.

La mayoría de estos cirujanos militares eran españoles y a veces utilizaban los conocimientos de los indios. Se mantiene el concepto de heridas envenenadas, a pesar del nuevo método de Paré.
Cirugía Militar
El cirujano es un artesano de menor rango y dignidad en relación con el médico. En ciertas ocasiones su pago esta sujeto a la eficacia de su arte como menciona Eguiguren.
“Proposición quirúrgica, y censura juiciosa, en las dos vías curativas de heridas de la cabeza, común y particular y elección de esta” por Vaca de Alfaro
Sabemos por Gago de Vadillo que esta obra hace referencia a cirugías de la cabeza, como se realiza una trepanación, vías de cómo hacerse y compara métodos.
Cirugía de la época
1° Obra publicada es “Luz de la verdadera Cirugía y diversas censuras de ambas vías, y elección de la primera intención curativa, y unión de la heridas” por Gago de Vadillo en 1630 .
Aprobación de la Cámara del rey y el Santo Oficio
Juicio crítico sobre manejo de heridas de la cabeza, “debiéndose cerrar y unir todas las heridas, y curarse por sus contrarios, las han dejado abiertas”
Tecnica en el tratamiento, expone casos clínicos
La cirugía del siglo XVII, era una cirugía postrada a los pies de la medicina. Gago de Vadillo logra elevar su estatus, convirtiéndose en un precursor de la cirugía en nuestro país
En 1660, se consulta al rey la necesidad de establecer la cátedra, virrey,Conde de Santisteban.
En 1711 se dio la orden local. El primer catedrático fue el Dr. Fontidueñas. Quien inició la enseñanza anatómica fue el Dr. Pedro López en 1723
En 1752, el Rey confirmo la creación de la cátedra de Anatomía, que hasta ese momento había estado funcionando irregularmente
Anatomía y cirugía
El 21 de noviembre de 1792, San Marcos inaugura el anfiteatro anatómico en el Hospital San Andrés

El virrey Francisco Gil de Taboada y Lemos y otros importantes personajes, escucharon el discurso de Unanue: Decadencia y Restauración del Perú.

Sería la Anatomía la ciencia que ilumine el camino de la Medicina y la Cirugía.
Conferencias clínicas alternadas de medicina y cirugía. Rango de igualdad a la postergada cirugía.

Las demostraciones quirúrgicas durante las conferencias clínicas lograron un éxito pedagógico que plantearon en Unanue la creación del Colegio de Medicina y Cirugía
Hospital de San Andrés
Gracias a las gestiones del virrey Abascal y a las influencias de Unanue, este primero envía su informe al rey en 1810, sobre la necesidad de erigir un Colegio de Medicina.

La Junta Superior de Medicina y Cirugía de Cadiz que elevó un informe al rey 1811 con sugerencias para ejecutar este plan.

Ya el 9 de mayo de 1815 el rey autoriza la fundación del Colegio Real de Medicina y Cirugía que UNE a MEDICOS Y CIRUJANOS en un solo cuerpo académico
Colegio Real de Medicina y Cirugía
Mulato instruido en la cirugía por su guía Cosme Bueno.
Rindió su examen publico de Cirugía en 1778 y desde ahí ejerce oficialmente como cirujano.
En 1791, forma su primera escuela dentro del hospital debido a la cantidad de seguidores que tenía.
Elegido Protocirujano (1801 - 1807)
José Pastor de Larrinaga (1750-1823)
Establecimiento del Monte Pío para Cirujanos, viudas, huérfanos.
Recibió aprobación el año 1800.
Establecimiento del Colegio de Cirugía de San Carlos en Lima
Si bien no se creo el Colegio de Cirugía, se apoyo a la unificación propuesta por la creación del Colegio de Medicina y Cirugía
Realizó escritos desde 1791, con la impresión de Apología de los Cirujanos del Perú
Pedidos a la Corona
Mulato nacido de una negra liberta fue adoptado por el español Baltazar Valdez.
Cirujano Latino a los 21 años en 1788, obtieniendo la licencia del Protomedicato
Deseo de ser médico, siguió la a Dr. Juan de la Roca y posteriormente, de Hipólito Unanue.
El Cabildo pidió al Virrey la petición de obtener el titulo de Doctor, Carlos IV en junio del 1806 otorgo a Valdez el derecho de doctorado.
Fue Protomedico general del Perú
José Manuel Valdez (1767-1843)
Disertación Quirúrgica sobre el Chancro Uterino que se padece en Lima donde se expone sus causas generales y particulares, los medios de precaverlo y de curarlo. Por el bachiller José Manuel Valdez.
Cuestión medica sobre la eficacia del bálsamo de copaiba en las convulsiones de los niños, Lima 1807. En esta obra resalta su formación hipocrática por el hecho de buscar siempre soluciones terapéuticas a las enfermedades.
Reflexiones sobre las parótidas y el carbunclo. Esta obra sirvió como lecciones a los alumnos del Colegio San Fernando en su formación médica y quirúrgica.
Disertaciones Medico-Quirúrgicas sobre varios puntos importantes. En esta obra presenta los motivos de la asociación de la medicina con la cirugía.
Memorias sobre la Disentería, sus causas, pronóstico y curación.
Escritos
Cirugía en la República
Según describe Lastres los primeros anuncios sobre la bondad del eter como anestesico se reciben en lima a principios de 1847
El eter no duro mucho ya que empezaron a salir anuncios de fracasos : las muertes súbitas por inhalación.
El cloroformo se anuncia desde 1848 . En “ EL COMERCIO” , el 10 de febrero del 1848 en la publcación “ El Choroforme” y se trascribe la servacióndel periodico “Union Medicale” de paris
Este gran descubrimiento comienza a ser útil a los cirujanos militares peruanos

La anestesia viene al Perú


Considerado como el pionero de la cirugia peruana  (1835 - 1903) se le reconoce como el orientador e iniciador de la cirugia abdominal.
Este distinguido cirujano se graduo de médico , en el año 1858 cursando sus estudios en el viejo colegio de la Independencia. Más tarde , en 1860 , es nombrado catedrático de Anatomia Descriptiva y en 1865 desempeño la catedra de clinica externa.
En 1878 ,según los Anales Universitarios de 1878 el Dr. Lino Alarco practico por primera vez la operación de ovariotomía , con todo éxito .
Esta intervención constituyo todo un acentecimiento. La ovariotomia practicada por Alarco fue la intervención precursora de la Ginecologia en el Perú .
CIRUGÍA REPUBLICANA
Marcó importantes hitos, como la fundación de la cátedra de Ginecología en la Facultad de Medicina de San Fernando, la instalación del primer quirófano moderno en nuestro país, la introducción de la Radiología y de las primeras normas de bioseguridad
Es un verdadero pionero de la medicina peruana, particularmente en los campos de la gineco-obstetricia, radiología, bioseguridad y cirugía general.
El doctor Constantino Carvallo Loli, notable galeno nacido en la ciudad de Huacho el 12 de abril de 1853
Dr. Constantino Carvallo Loli
Entiende que no es suficiente médicos sabios sino que las circunstancias a formar cirujanos militares que cuiden de los soldados que cuidan de toda la sociedad.
En el periódico La Crónica Médica (1884)

Dr. Almenara Butler que insta a la sociedad Peruana, al Estado mirar la falta de cirujanos militares preparados.
Dr. Colichón de preparación autodidacta

Desarrollo muy buenas maniobras en cirugía con la tibia de animales, zoo injertos y utilizo ovarios de cabrito,
Promovió cursos y congresos de practicas quirúrgicas

Uso técnicas que disminuían considerablemente la retracción de los tejidos que iban a ser trasplantados
Inicios de la Cirugía Plástica
INICIOS SIGLO XX
El doctor Roger Pinillos gracias a su técnica de arenillamiento linfático pudo remediar varios casos de estos.
Enfermedad de elefantiasis.
La elefantiasis en aquella época fue una enfermedad que asedia a las personas al que perjudica su aspecto físico.
además ha sido los primeros en usar la inmovilización inmediata por medio de clavos metálicos en las fracturas del macizo facial.
El eminente Doctor Felipe Plaza desarrollo en Odontología la cirugía maxilofacial, además en el instituto de neoplásicas innovo la cirugía neoplásicas para extraer los tumos faciales y nasales
Centros de Prácticas de Medicina y Cirugía durante el Virreinato
Se precisa la existencia de cinco Escuelas Prácticas de Medicina y Cirugía, que se desarrollaron en los Hospitales de Lima, desde mediados del S. XVI hasta inicios del S. XIX, promovidas por catedráticos y apoyado por hermandades.
Destaca la figura patriarcal de D. Cosme Bueno, quien desde las enfermerías de los Hospitales de Santa Ana y de San Bartolomé, durante más de 25 años compartió su labor curativa con la docente, formativa y orientadora de los futuros profesionales, hasta su fallecimiento, en 1798.
También existían prácticas en el Hospital de San Andrés, que era patrocinado por el Cabildo; el Hospital de Santa María de la Caridad; y el hospital del Espíritu Santo de los Marinos, de donde destaca José Manuel Valdez.
Dr. Lino Alarco
Full transcript