Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

El arte en la educacion inicial

No description
by

Jessica Gonzalez Toro

on 10 September 2014

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of El arte en la educacion inicial

El arte en la educacion inicial
Tita Maya expresa que:
El arte, con ayuda de la imaginación creadora, es el medio más propicio para preparar a los niños en la conquista de su futuro, ya que los dota de iniciativas, recursos y confianza para enfrentar y resolver problemas más allá de la información.

El arte en la educación inicial
El arte se hace presente en la vida de cada persona y se comparte de maneras diversas. Propicia la representación de la experiencia a través de símbolos que pueden ser verbales, corporales, sonoros, plásticos o visuales, entre otros. De esta manera, impulsar la exploración y expresión por medio de diversos lenguajes artísticos para encontrar aquello que no solo hace únicos a los individuos, sino que los conecta con una colectividad, resulta fundamental en la primera infancia, puesto que lleva a establecer numerosas conexiones: con uno mismo, con los demás, con el contexto y con la cultura. De esta manera, el arte, desde el inicio de la vida, permite entrar en contacto con el legado cultural de una sociedad y con el ambiente que rodea a la familia.
Introducción
Los lenguajes artísticos
Los lenguajes artísticos hacen parte activa de la vida cotidiana de todo persona; particularmente, en la vida de las niñas y los niños de primera infancia, estos lenguajes se constituyen en algunas de las formas en que crean, expresan, comunican y representan su realidad. Para el caso de este documento, cuando se habla de lenguajes artísticos se hace referencia al juego dramático, a la expresión musical, visual y plástica principalmente; sin embargo, existen muchas otras más por explorar en la educación inicial.
Acompañar a las niñas y a los niños a descubrir el mundo y a explorar los diversos lenguajes artísticos y sus posibilidades constituye entonces una oportunidad para despertar su sensibilidad, descubrir sus gustos y crear criterios estéticos para transmitir su visión propia del mundo.

La expresión dramática
A diario se viven sucesos que generan sensaciones, movilizan y conmueven. La caída del helado que un niño está a punto de llevarse a la boca, fácilmente representa una tragedia para el protagonista del evento. Por el contrario, acciones cotidianas como una niña recibiendo un amoroso beso y abrazo de bienvenida por parte de su maestro puede marcar el inicio de un día maravilloso. Una sonrisa, una palabra acentuada, tensionar los hombros o un gesto con las manos también son otras formas de expresar un estado anímico y unos sentimientos.
El arte en la educación inicial
Por naturaleza, el ser humano es creador y para poder comunicar y expresar sus ideas, pensamientos y sentimientos recurre a una diversidad de lenguajes que emplean diferentes símbolos y códigos que representan, organizan y agrupan significados y significantes: notaciones musicales, paleta de colores y alfabetos, entre muchos otros más. A través del arte las ideas, emociones, inquietudes y las perspectivas de ver la vida se manifiestan por medio de trazos, ritmos, gestos y movimientos que son dotados de sentido.
Durante los últimos quince años Colombia ha venido afianzando procesos para hacer que la primera infancia ocupe un lugar relevante en la agenda pública, lo cual ha derivado en la consolidación de una política cuyo objetivo fundamental ha sido la promoción del desarrollo integral de las niñas y los niños menores de seis años. Esta política se expresa en atenciones, ofertas de programas y proyectos que inciden en la generación de mejores condiciones para las niñas, los niños y sus familias en los primeros años de vida, constituyéndose en una gran oportunidad de avance integral para ellas y ellos y para el desarrollo sostenible del país.
Entre nacer y caminar
Al nacer, los bebés responden de manera instintiva ante la sonoridad de la voz de su madre cuando ella les canta o les habla. Con esta cercanía no solo las familias aprenden a leer las señales del bebé, también ellos aprenden a interpretar la carga comunicativa de los movimientos, gestos y palabras del adulto que los acoge. Los bebés se tranquilizan al escuchar una canción pausada, así como aprenden a interpretar cuándo el adulto está angustiado o relajado. La carga emotiva y sonora de las voces, los sonsonetes, fraseos, alteraciones, inflexiones, pausas y alturas que se utilizan para transmitir un mensaje son infinitas y se suman tanto a las posibilidades gestuales como a las acciones corporales.
El arte en la educación inicial
La expresión musical
En efecto, la música, medio y herramienta de expresión universal, permite la comunión y la participación: unión con los otros, con el entorno, y participación en la riqueza interior del ser. No existe una forma de expresión musical, sino varias. Todas ellas merecen respeto a condición de que estén ancladas en una raíz cultural real, empezando por las más populares y las más simples, que encierran auténticos tesoros de sensibilidad e invención.
Las artes plásticas y visuales
Las artes plásticas y visuales han sido un lenguaje artístico empleado desde épocas remotas, y las primeras representaciones gráficas realizadas por nuestros antepasados datan de hace más de 30.000 años de antigüedad. En Colombia tenemos la fortuna de conservar algunas de estas pinturas en Chiribiquete, Sutatauza, Facatativá, Tierradentro y Sáchica, entre otros lugares. A través de ellos se transmitían sentimientos y mensajes entre los seres humanos, y son un patrimonio cultural invaluable.
Parte de la labor de las maestras, los maestros y los agentes educativos que acompaña los procesos de expresión visual y plástica en educación inicial consiste en gestionar espacios y promover experiencias que contribuyan a que niñas y niños se consoliden en su forma particular de mirar, de percibir e interactuar con los demás de manera respetuosa, den vida a creaciones, visibilicen ideas, expresen sentimientos, fortalezcan la capacidad de simbolizar y desarrollen y liberen la imaginación.
Ese acompañamiento también está enmarcado dentro de las concepciones culturales y sociales, de culturas ancestrales como los misak, en el Cauca, quienes consideran que las niñas y los niños ya vienen con todo lo que deben saber y parte del papel del adulto es estar atentos a cómo se manifiestan estos saberes.

El lenguaje visual y plástico se viven en lo cotidiano
Muchas de las vivencias cotidianas están asociadas a los elementos del lenguaje visual y plástico, entre los que se destacan el punto, la línea, la forma, el color, el tamaño, el volumen, la textura y el espacio. Al peinarse, por ejemplo, se tiene la oportunidad de ponerse en contacto con la textura del cabello, con su color, su volumen, su suavidad o rigidez, a la vez que se ofrece la oportunidad para jugar a hacer formas. De esta manera se incorporan estos elementos a la experiencia sensible individual, propiciándole también un intercambio social.
Aprender a observar, experiencia vital en la expresión plástica y visual
Observar las personas, los objetos y el entorno que es fundamental, ya que en este proceso también se configura el pensamiento.
Los bebés aprenden a descifrar estos mensajes “ocultos”, desarrollando facultades interpretativas. La musicalidad de las palabras varía según los sentimientos y situaciones particulares, mientras el cuerpo y las expresiones se tensionan o distensión reflejando lo que sucede en el interior de cada uno. En este diálogo la observación y distinción desde lo sensorial y perceptual es esencial, y es entonces donde las niñas y los niños tienen el primer contacto con el lenguaje dramático.
La tradición oral aporta una gran riqueza en el repertorio de actividades, con juegos como “el gato y el ratón” o “pisingaña, pisingaña”. Los juegos dramáticos se relacionan con lo que las niñas y los niños viven, observan y escuchan, y muchos de estos reflejan las actividades y oficios propios del territorio y de la cultura en el que se ubican.

La música es un lenguaje y tanto la música como el lenguaje verbal, sirven para los mismos propósitos: pueden ser usados para comunicarse con los demás, pueden ser leídos y escritos, pueden hacernos reír o llorar, sirven para hacer pensar o dudar, y con ellos podemos dirigirnos a uno o a varios al tiempo; ambos nos hacen mover. En algunos casos, la música puede ser mejor que la palabra, porque no es necesario que sea entendida para que sea efectiva .
Es muy importante preguntarse ¿qué disfruta más, pintar, dibujar o modelar? ¿Cuál es la imagen artística favorita? ¿Qué significado tiene? ¿Qué materiales prefiere a la hora de expresarse? A la hora de promover procesos expresivos relacionados con las artes visuales y plásticas la maestra, el maestro y el agente educativo apelan a sus propias experiencias y gustos o también a sus dudas, miedos o vacíos. Las voces del pasado, que repiten afirmaciones como “usted no sabe dibujar” o “¡qué muñeco tan feo!”, desaparecen cuando los seres humanos se abren a la posibilidad de redescubrir la propia expresividad.
Observar marca el camino para la expresión visual y plástica. Algunas de las acciones que realizan las niñas y los niños de primera infancia, asociadas a este proceso, son: observar y leer los rostros de otros, mezclar colores, contrastes y armonías, hacer dibujos en el aire, disfrutar del contacto con los materiales, elegir la ropa para vestirse y construir y dibujar con un palo sobre la tierra, entre otras.
Transformación de ambientes y espacios
Desde la perspectiva del lenguaje visual y plástico, es posible asumir el ambiente como el conjunto de condiciones que favorecen los procesos asociados a la percepción, la expresión, la simbolización, la producción y la apreciación.
Para transformar los ambientes se puede:
Crear vacíos, es decir, dejar paredes disponibles para organizar exhibiciones, propiciar espacios de silencio y poder disponer de salones libres de elementos y momentos de quietud y de relajación, entre otros que favorecen las condiciones para crear. Es importante recordar que, a menudo, en el arte como en la vida, menos es más. Este principio puede convertirse en una interesante posibilidad a la hora de definir proyectos, diseñar actividades o transformar espacios.
Conversar sobre las creaciones y compartirlas con los otros
Uno de los mecanismos más frecuentes por medio del cual niñas y niños se relacionan entre sí, con los adultos, con el entorno y con su cultura, es el de la pregunta. Los sentidos, el sentir, la conceptualización estética y la percepción artística puede agudizarse

con preguntas abiertas, como ¿qué te hacen sentir (los colores, las texturas, las composiciones propias y de los otros)? ¿De qué otra manera lo harías? ¿Con qué otros colores o materiales quisieras experimentar?
En fin, las preguntas son infinitas y parten de los resultados del momento. Solo se necesita estar dispuesto a dar una valoración diferente a “bueno” o “malo”, “bonito” o “feo”. Para ello se pueden introducir otros criterios más relacionados con los elementos del lenguaje plástico y visual, motivando a niñas y niños a observar sus trabajos para comentar acerca de formas, colores, texturas, entre otros.

Crecer como publico a través de las expresiones artísticas
El arte en la educación inicial
Además de potenciar el desarrollo integral de las niñas y de los niños, los lenguajes de
expresión artística contribuyen a promover la apreciación de la vida y del arte, e, lo cual
les permite constituirse como espectadores, como público. Esta experiencia de delimitar y marcar líneas divisoras entre los protagonistas y quienes aprecian la puesta en escena se constituye en una valiosa oportunidad para generar acuerdos y promover diferentes formas de participación de niñas y niños. Hay momentos en los que prefieren observar observar y apreciar los trabajos de los demás y otros en los que se emocionan al compartir sus trabajos con sus pares y familiares; se trata de que cada uno descubra y decida qué rol quiere asumir; de esta manera se establecen formas de trato desde el respeto y la apreciación por el trabajo propio y el del otro.
http://www.colombiaaprende.edu.co/html/familia/1597/articles-341487_doc21.pdf
Full transcript