Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

La familia en los documentos de Aparecida y Santo Domingo

No description
by

Marimar Cabrera

on 9 April 2014

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of La familia en los documentos de Aparecida y Santo Domingo

Identidad y misión de la familia en el Plan de Reconciliación
La familia en los documentos de Santo domingo y aparecida
El sentido Cristiano del Matrimonio
El amor de los esposos por Cristo llega a ser como el de Él: total, exclusivo, fiel y fecundo.

A partir de Cristo y por su voluntad, proclamada por el Apóstol, el matrimonio no sólo vuelve a la perfección primera sino que se enriquece con nuevos contenidos.

El matrimonio cristiano es un sacramento en el que el amor humano es santificante y comunica la vida divina por la obra de Cristo.

Es necesario tener presente que "entre bautizados, no puede haber contrato matrimonial válido, que no sea por eso mismo sacramento"
El Discurso Inaugural de Juan Pablo II en Santo Domingo
El Documento de
Santo Domingo
La iglesia y Juan Pablo II conmemoran los 500 años de la llegada de la cruz de Cristo al continente Americano. Este mantiene vigente las enseñanzas de Medellin y Puebla actualizándolas a través de nuevas lineas pastorales. Además,
, profundiza el compromiso por la justicia, los derechos humanos, mejora la pastoral juvenil, y el ambito familiar.
La familia amenazada
"
El futuro de la humanidad se fragua en la familia
", ha recordado en diversas ocasiones el Papa Juan Pablo II.
Debe tenerse en cuenta, al hablar de la familia, que ella no es un fin en sí misma.
La familia debe ser camino y medio de desarrollo y plenitud, santuario de la vida, escuela , ámbito de encuentro y comunión para el ser humano, cenáculo de amor e Iglesia doméstica.
En la actualidad, se llama a
reflexionar

sobre el sentido de la vida del ser humano desde la verdad que el senor Jesús nos revela
y, especialmente, s
obre como vive la vocación a la santidad
(que tienen todos los hombres y mujeres) particularmente
en el matrimonio y en la vida familiar .
En primer lugar recordó, recogiendo la feliz expresión que utilizó en la Centesimus annus, que la familia es como el santuario de la vida.
Y puso de relieve en segundo lugar la importancia que tiene la familia para el destino de la humanidad, recordando el pasaje de su exhortación apostólica Familiaris consortio donde señala que el futuro de la humanidad se fragua en la familia.
Mencionó entonces como una de las amenazas en América Latina contra la familia: las uniones consensuales libres y las presiones divorcistas.
En relación al tema de la familia y la vida, de los llamadosniños de la calle. Estos niños que viven totalmente desprotegidos en la vía pública padecen un grave abandono tanto físico como moral. Entre los muchos peligros a los que están sometidos el Papa resaltó la amenaza de la droga y la prostitución.
El lugar del tema de la familia en el documento
Un elemento importante que debe ser destacado es el lugar que se le otorgó en Santo Domingo al tema de la familia y la vida.

"Es cierto que el lugar más indicado para hablar de la familia es cuando se trata de la Iglesia particular, parroquia y comunidades eclesiales, ya que la familia es la Iglesia doméstica". Pero no se hizo así. La IV Conferencia General le quiso dar un lugar diferente
ligándolo directamente al tema de la dignidad del ser humano
.

En la parte primera del documento de Santo Domingo, se dice: "
En esta promoción humana ocupa un lugar privilegiado y fundamental la familia, donde se origina la vida.
Hoy es necesario y urgente promover y defender la vida, por los múltiples ataques con que la amenazan sectores de la sociedad actual".

La perspectiva asumida para abordar el tema de la promoción humana desde la familia y la vida pone además de manifiesto
el enfoque general de Santo Domingo que se centra en lo esencial de la vida cristiana
, desde el anuncio del mensaje y de la persona del Señor Jesús que está en la base de todo lo que la Iglesia vive y enseña.


Esta situación nos lleva a plantear un asunto de fondo. No se puede hablar de la familia sin tener en cuenta la necesidad de que esta exista auténticamente como FAMILIA. Para esto, habría que empezar por incitar la verdad y la revalorización del matrimonio y la familia. Y, en segundo lugar, se debe promover una autentica protección sobre ella, que incluya leyes adecuadas que tutelen los derechos de las personas y familias.

La familia y el matrimonio no son un asunto de mera convención humana. El documento de Santo Domingo lo ha querido destacar como marco de toda reflexión sobre el matrimonio y la familia: "El matrimonio y la familia en el proyecto original de Dios son instituciones de origen divino y no productos de la voluntad humana. Según el plan de Dios, excluye el divorcio".

Santo Domingo pone al Jesús en el centro de la vocación al matrimonio y en el centro de la familia.

Santuario de la Vida
Es importante destacar cómo el documento liga explícitamente de manera cercana la anticoncepción, al aborto. El documento añade a lo dicho la eutanasia, la guerra, el terrorismo, el narcotráfico, como otras dolorosas manifestaciones de la cultura de muerte.
La familia, pues, como santuario de la vida, debe ser el ámbito donde se proteja y desarrolle la vida, se viva una clara conciencia de la misión de la paternidad y maternidad responsables.
Un matrimonio que vive tratando de conformarse cada vez más con el Señor Jesús puede aspirar a constituir una familia que sea escuela de amor y vida cristiana, es decir una escuela de santidad.
Se invita a las familias a vivir una vida alimentada por la gracia de Dios. Educadas por una adecuada catequesis.
Mirando el Tercer Milenio: Las líneas pastorales
La pastoral familiar debe ser un asunto prioritario en el compromiso de la Nueva Evangelización. El documento insiste en diversos pasajes en esto, precisando que esta pastoral debe tener como características el ser una prioridad: básica, sentida, real y operante.

El documento fija además en cuatro las grandes líneas pastorales principales con respecto a la familia y la defensa de la vida:

1. «Subrayar la prioridad y centralidad de la pastoral familiar en la Iglesia diocesana» .

2. «Proclamar que Dios es el único Señor de la vida...» . Y «fortalecer la vida de la Iglesia y de la sociedad a partir de la familia».

3. Promover la «paternidad responsable».

4. Denunciar «toda violación contra los niños y los no nacidos».

Dentro de la pastoral de la familia se debe dar un lugar especial al puesto de la mujer. Santo Domingo se detiene de manera especial en la consideración del rol de la mujer, reconociendo su valor y alentando a que se la respete.
Documento de Aparecida
Es el fruto de la V conferencia general del Episcopado latinoamericano y del Caribe, quienes estuvieron reunidos en mayo del 2007 en Aparecida, Brasil.

El Papa Benedicto autorizó su publicación el 29 de Junio del 2007.

El documento final de Aparecida es presentado para todos los fieles, para que se sientan parte de esa gran tarea de la Iglesia en la Evangelización.
El Documento viene precedido por unas breves palabras del Papa Benedicto XVI donde resume su presencia en la Conferencia como una muestra de solicitud por ayudar a los pueblos de América a ser discípulos y misioneros de Jesucristo, para que él tengan vida.

Espera que este documento sea luz y aliento para una fecunda labor pastoral y evangelizadora.

En el documento se encuentran palabras que exhortan a dar prioridad a la Eucaristía y a la santificación del día del Señor y expresan el anhelo de reforzar la formación Cristiana de los fieles en general.
Objetivos
Reconocer a la familia como una "buena nueva", parte fundamental del Evangelio de Cristo Jesús, quien es la buena nueva por excelencia del amor que Dios Padre nos tiene.

Ofrecer a padres y madres jóvenes elementos formativos para llevar a cabo su misión educativa con respecto a sus hijos.

Asumirse la preocupación por la familia como uno de los ejes transversales de toda la acción evangelizadora de la iglesia.

Cultivar con acciones concretas la convocación del Papa Benedicto XVI, para que la familia sea "escuela de la fe, palestra de valores humanos y cívicos, hogar en el que la vida humana nace y se acoge generosa y responsablemente.
Esta identidad y esta misión deben ser realizadas a través de cuatro cometidos fundamentales en los que, siguiendo la enseñanza de la Familiaris consortio, se descubre un llamado a que la familia sea cada vez más lo que es.

La misión de la familia es vivir, crecer y perfeccionarse como comunidad de personas que se caracteriza por la unidad y la indisolubilidad.
Ser "como el santuario de la vida", servidora de la vida, ya que el derecho a la vida es la base de todos los derechos humanos.
Ser "célula primera y vital de la sociedad".
Ser "Iglesia doméstica" que acoge, vive, celebra y anuncia la Palabra de Dios.
Datos Importantes
Una buena parte del Documento de Aparecida está dedicado a la familia como eje de la cultura y de la sociedad Latinoamericana y como futuro y esperanza de la iglesia.

El Documento lo señala con precisión:

Entre los presupuestos que debilitan y menoscaban la vida familiar, encontramos la ideología de género, según la cual cada uno puede escoger su orientación sexual, sin tomar en cuenta las diferencias dadas por la naturaleza humana. Esto ha provocado modificaciones legales que hieren gravemente la dignidad del matrimonio, el respeto al derecho a la vida y la identidad de la familia (n. 40)
Bendecimos a Dios por haber creado al ser humano varón y mujer, aunque hoy se quiera confundir esta verdad: “Creó Dios a los seres humanos a su imagen; a imagen de Dios los creó, varón y mujer los creó” (Gn 1, 27). Pertenece a la naturaleza humana el que el varón y la mujer busquen el uno en el otro su reciprocidad y complementariedad (n, 116).

La familia aparece como prioridad en la pastoral que los obispos en comunión con el Papa Benedicto XVI proyectaron para un futuro.

Proclamamos con alegría el valor de la familia en América Latina y El Caribe. Afirma el Papa Benedicto XVI que la familia patrimonio de la humanidad, constituye uno de los tesoros más importantes de los pueblos latinoamericanos y caribeños. Ella ha sido y es escuela de la fe, palestra de valores humanos y cívicos, hogar en que la vida humana nace y se acoge generosa y responsablemente… La familia es insustituible para la serenidad personal y para la educación de sus hijos (n. 114).
La Familia en el Documento de Aparecida
Este documento presentado al Santo Padre, destaca la importancia central de la promoción de la familia como prioridad misionera para el continente.

Desde la introducción, los Obispos Latinoamericanos mencionan que la familia es un don cuya vigencia enriquece la realidad del continente.

Este documento nos dice que la familia es uno de los tesoros mas importantes de los pueblos latinoamericanos y caribeños, y es patrimonio de la humanidad entera.



El Discurso Inaugural de Juan Pablo II en Santo Domingo
Discurso pronunciado el 12 de octubre de 1992.

Juan Pablo II dijo. "La familia es como el santuario de la vida" . el futuro de la humanidad se fragua en ella; por consiguiente, es indispensable y urgente que todo hombre de buena voluntad se esfuerce por salvar y promover los valores y exigencias de la familia

En primer lugar recordó, recogiendo la feliz expresión que utilizó en la Centesimus annus, que la familia es como el santuario de la vida.
Y puso de relieve en segundo lugar la importancia que tiene la familia para el destino de la humanidad.

El Santo Padre abrió así un rico horizonte hacia el cual la Iglesia debe caminar en el compromiso de defender y promover la dignidad humana y los auténticos valores familiares.
La familia en el Documento de Aparecida

La familia Cristiana esta fundada en el sacramento del matrimonio entre un varón y una mujer, signo del amor de Dios por la humanidad y de la entrega de cristo por su esposa, la iglesia.

Dado que la familia es el valor mas querido por nuestros pueblos, se debe asumir la preocupación por ella como uno de los ejes transversales de toda la acción evangelizadora de la iglesia.
Las lineas maestras del tema de la familia en el documento
El documento de Santo Domingo le da un lugar preferencial al tema de la familia.
Ofrece una rica reflexión sobre los desafíos que afronta el matrimonio y la institución familiar,
asi como sobre el sentido cristiano de la misma dentro del gran marco de la
Nueva Evangelización.

El documento deja bien claro la importancia de
la familia como la célula primera y básica de la sociedad
, donde se deben formar hombres y mujeres para una sociedad mas fraternal y solidaria, pues en ella, que es la
“primera escuela”,
se fundamenta el desarrollo integral de los pueblos.

El matrimonio es presentado en el documento como una vocación,
un llamado de Dios que encuentra su fundamento en el Señor Jesús, y que debe ser camino de santificación para los cónyuges.

**Así pues, “el hombre y la mujer, siendo imagen y semejanza de Dios , que es amor, son llamados a vivir en el matrimonio el misterio de la comunión y relación trinitaria”**

La Situacion de la Familia en America Latina
Es claro en el documento que la situación de la familia es muy difícil en el sub-continente latinoamericano. Son muchas las amenazas que se ciernen sobre ella.
La familia, se dice, “es víctima de muchas fuerzas que tratan de destruirla o deformarla”
.

Santo Domingo llama a estar atentos a esta grave situación. No se puede ser indiferentes ni pasivos frente a esta realidad.
En países de hondas raíces católicas como los nuestros, donde la gran mayoría se reconoce hijo de la Iglesia, se debe alentar un ordenamiento social y jurídico que respete a la familia como el santuario de la vida.

Uno de los primeros aspectos que el documento destaca es el impacto sobre la imagen tradicional de la familia
. Una pregunta surge al reflexionar sobre la familia en el ambiente de hoy:
¿De qué familia se habla?

El documento lo pone de manifiesto: “Cada vez son más numerosas las
uniones consensuales libres, los divorcios y los abortos”.


El documento señala junto con el secularismo dos causas más como explicación de los problemas que aquejan al matrimonio y a la institución familiar:
la inmadurez sicológica y las causas socio-económicas --como son la miseria, el desempleo, la carencia de vivienda digna, de servicios educativos y sanitarios, los salarios bajos (etc.)
--. Esto lleva a “quebrantar los valores morales y éticos de la misma familia”. El
resultado es “la dolorosa realidad de familias incompletas, parejas en situación irregular y el creciente matrimonio civil sin celebración sacramental y uniones consensuales”.

Gracias!
Full transcript