Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Derechos humanos y coyuntural actual

No description
by

Ricardo Herrera

on 27 June 2014

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Derechos humanos y coyuntural actual

Derechos humanos y coyuntura actual
Jenny Marcela Preciado
Víctor Ricardo Herrera
Con los aportes hechos en el foro por los compañeros
Encontramos como una grave violación a los derechos humanos, el desplazamiento forzoso al que miles de personas se ven enfrentadas
Trabajaremos el tema de los derechos del medio ambiente
Y es una triste realidad que actividades como la minería ilegal, el excesivo uso de los terrenos para la ganadería y la utilización de zonas selváticas para usos agroindustriales afectan el medio ambiente y contribuyen con el desplazamiento de pobladores de zonas especificas contaminando los recursos naturales.
Los derechos ambientales
Comprenden el conjunto de normas y leyes que buscan la protección del medio ambiente, de la utilización y racional de los recursos renovables. Son una preocupación colectiva que requiere esfuerzos políticos sociales y económicos

TODOS SOMOS RESPONSABLES DE NUESTRO MEDIO AMBIENTE
El desplazamiento, drama tan doloroso que forzosamente saca a familias enteras de sus sitios de origen tiene una relación directa con la expropiación de las tierras como lo analiza Renán Vega Cantor en escrito “Colombia, un ejemplo contemporáneo de acumulación por desposesión”, en este sentido analizaremos esta relación de la afectación de los derechos humano y los derechos ambientales que no se están protegiendo en nuestro país.
Calcula (Vega, 2002) que en los últimos 25 años los indígenas, afrodescendientes y campesinos ha perdido unos 6 millones de hectáreas de sus tierras, y tenemos la penosa cifra de 5,5 millones de desplazados internos. Los recursos naturales, agua, minería, ganadería y agricultura han pasado a manos de los distintos grupos armados (narcotráfico, guerrilla y paramilitares) en un doloroso proceso de expropiación de las tierras con muerte dolor y barbarie. En este proceso se ha contado con la participación y legalización del estado constituyendo la “lógica de la acumulación por desposesión que, como parte del funcionamiento del capitalismo y del imperialismo”, como lo resalta el autor.
La acumulación de capital se representa por la tenencia de las tierras y los recursos, la privatización de los recursos naturales y la posesión de todos estos “bienes en manos privadas” con la utilización de la muerte como estrategia para alcanzar este modelo económico, todo lo anterior bajo el conocimiento del estado.

Históricamente la concentración de las tierras ha estado en manos de muy pocos terratenientes, se calcula que de las tierras para para la agricultura y ganadería está concentrada en manos de muy pocas personas, con notable influencia en política y con un significativo poder económico.

Renán Vega Cantor utiliza el término “capitalismo gansteril” para referirse a todas las estrategias de violencia, muerte y dolor que utilizan los grupos armados como los paramilitares, que tenían una estrategia organizada y estructurada para infundir pánico en la población que manipulaban utilizaba y desplazaban, entrenando a sus hombres para llevar a cabo dolorosas torturas, descuartizando a las víctimas vivas, incinerándolos y buscando la forma de desparecer toda evidencia de sus crímenes. Todo en la búsqueda de poder económico por medio de la apropiación de las tierras y recursos.
Señala (Vega, 2002) la existencia de una “alianza que se gestó desde el Estado con las clases dominantes, el paramilitarismo, el narcotráfico y las multinacionales” con el fin de apropiarse de las tierras y los recursos naturales con fines económicos, de control político, de explotación económica y con el objetivo de acabar con cualquier movimiento social que defendiera todo tipo de reforma agraria, llegando a lo que él denomina, la “acumulación por desposesión”.
Grandes extensiones de los terrenos expropiados, se han utilizado para la ganadería, los cálculos muestra un enorme crecimiento de este renglón de la economía en poder de unos pocos ganaderos.

Un comparativo de (Vega, 2002) muestra que una vaca ocupa aproximadamente 2 hectáreas de terreno (de acuerdo al cálculo de la cantidad de hectáreas usadas para la ganadería contra la cantidad de vacas) mientras que miles de colombianos no tiene ni unas sola porción de tierra para trabajar.
La
ganadería
contribuye al deterioro del medio ambiente ya que para la producción de una sola libra de carne se requieren de una cantidad de 15,300 litros de agua (según estudios sobre la Huella Hídrica de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación, Cosude, con sede en Berna, Suiza) causando un daño considerable además de la emisión de gas metano que producen las vacas, lo cual teniendo en cuenta su enorme cantidad contribuye con la aparición del llamado efecto invernadero.
La utilización de la tierra para cultivos agroindustriales, luego de desplazar a los campesinos muestra una siniestra dependencia como lo afirma (Vega, 2002)

“La relación estrecha que se establece entre tierra, economía y seguridad militar. Lo que sucede con la palma es un buen ejemplo de lo que en los últimos quince años se ha puesto en marcha: un plan sistemático de exterminio de comunidades campesinas y afrodescendientes, de expropiación de sus tierras y recursos para dar paso a la colonización empresarial, sostenida por las armas de las fuerzas armadas del Estado y sus paramilitares, con el objetivo de implantar una economía agraria competitiva, que se sustenta en los agronegocios del banano, la palma y el caucho”

La creación de estos espacios para la agroindustria muestra un desbalance ambiental al realizar deforestaciones, contaminaciones a las fuentes hídricas, en envenenamiento de los suelos y el aire por los químicos utilizados, utilización de selvas tropicales, eliminación de especies nativas de flora y fauna, además de toda serie de actividades contaminantes sin una clara intención de un manejo ambiental sostenible. Unido al daño en la naturaleza se destaca la muerte y el desplazamiento en estas zonas además del empobrecimiento de las regiones y sus pobladores comparado con el acelerado enriquecimiento de los empresarios y multinacionales.
La minería también es objetivo de los grupos que quieren controlar los territorios como el caso La Jagua de Ibirico en el departamento del Cesar donde a sangre y muerte se desplazó a los indígenas y campesinos con el fin de apoderarse de las minas de carbón para luego ser entregadas por el gobierno a multinacionales.
La Minería genera contaminación en las fuente hídricas, el suelo y el aire, en muchos casos se presenta de manera legal por parte de grandes empresas multinacionales que no tienen reparos en el manejo de sus residuos, que no tienen programas suficientes de reforestación, que devastan grandes extensiones de terrenos que por su condición debían ser protegidos por el estado. La reglamentación ambiental Colombia es la encargada de regular estos usos inadecuados que por naturaleza generan daños al medio ambiente y que de esta manera descontrolada están acabando a ritmos catastróficos los recursos naturales renovables y no renovables.
A este ritmo de daño en el medio ambiente será irreversible, futuras generaciones no tendrán a su disposición del agua como recurso vital para su existencia, cuando se corte el último árbol, y el aire este totalmente contaminado, no podremos, ni podrán quienes tanto daño hacen a la naturalezas sobre vivir con su dinero.

No será posible que nos demos cuenta que irremediablemente estamos acabando con todo…

Y lo más triste se violan todos los derechos humanos a los desplazados con el fin, de como afirma Vega, seguir con la acumulación por desposesión a favor de un modelo económico que sólo beneficia a unos pocos a costa de la vida de sus compatriotas.
Actividad número 2
Full transcript