Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

ARISTÓTELES

No description
by

edwin bernal

on 25 August 2015

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of ARISTÓTELES

ARISTÓTELES
384-322 A.C. Saber empírico, medicina. En Atenas ingresó a la Academia Platónica en la que estuvo veinte años, primero como estudiante, luego como maestro. Integra la metafísica platónica, asumida críticamente (las ideas no pueden tener existencia real alguna como tales, no son el ser, porque son abstracciones, no son Dios, quien tiene voluntad y ser creador propios; Metafísica), a su formación y tendencias empíricas, científicas e investigativas de la realidad circundante. Permaneció luego en el Asia y luego en Macedonia fue nombrado por el rey Filipo maestro tutor de Alejandro Magno. Cuando éste se opuso a sus ideas panhelénicas, lo abandonó y regresó a Atenas, donde fundó su famosa Academia peripatética. Primer gran organizador del conocimiento y de la investigación científica como tal. Debió después abandonar Atenas, víctima de las sospechas de los enemigos de la política de Alejandro.


1. Ontología: Dios –no los dioses, a los cuales compara con los animales- es el ser por excelencia. El concepto engloba por completo el ser, el uno no existe sin el otro: hay Dios porque existe su concepto y a su vez éste se da porque existe Dios, ser inseparable de su concepto (posterior prueba ontológica de San Anselmo).

“Cada cosa posee tanto de verdad cuanto posee de ser”. La filosofía es la ciencia de la verdad (sobre el ser).

“Y es que si nada hay aparte de los individuos, nada será inteligible, sino que todas las cosas serán sensibles, y no habrá ciencia de nada a no ser que se llame ciencia a la sensación. Pero, además, tampoco habrá nada eterno ni inmóvil (pues las cosas sensibles, todas, se corrompen y están en movimiento). Y, por otra parte, si no hay nada eterno, tampoco es posible que haya generación. En efecto, necesariamente es algo lo que se genera y aquello a partir de lo cual se genera, y el último de éstos es ingenerado, si es que ha de pararse en algún punto y no es posible la generación a partir de lo que no es. Además, puesto que hay generación y movimiento, necesariamente han de tener límite” (Metafísica).
2. Metafísica, lógica y metodología: Así como hay una ciencia del conocimiento del ser, hay otra del conocimiento como tal, la lógica, que trata de los conceptos o categorías generales (sus taxonomías son muchísimas, hila muy fino en distinciones conceptuales), mientras que la metafísica se ocupa del ser individual. No hay otras sustancias (entidades) que las materiales, pero su esencia la constituye su existencia ideal, no física ni fáctica. No hay solo materia, sino formas de la materia que la organizan, la ordenan y la distinguen como configuraciones ideales; las sustancias son individuales (necesidad de la aprehensión empírica y experimental de las cosas), pero su esencia es general y universal; a ésta sólo se llega mediante la razón, que no es material ni relativa sino capaz de llegar a lo absoluto y eterno del ser como tal (necesidad de la lógica y la metafísica como especulación filosófica).
En las cosas hay sustancias y hay accidentes. Las sustancian cambian, mas no los accidentes. Hay causas y efectos, hay potencias y hay actos. La metafísica no da cuenta del todo, por lo tanto es necesaria e imprescindible la física como estudio de la naturaleza. Dios creó la naturaleza, pero no basta con decirlo, el hombre debe estudiarla e investigarla en esas sustancias, accidentes, causas, efectos, potencias y actos. La ciencia como saber integral abarca muchos objetos, incluidos los matemáticos de los que no puede desprenderse el filósofo (peripatetismo).
Nuevamente sobre la lógica: no hay verdadero conocimiento sin ella. Los conceptos son generales en mayor o menor medida, creando por ello una jerarquía de cada vez más abarcadores y universales conceptos. La cima de la jerarquía la constituyen los más universales géneros. En los más elevados de estos universales están los límites de las definiciones. Los juicios (modelo: el silogismo) también tienen su jerarquía, la de una razón y sus consecuencias en una cadena que conduce de los más generales como principios o axiomas a los menos generales, nunca a la inversa. La cumbre de la jerarquía de los juicios está en los más generales, los fundamentos mismos de la lógica. Sin el rigor lógico como base es imposible el conocimiento en cualquier campo (idea retomada mucho más tarde por Edmund Husserl en sus Investigaciones lógicas).

La razón permite el avance de la lógica siempre y cuando las distinciones conceptuales y de géneros tengan la debida precisión. El juicio contiene dos conceptos, uno es el sujeto, otro el predicado, y consiste en que plantea lo menos general como “subsumido” o absorbido por lo más general. La lógica es una disciplina autónoma.


3. Teoría del conocimiento. El conocimiento tiene su origen en la realidad sensible y experimentada, pero sus resultados son racionales. Por el camino de lo empírico, en la relación con el mundo material, se llega al saber racional. Sin razón no hay conocimiento, pero tampoco sin los sentidos ni la experiencia.
4. Filosofía práctica.

4.1. Ética. Todos los hombres tienen la aspiración legítima a la felicidad. Pero ésta no la constituyen ni el mero placer ni la posesión de los meros bienes materiales. Tampoco está en la amistad, en el goce de la estimación por parte de otros, si ésta no va dirigida y encausada por la virtud, compartida por los amigos: la verdadera amistad es un compartir de personas virtuosas. Los jóvenes tienen muchos amigos, pero no reparan en qué tan virtuosos son ellos. Pero hay que saber qué es la virtud y cuáles son las virtudes para que tanto su conocimiento como la amistad y el compartir sobre esa base sea posible. Sólo el hombre sabio, el filósofo contemplativo (no se puede actuar éticamente sin contemplar) puede conocer la virtud. Como ésta no conduce a la felicidad sin ese compartir, sin esa esencia social y política que está en todo hombre, no basta que el amor a la virtud sea compartido por dos o más personas, sino que debe extenderse a toda una comunidad, a la polis, en general: la felicidad en la virtud sólo es posible si al lado de la mía está la de los otros, si todos son virtuosamente felices o felizmente virtuosos en el seno de la polis, razón por la cual la ética requiere de una expresión política como expresión del bien común.

“Si, pues, la mente es divina respecto del hombre, también la vida según ella será divina respecto de la vida humana. Pero no hemos de seguir los consejos de algunos que dicen que, siendo hombres, debemos pensar sólo humanamente y, siendo mortales, ocuparnos solo de las cosas mortales, sino que debemos, en la medida de lo posible, inmortalizarnos y hacer todo esfuerzo para vivir de acuerdo con lo más excelente que hay en nosotros, pues, aun cuando esta parte sea pequeña en volumen, sobrepasa a todas las otras en poder y dignidad (…) lo que es propio de cada uno por naturaleza, es lo mejor y lo más agradable para cada uno. Así, para el hombre, lo será la vida conforme a la mente, si, en verdad, un hombre es primariamente su mente. Y esta vida será también la más feliz” (Ética a Nicómaco).


Este es un modelo de todo su trabajo filosófico: no saca conclusiones sin antes haber estudiado la realidad concreta, los sucesos o los fracasos de determinado rey o determinado (s) gobernante (s), en general. El texto no parte de prejuicios ni de simpatías premeditadas.

Podría decirse que esa consecución del bien común es tarea ardua que requiere, por supuesto, a la manera platónica, del concurso de los sabios, los filósofos que conocen finalmente qué es, en qué radica.


5. Ideas estéticas.

“ Y como resulta que la música es una de las cosas agradables y que la virtud consiste en gozar, amar y odiar de modo correcto, es evidente que nada debe aprenderse tanto y a nada debe habituarse tanto como a juzgar con rectitud y gozarse en las buenas disposiciones morales y en las acciones honrosas. Y, en los ritmos y en las melodías se dan imitaciones muy perfectas de la verdadera naturaleza de la ira y de la mansedumbre, y también de la fortaleza y de la templanza y de sus contrarios y de las demás disposiciones morales (…) La música debe practicarse no a causa de un solo beneficio, sino de muchos (pues debe cultivarse con vistas a la educación y a la purificación (…)” Hay música recomendable éticamente y otra que no, que es nociva. En el estado ideal la educación en la mejor música, la que purifica, debe ser un principio rector (Política).

Poética, estudio de la épica, la tragedia y la comedia.
- El arte (para nosotros; en realidad, la épica, la tragedia y la comedia) es ante todo imitación (mímesis).
- Imitación en número, dicción y armonía.
- “…los imitadores imitan a sujetos que obran, y éstos por fuerza han de ser malos o buenos, pues a solos estos acompañan las costumbres (siendo así que cada cual se distingue en las costumbres por la virtud y por el vicio)…”
- La tragedia “imita a hombres mejores que los de nuestro tiempo”.

- Aunque no se planteen así las cosas, de todas maneras la tragedia ha sido vista muchas veces como “un conflicto de valores”
- Cada género (épica, tragedia, comedia) imita diferentemente dependiendo de “con qué medios, qué cosas y cómo”.
- Los hombres son representados en la práctica, “practicando; de donde dicen que viene el nombre de actos, porque representan a los actores”.

- “…aquellas cosas mismas que miramos en su ser con horror, en sus imágenes (retratos) al propio las contemplamos con placer (…) El motivo de esto es que el aprender es cosa muy deleitable, no sólo a los filósofos…”
- Tan connatural es la imitación como el canto y la rima; la calidad de la poesía depende del ingenio y del talento.
- “La tragedia procura reducir su acción al espacio de sol a sol, o no exceder mucho”.
- Una tetralogía compuesta de 3 tragedias y una comedia u obra satírica, de un mismo autor, era representada en Atenas en el curso de un día entero.

- “Es, pues, la tragedia representación de una acción memorable y perfecta, de magnitud competente…”
- “…moviendo a compasión y terror, dispone a la moderación de estas pasiones” (catarsis).
- Hay partes en verso, otras van acompañadas de melodía.
- Un componente de la tragedia es la perspectiva (decoración y cambios de escena).

- “La fábula (historia) es un remedo de la acción, porque doy este nombre de fábula a la ordenación de los sucesos; y de costumbres a los modales, por donde calificamos a los sujetos empeñados en la acción; y de dictámenes a los dichos con que los interlocutores dan a entender algo, o bien declaran su pensamiento”.
- Partes de la tragedia: fábula, carácter, dicción (composición de los versos), dictamen (el personaje declara cómo es y cómo no es), perspectiva y melodía

- “Lo más principal de todo es la ordenación de los sucesos”. Sin acción no puede haber tragedia. Acción que va de la ventura a la desventura (o viceversa), la cual tiene la duración que verosímil o necesariamente se requiere para este trueque o cambio de fortuna. La felicidad consiste en acción.
- El carácter es el que declara cuál sea la intención del que habla.
- La tragedia es una imitación de una acción completa y total. Totalidad es lo que tiene principio, desarrollo y fin.

- “Principio es lo que de suyo no es necesariamente después de otro; antes bien, después de sí exige naturalmente que otro exista o sea factible. Fin es, al contrario, lo que de suyo es naturalmente después de otro, o por necesidad, o por lo común; y después de sí ningún otro admite. Medio, lo que de suyo se sigue a otro y tras de sí aguarda otro. Deben, por tanto, los que han de ordenar bien las fábulas, ni principiar a la ventura, ni a la ventura finalizar, sino idearlas al modo dicho”.
- “..trastocada o removida, cualquier parte se transforma y muda el todo; pues aquello que ora exista, ora no exista, no se hace notable, ni parte es siquiera del todo” (función de las partes dentro de la estructura: estructuralistas modernos).
- No es oficio del poeta el contar las cosas como sucedieron, sino como debieran o pudieran haber sucedido, probable o necesariamente”.
- Lo episódico es aquello que no es probable ni forzoso que acompañe la acción.
- Lo que sucede contra toda esperanza maravilla más al público,
- La revolución (peripecia, giro) es la conversión de los sucesos en su contrario, siendo ello verosímil o forzoso.

- Anagnórosis o reconocimiento es conversión de persona desconocida en conocida, que remata en amistad o enemistad entre los que van destinados a dicha o desdicha.
- En EDIPO REY la anagnórisis es la más aplaudida, porque se mezcla con la peripecia.
- La tragedia representa cosas espantables o lastimeras.
- La variación de la fortuna en el personaje trágico acontece en razón de un “yerro disculpable”, no por malicia o maldad suya, sino por “algún error grande”: Edipo.

- La tragedia produce la katharsis: consiste en la purificación moral, espiritual (e incluso física) de las sensaciones de miedo y compasión.
- Cuando las atrocidades se cometen entre personas amigas o familiares hay tragedia.
- La mejor tragedia se da cuando el protagonista hace lo malo “sin conocerlo, y hecho el mal se reconoce, pues en tal caso falta la intención perversa y el reconocimiento llena de estupor”.

- Como el pintor tomando un modelo, lo representa más hermoso, el trágico hace del colérico o flemático un ejemplar de mansedumbre o entereza.
- Quien quiera representar la acción trágica “debe ponérsela ante los ojos lo más vivamente (vívidamente) que pueda” (fuerza, intensidad de la emoción).
- Nadie persuade tanto como el verdaderamente apasionado: “la poesía es obra del ingenio o del entusiasmo, porque los ingeniosos a todo se acomodan y los de gran numen en todo son extremados”.

- En “los actos dramáticos lo prolijo es contra la opinión recibida”.
- “Es verosímil que sucedan muchas cosas contra lo que parece verosímil”.
- Gran mérito del poeta es el ser metafórico.
- Hay cosas imposibles de imitar.
- Sófocles decía representar a los personajes tal cual deberían ser.

- “…lo que se dice imposible se ha de sanear alegando ser conforme a poesía, o mejor, según el común sentir. Y cierto que por respeto a la poesía conviene antes escoger un asunto, aunque parezca imposible, si es creíble, que otro posible, no siendo creíble”.
- Se dice que la tragedia (para gentes insensatas) es inferior a la obra épica (para gentes racionales), porque como imita todo, es bien mecánica.
- Aristóteles no comparte eso: la tragedia es superior a la epopeya, porque la imitación la logra en tiempo más corto, deleitando más; en la tragedia hay más unidad y es superior también su efecto.


- La comedia imita a los hombres inferiores, los más bajos. Pasa por alto Aristóteles (es posible que no se conserven los respetivos fragmentos) que en las comedias de Aristófanes se percibe una gran preocupación por la ética y la política de su tiempo, así como que éste toma a Esquilo por un gran modelo, en todos los sentidos (Las ranas).


SOBRE LA ÉPICA

- Imitación (mímesis) de los hombres de calidad (superiores).
- Es narrativa e ilimitada en cuanto al tiempo.
- Variedad de los episodios.
- El poeta habla lo menos que pueda en persona propia.
- En la tragedia hay más lugar para lo maravilloso, que en la tragedia; esto porque no se ven las acciones en una representación (mayor lugar para la imaginación).

- Sin embargo, esa fantasía debe pasar por verdad: “se ha de disimular el absurdo del modo más razonable”.
- Si finge cosas imposibles de imitar, el poeta yerra. Conviene escoger un asunto aunque parezca imposible, si es creíble, más que otro posible no siendo creíble.
- La epopeya es inferior como género a la tragedia: reducida a tiempo más corto, esta última deleita más; en el epos hay acumulación de demasiadas cosas, la imitación en la tragedia se logra mejor al concentrarse en una sola acción y se ve, no se imagina.


4.2. Política. Aristóteles analiza la realidad y la historia de cuantos regímenes políticos ha habido hasta su tiempo y en su presente, en todas y cada una de las ciudades griegas. Estos diversos regímenes, la monarquía, la tiranía, la aristocracia, la oligarquía y la democracia, han obedecido a diversas circunstancias y han conseguido diversos resultados: la monarquía, si es que ha llegado a ser el mejor gobierno, cosa que raras veces sucede, degenera en tiranía; la aristocracia, como gobierno de unos pocos elegidos privilegiados, degenera en oligarquía, y tampoco la democracia garantiza el bien común si no hay un orden central que impida la anarquía.
LA TRAGEDIA SEGÚN ARISTÓTELES Y MAX SCHELER
Full transcript