Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Revelación para la comunicación

No description
by

Formación Virtual CEC

on 27 September 2014

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Revelación para la comunicación

Para que la comunicación sea verdaderamente personal es preciso que desaparezca el anonimato, que los interlocutores desvelen su rostro, que den la cara, que se presenten, que manifiesten su identidad.
Revelación para la comunicación
La revelación es ante todo una revelación para la comunicación. Podría decirse que la revelación se presenta sobretodo y esencialmente bajo la forma de historia de la salvación.
La historia de la revelación puede ser definida como la historia de un encuentro y un diálogo progresivos entre Dios y el hombre, una autocomunicación de Dios al hombre con un carácter esencialmente personal.
Es una revelación para el encuentro de la comunicación. La fe es la respuesta del hombre a la revelación de Dios y al mismo tiempo es la condición de posibilidad de la revelación. No hay fe sin revelación, ni hay revelación sin fe. La fe es la apertura del hombre a Dios, que convierte la relación entre ambos en un encuentro, en un diálogo, en una comunicación recíproca.
Componentes de
la revelación
Con la revelación del nombre y del rostro inicia toda verdadera comunicación. Pero ésta llega sólo a niveles más profundos cuando los interlocutores presentan o desvelan su historia personal. Presentarse es revelar la propia intimidad, desvelar el modo propio de ser y de hacer, contar o mostrar la propia historia.
Revelación progresiva: nombre, rostro e historia
La Palabra de Dios está mediada por la palabra profética. El profeta es la “boca de Dios”.
La Palabra profética es palabra de Dios, pero también es palabra humana, o, mejor dicho, es palabra de Dios mediada por la palabra humana. En un régimen de temporalidad y corporalidad, no hay comunicación sin mediaciones. No hay comunicación de Dios sin mediaciones culturales.
Palabras y mediaciones
En las alianzas la comunicación se convierte en comunión “Yo os haré mi pueblo y seré vuestro Dios” Ex. 6,7.
Alianza y comunicación
La comunicación es encuentro entre personas
La confidencia personal
convierte la comunicación
en auténtica comunión.
La historia de la salvación es la más explícita revelación de Dios, el hacer de Dios a lo largo de la historia ha permitido al hombre sumergirse en el misterio íntimo de Dios. La historia de la salvación ha desvelado el proyecto que Dios tiene para la historia humana: quiere hacer de ella una historia de liberación para la reconciliación, la comunicación y la comunión.
Por eso Dios ha sido condescendiente con el hombre, con su situación personal, con su lenguaje y con sus mediaciones culturales. Esta condescendencia era absolutamente necesaria para posibilitar su revelación, su comunicación a los hombres.
No se da verdadera comunicación si no hay condescendencia y acercamiento de los interlocutores, nivelación del lenguaje entre los comunicadores.
La palabra profética clarifica, ilumina, discierne el contenido revelador del cosmos y de la historia, despejando sus ambigüedades.
Significa básicamente comunicación entre personas, comunión personal, compromiso conjunto de Dios y el pueblo en un proyecto común de salvación.
En la alianza el pueblo descubre el carácter liberador que tienen la obediencia y el servicio fiel a Yahvé. No hay alianza segura para la débil memoria del hombre si faltan los símbolos que aviven el recuerdo de los compromisos pactados.
El monte Sinaí entero humeaba, porque Yahvé había bajado en medio del fuego. Subía aquel humo como de un horno, y todo el monte temblaba muy fuerte.
El sonido del cuerno iba creciendo:

Moisés hablaba y Dios le contestaba con el trueno. (Ex. 19, 18 – 19).
La revelación pone de manifiesto las condiciones de toda auténtica comunicación: el desvelamiento o la automanifestación de los comunicadores, el carácter dialogal de la auténtica comunicación y la esencial interrelación entre la palabra y el gesto, la locución y la acción, para garantizar una comunicación transparente y veraz.
Full transcript