Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

La enseñanza: el llamamiento mas importante

No description
by

Mario Martinez

on 4 March 2013

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of La enseñanza: el llamamiento mas importante

La enseñanza:
El llamamiento mas importante “Se ha dicho que la responsabilidad de los miembros
de la Iglesia puede dividirse en tres categorías
fundamentales: obrar en pos de la salvación de los
miembros de la Iglesia que aún viven, llevar a cabo la
obra necesaria en favor de nuestros antepasados fallecidos
y predicar el Evangelio a todo el mundo. Cada una de
estas responsabilidades requiere aprendizaje, y todo lo
que se vaya a aprender se debe enseñar de alguna manera.
Pues bien, tanto ustedes como yo nos encontramos
entre los que tienen la responsabilidad de enseñarlo”
(Boyd K. Packer, Teach Ye Diligently, ed. rev. 1991, pág. 7). El ejemplo del Salvador Nuestro Salvador, Jesucristo, nos
ha dado el ejemplo perfecto que los
miembros debemos seguir como
líderes dentro de la familia y de la
Iglesia. Él amaba a Su Padre y a las
personas a las que servía; vivió para
servir a los demás, aliviando las
cargas de los oprimidos y dando
esperanza a los desalentados.
Jesús comprendía Su llamamiento y lo
cumplió con diligencia y un espíritu
de oración. Él siempre hizo la voluntad
de Su Padre y le otorgó a Él la
gloria, sin buscar la suya propia. Él lo
sacrificó todo por el género humano
al dar Su vida en la cruz y al expiar
los pecados de toda la gente.
A medida que los líderes sigan el
ejemplo del Salvador, Él aumentará
la capacidad de ellos de llevar a cabo
Su obra y les inspirará para que
sepan lo que deben decir y hacer
(véase D. y C. 100:6). Los líderes
realmente llegarán a ser Sus
consiervos en la obra de edificar el
reino de Dios. Llegarán a ser
estudiantes de las Escrituras,
aprenderán las doctrinas y
principios del Evangelio y se
esforzarán por enseñárselas a las
personas a las que sirven
Guia para los lideres del Sacerdocio y las Organizaciones auxiliaries El hogar: El lugar principal para el aprendizaje y la enseñanza del Evangelio La familia es ordenada por Dios y es una parte
fundamental de Su plan. Él ha establecido las
familias para que Sus hijos sean felices, para que
aprendan el Evangelio en un ambiente de amor y
para prepararlos para la vida eterna. El hogar es el
lugar más importante para enseñar, para aprender y
para poner en práctica los principios del Evangelio
(véase Mosíah 4:14–15; D. y C. 68:25–28). Los
padres deben esmerarse por planear y llevar a cabo
oraciones familiares, sesiones para el estudio de las
Escrituras en familia, noches de hogar y otras
actividades familiares. Ellos deben hacer todo lo
que esté a su alcance para aprovechar esas
oportunidades de enseñanza.
Como dijo el presidente Spencer W. Kimball: “El
hogar es donde nos convertimos en expertos y
estudiosos de los principios correctos del
Evangelio” (The Teachings of Spencer W. Kimball,
editado por Edward L. Kimball, 1982, pág. 129). La mejor manera que tienen los líderes de
enseñar a los demás a ser “discípulos verdaderos” es mediante su propio ejemplo. Este modelo
—ser un discípulo fiel a fin de ayudar a los demás
a llegar a ser discípulos fieles— es el propósito de
todo llamamiento de la Iglesia.

La enseñanza más poderosa de los líderes proviene de su ejemplo personal. Los líderes también
enseñan al compartir su testimonio y dirigir análisis doctrinales en reuniones de liderazgo, clases y
actividades.. Manual De Instrucciones2 3.2.3 Ministrar a los demás
Al igual que el Salvador, los líderes procuran
ministrar a las personas y a las familias, tanto
espiritual como temporalmente. Se preocupan
por cada persona y no sólo por administrar una
organización. Tienden una mano a los miembros
nuevos, a los miembros menos activos y a los que
puedan sentirse solos o que necesiten consuelo.
El propósito de ministrar es ayudar a los
demás a llegar a ser verdaderos seguidores de
Jesucristo. Ministrar a los demás incluye:
*Recordar cómo se llaman y familiarizarse con
ellos (véase Moroni 6:4).
*Amarlos sin juzgarlos (véase Juan 13:34–35).
*Velar por ellos y fortalecer su fe “uno por uno”,
como lo hizo el Salvador (3 Nefi 11:15; 17:21).
Establecer una amistad sincera con ellos, así
como visitarlos en sus hogares y en cualquier
otro lugar (véase D. y C. 20:47). *Alma 31:5

*2Nefi 33:1 El élder Bruce R. McConkie dijo: “Toda persona
debe aprender las doctrinas del Evangelio por sí
misma. Nadie puede hacerlo por ella. Cada
una de ellas debe hacerse responsable de su
aprendizaje del Evangelio, ya que todas tienen
acceso a las mismas Escrituras y todas tienen
derecho a la guía del mismo Espíritu Santo. Toda
persona debe pagar el precio impuesto por la
divina Providencia si desea obtener la perla de
gran precio” (Doctrines of the Restoration: Sermons
and Writings of Bruce R. McConkie, editado por
Mark L. McConkie, 1989, pág. 234 Y os mando que os enseñeis el uno al otro la doctrina del reino... Enseñaos diligentemente y me gracia os acompañara La enseñanza
Full transcript