Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

La Biblia y el nombre divino

El nombre de Dios es desconocido para algunas personas. Otros han intentado ocultarlo e incluso quitarlo de La Palabra de Dios. Pero esto deshonra a su autor y por tanto merece ser santificado y puesto en el lugar que le corresponde.
by

Joan Gutierrez

on 15 August 2016

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of La Biblia y el nombre divino

La Biblia y el nombre divino
Dios siempre ha querido que la gente conozca su nombre; Jehová (Éxodo 9:6). Ese nombre aparece en antiguos manuscritos hebreos de la Biblia. También aparece en antiguas traducciones hebreas al griego realizadas antes de que Jesús viviera en la tierra y poco después. Por lo tanto es lógico concluir que Jesús conocía y utilizaba el nombre de Dios y que los apóstoles lo incluyeran en sus escritos (Juan 17:6)
Tetragrámaton
Veamos algunos ejemplos del uso del nombre de Dios a través de la historia.
Escritos antiguos
Papiro Fouad 266
De alrededor del siglo I A.E.C
Idioma griego (nombre de Dios en hebreo)
El tetragrámaton (las cuatro letras hebreas que representan el nombre de Dios) aparece varias veces en este papiro.

Fragmentos de Nahal Hever
De entre los siglos I A.E.C y 1 E.C.
Idioma griego (nombre de Dios en hebreo)
Fragmentos de textos escritos por los llamados ‘profetas menores’ (Habacuc 2:16-20; Zacarías 9:1-4)

Gran rollo de Isaías
De alrededor del siglo II A.E.C.
Idioma hebreo
El más grande de los rollos del mar muerto;
Hallado en el Qumrám en 1947

Fragmentos datados de antes de la era común
En la antigüedad, tanto los siervos de Dios como otras personas conocían y utilizaban el nombre divino. Diversos escritos dan prueba de ello. Por ejemplo, la Estela de Mesá (o Piedra Moabita) contiene la inscripción más antigua del nombre de Dios en hebreo (que corresponde con las letras YHWH). En esta página también puede verse un rollo de plata que contiene el nombre de Dios. Esta es la inscripción más antigua de un pasaje bíblico.

Estela de Mesá
De alrededor del siglo IX A.E.C.
Idioma: Moabita
En esta inscripción, Mesá (rey de Moab) le atribuye a su dios Kemós la victoria en una rebelión contra Israel. El rey dice con orgullo: “Tomé de allí los vasos de YHWH (Jehová)”.

Cartas de Lakís
De antes del año 607 A.E.C.
Idioma hebreo
Estas cartas son unos fragmentos de cerámica escritos por oficiales del ejército judío. El nombre divino aparece 11 veces en ellas. Algunas comienzan con este saludo: “¡Quiera (Jehová) que mi señor oiga noticias de paz!”

Primer rollo de plata de Ketef Hinnom
De alrededor del siglo VII A.E.C.
Idioma hebreo
Este rollo, anterior a la destrucción de Jerusalén del año 607 A.E.C. dice así: “Jehová te bendiga y te guarde. Jehová haga brillar su rostro hacia ti” (Números 6:24,25)
A comienzos del siglo V, Jerónimo-un sacerdote que era secretario del papa Dámaso I-tradujo la Biblia entera al latín. Esa traducción llegó a conocerse como La Vulgata. Aunque Jerónimo no utilizó en ella el nombre de Dios, otros autores católicos de la Edad Media si lo incluyeron en sus obras. Aquí pueden verse algunos ejemplos.

Alrededor del año 405 E.C.
Alrededor de 1278 E.C.
De 1303 E.C.
Vulgata
Idioma: Latín (Foto de una edición del siglo XIII
La Vulgata fue la Biblia oficial de la Iglesia Católica durante el oscuro período de la Edad Media, que duró unos mil años.

Pugio fidei (Puñal de la fe)
Idioma: latín
Esta obra fue escrita por Ramón Martí, un monje dominico de España. En ella se ataca el judaísmo y se ensalza el catolicismo. Como se puede ver aquí, el autor utilizó el nombre de Dios en la forma Yohouah.

Victoria Porcheti adversus impíos Hebraeos
(La victoria de Porchetus contra los impíos hebreos)
Idioma: Latín
Porchetus de Salvaticis, un monje italiano, fue el autor de esta obra en contra de los judíos. Para representar el nombre de Dios, utilizó la forma Yohouah y, en ocasiones, el Tetragrámaton.

La Reforma fue un movimiento en contra de la Iglesia Católica. Tras ocultar los textos antiguos, los traductores bíblicos que apoyaban dicho movimiento volvieron a poner el nombre de Dios en las Sagradas Escrituras. Durante el período de la Reforma, la Biblia se tradujo al inglés y fue ampliamente distribuida.

Pentateuco de Tyndale
De 1530
Idioma: Inglés
El Pentateuco se compone de los primeros cinco libros de la Biblia. La traducción de William Tyndale incluye el nombre de Dios 14 veces.

Great Bible
(Gran Biblia; Biblia encadenada) de 1539
Idioma: Inglés (Foto de la edición de 1549)
Esta traducción de la Biblia, basada en parte en la obra de Tyndale, fue realizada por Miles Coverdale. Cuando quedó lista, se emitió una orden para que hubiera un ejemplar en todas las iglesias de Inglaterra y Gales. Con el tiempo, llegó a conocerse como la “Biblia encadenada”, pues se encadenaba al púlpito para que la gente no se la llevara.

King James Version
(Versión del Rey Jacobo) de 1611
Idioma: Inglés (Foto de la edición de 1613)
El rey Jacobo I de Inglaterra mandó hacer esta traducción, en la que trabajaron 47 eruditos durante siete años. Esta ha sido la Biblia más distribuida de toda la historia. En la edición de 1613, el nombre de Dios aparece en cuatro pasajes.

Período de la Reforma
Antiguas traducciones de la Biblia en diversos idiomas incluyen el nombre de Dios tanto en las Escrituras Hebreas como en las Griegas.

Carta a los Hebreos de Münster
De 1557
Idiomas: hebreo y latín (foto de la edición de 1582)
Esta carta, traducida por Sebastian Münster, es un ejemplo del uso del Tetragrámaton en las Escrituras Griegas Cristianas.

Políglota de Núremberg
De 1599
Idiomas: alemán, checo, danés, español, francés, griego, hebreo, inglés, italiano, polaco y siríaco.
Esta Biblia en 12 idiomas incluye el Tetragrámaton en las Escrituras Griegas Cristianas.
Reina-Valera
De 1602
Idioma: Español
En las Escrituras Hebreas de esta traducción, el nombre Jehová aparece por todas partes.

Jehovabijbel
De 1755
Idioma: Holandés (foto de la edición de 1762)
El nombre divino se encuentra por todas partes en las Escrituras Hebreas de esta traducción.

Algunos ejemplos
El nombre divino aparece en Romanos 10:13 en diversas traducciones

Edición en inglés de 1961
Edición en inglés de 1984
Edición en inglés del 2013
Traducción del Nuevo Mundo
La primera edición en inglés de la Traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras-publicada inicialmente en seis volúmenes entre 1950 y 1960- incluyó el nombre de Dios en los lugares donde tenía que estar.

Traducción del Nuevo Mundo
Esta edición contiene 125.000 referencias marginales, las cuales resultan muy útiles para el estudio de la Biblia. Se ha impreso en 117 idiomas (también está disponible en algunos lenguajes de señas)

Traducción del Nuevo Mundo
La traducción del Nuevo Mundo de las Santas Escrituras en inglés es una versión en lenguaje moderno realizada a partir de antiguos textos en hebreo y griego. Es clara, sencilla y transmite con exactitud el sentido del texto original.

La Traducción del Nuevo Mundo es una versión en lenguaje moderno que se ha publicado, entera o en parte, en más de 120 idiomas. Hasta la fecha se han impreso más de 200 millones de ejemplares. Algo que distingue a esta traducción es que incluye el nombre de Dios en todos los lugares donde le corresponde estar. De hecho, aparece 7.216 veces.

Nombre de Dios en hebreo
Gracias
En 1961 se descubrió una cueva sepulcral a unos 35 Km. al sudoeste de Jerusalén. Una inscripción que se halló en una de sus paredes, quizás del siglo VIII a. E.C., decía: “Jehová es el Dios de toda la Tierra”
El rey Gustavo II Adolfo de Suecia, quien combatió en la guerra de los Treinta Años, usó una armadura en la que aparece inscrito claramente el nombre “Iehova”.
El castillo de Orava (Eslovaquia, 1267).En el patio, los visitantes pueden apreciar un detalle interesante en el escudo de armas de la familia Thurzó, conservado en un relieve de arenisca. En él aparece escrito en latín el nombre bíblico de Dios, Jehová.
El nombre divino, en la forma Jahve, aparece en un ventanal gótico situado en lo alto de la fachada catedralicia de Milán, la cual se halla decorada con numerosas escenas bíblicas.
En edificios religiosas de Dinamarca, Suecia, Canadá Alemania, Suiza, etc.
El Tetragrámaton aparece en la iglesia de la Santísima Trinidad y de los santos Cosme y Damián.
Uno de los monasterios cistercienses más antiguos: la abadía de Stična (Eslovenia). Construida en 1135 y decorado en su interior con diversas pinturas y estatuas, tiene un altar lateral ornamentado con un gran Tetragrámaton de color oro circundado por una aureola plateada.
Dentro de la basílica del vaticano hay un detalle interesante; contiene también varias representaciones del tetragrámaton (en el monumento fúnebre de Clemente XIII y en la capilla de la Presentación).
Diccionario o enciclopedias, así como referencias de Internet, (Wikipedia) etc. asocian a Jehová con el nombre de Dios.
El erúdito jesuita Paul Joüon quien dijo una vez: “En nuestras traducciones, en lugar de la forma (hipotética) Yahweh, hemos usado la forma Jéhovah [...] que es la forma literaria convencional que se usa en francés” (Grammaire de l’hébreu biblique, Roma, 1923, nota al pie de la pág. 49).
Algunas referencias del nombre de Dios en el cine
Ben-Hur (1959)
Indiana Jones y la última cruzada (1989)
Enciclopedia católica
“El nombre propio de Dios en el Antiguo Testamento; de aquí que los judíos lo llamaran el nombre por excelencia, el gran nombre, el único nombre, el nombre glorioso y terrible, el nombre oculto y misterioso, el nombre de la sustancia, el nombre propio, y más frecuentemente shem hammephorash, es decir, el nombre separado o explícito, aunque el significado preciso de esta última expresión es materia de discusión (cf. Buxtorf, "Lexicon", Basilea, 1639, col. 2432
ss.)”.
Anécdota que le ocurrió al prestigioso historiador Umberto Eco, filósofo y especialista en idiomas
En cierta ocasión comentó en una columna periodística que dos corresponsales le habían llamado la atención. ¿Por qué? Él dice: “Me aconsejaron que no usara ‘Geova’ [“Jehová” en italiano] para referirme al Dios del Antiguo Testamento, sino ‘Iahvé’ o ‘Yavé’, debido a que el nombre ‘Geova’ solo lo usan los llamados Testigos de ese nombre”. ¿Saben lo que él respondió? “Eso es un disparate, porque los diccionarios muestran que ‘Geova’ es la forma italianizada del nombre Iahvé.”
¿Por qué es importante usar el nombre de Dios?
¿Tiene usted una relación íntima con alguien cuyo nombre personal desconoce?
¿Cómo se podría identificar al Dios verdadero como diferente de los dioses falsos de las naciones?
“Jehová el Dios de sus antepasados [...] me ha enviado a ustedes.” Este es mi nombre hasta tiempo indefinido, y éste es el memorial de mí a generación tras generación.’” (Éxodo 3:15)
El nombre de Dios tiene que engrandecerse
“Esto es lo que ha dicho el Señor Soberano Jehová: ‘[...] Y ciertamente me engrandeceré y me santificaré y me daré a conocer delante de los ojos de muchas naciones; y tendrán que saber que yo soy Jehová.’” (Ezequiel 38:17,23)
Nos ha enseñado sus normas y principios para que le sirvamos y adoremos.
“Los que estaban en temor de Jehová hablaron unos con otros, cada uno con su compañero, y Jehová siguió prestando atención y escuchando. Y un libro de recuerdo empezó a ser escrito delante de él para los que estaban en temor de Jehová y para los que pensaban en su nombre.” (Malaquias 3:16)
Jesús conocía y usaba el nombre de Dios... era su Padre
“[Jesús dijo en oración a su Padre:] Yo les [es decir, a sus seguidores] he dado a conocer tu nombre y lo daré a conocer, para que el amor con que me amaste esté en ellos y yo en unión con ellos.” (Juan 17:26)
Tendría un pueblo que le amaría
“Simeón ha contado cabalmente cómo Dios por primera vez dirigió su atención a las naciones para tomar de entre ellas un pueblo para su nombre.” (Hechos 15:14)
'Debemos santificar el nombre de Dios'
(Mateo 6:9,10)
¿Se podría hacer si no se utilizara?
Su 'nombre' tiene un significado
'El causa que llegue a ser'
Su propósito sin falta se cumple (Porque su propio nombre está en 'juego')
¿Por qué se dejó de usar el nombre de Dios?
Con el tiempo los judíos cultivaron la idea supersticiosa de que era incorrecto pronunciar en voz alta el nombre personal de Dios, y por eso usaron expresiones sustitutivas
Siglos más tarde, eruditos judíos desarrollaron un sistema de puntuación por medio del cual indicaban las vocales que se debían usar cuando se leía el hebreo antiguo, pero pusieron las vocales correspondientes a las expresiones sustitutivas alrededor de las cuatro consonantes que representaban el nombre divino.
La pronunciación original del nombre divino se perdió
“Jehová” es la forma del nombre que más rápidamente se reconoce, porque se ha usado en español por siglos, y cuando se escribe con “h” final, al igual que otras formas, conserva las cuatro consonantes del tetragrámaton hebreo
El hebreo de la Biblia se escribía originalmente sólo con consonantes, sin vocales
Cuando el idioma se usaba todos los días, los lectores fácilmente suplían las vocales correspondientes
En el idioma Latín
Diversas fuentes corroboran el uso del nombre Jehová
Haga clic encima para ver el vídeo
Haga clic encima para ver el vídeo
Haga clic encima para ver el vídeo
Full transcript