Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

Los Derechos Humanos a través de la Historia

Acerca de la evolución histórica de los Derechos Humanos
by

R. Emiliano Ortiz

on 28 May 2015

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of Los Derechos Humanos a través de la Historia

LOS DERECHOS HUMANOS
A TRAVÉS DE LA HISTORIA


El concepto de Derechos Humanos admite múltiples connotaciones y puede ser analizado desde la perspectiva de muy diversas disciplinas. Aquí lo consideraremos en dos aspectos que constituyen lo esencial de su carácter:

1.
Que los Derechos Humanos constituyen un “ideal común” para todos los pueblos y para todas las naciones, por lo cual se presentan como un sistema de valores.
2.
Que ese sistema de valores, en tanto producto del quehacer de la colectividad humana, acompaña y refleja su constante evolución y recoge el clamor de justicia de los pueblos. Por consiguiente, los Derechos Humanos poseen una dimensión histórica.
Los Derechos Humanos son valores, es por ello:

1. Que los Derechos Humanos guían al orden jurídico:

El núcleo del concepto de Derechos Humanos se encuentra en el reconocimiento de la dignidad de la persona humana. Esa dignidad, expresada en un sistema de valores, ejerce una función orientadora del orden jurídico por cuanto establece “lo bueno y lo justo” para el hombre, establecen entonces el “deber ser” del orden jurídico. Pero no alcanzan su plena realización hasta obtener el reconocimiento del orden político y la protección jurídica

2. Que ejercen una función crítica sobre el orden existente.

Los Derechos Humanos “juzgan” al orden vigente, son un removedor de la opinión pública en todo el planeta, y ponen al descubierto los condicionamientos económicos, sociales y políticos que impiden su completa realización. Por consiguiente, ejercen una función crítica sobre el orden existente.

3. Que proponen una utopía:

Los Derechos Humanos son reclamados desde circunstancias históricas concretas, por grupos sociales que buscan cambiar el orden existente para cumplir sus aspiraciones. Siempre habrá grupos sociales dispuestos a luchar por nuevas utopías, por lo que los derechos humanos son una tarea siempre inconclusa.
Evolución histórica de los Derechos Humanos.

A grandes rasgos, y en tanto producto histórico, los Derechos Humanos pueden caracterizarse de este modo:

Son una larga y siempre inconclusa toma de conciencia de los hombres ante situaciones de injusticia. A la vez, son una propuesta o exigencia de un nuevo orden, desde realidades históricas concretas.
Son reconocidos por la conciencia colectiva de la especie, más allá de la realidad histórica en que fueron concebidos. En otras palabras, son patrimonio de toda la Humanidad. En tal sentido, es preciso admitir el considerable avance registrado en lo que va del siglo, con el reconocimiento de los Derechos Humanos en Declaraciones y Pactos suscritos por la mayoría de las naciones del planeta bajo el marco de la ONU.
Si bien nos unen a todos los humanos, ellos nacen del conflicto entre los que luchan por nuevos derechos y quienes los niegan, de ahí que la historia de los derechos humanos no sea lineal, sino que conozca grandes avances y dramáticos retrocesos.
Resultan del aporte de toda la humanidad. La historia revela que “los Derechos Humanos”, en su forma actual, no pueden ni deben ser atribuidos con carácter particularista a una sola época, sociedad, clase o nación. Son fruto de un largo proceso de acumulación de todos los seres humanos a lo largo de la historia.

Etapas en la evolución histórica de los derechos humanos

La historia de los Derechos Humanos presenta cuatro etapas que señalan la progresiva extensión del contenido del concepto.

1. Una larga etapa, que arranca en los orígenes de la Historia y llega hasta el siglo XVIII, en que se formulan principios y reivindicaciones que constituyen las “raíces” del concepto.

Los Derechos Humanos nacen con el hombre mismo. Las raíces del concepto se hunden en lo profundo de la Historia y la recorren en todos los sentidos.

En este inmenso lapso el hombre, desde las más diversas culturas, plantea ideales y aspiraciones que responden a la variedad de sus condiciones materiales de existencia, de su desarrollo cultural, de sus circunstancias políticas.
De ahí que no sea posible señalar rasgos comunes a todo este período, pero sí se constata que muchos principios de convivencia, de justicia y la propia idea de la dignidad de la persona humana, aparecen en muy diversas circunstancias del devenir histórico de la humanidad, coincidiendo entre pueblos separados por el tiempo.

En cuanto al concepto de dignidad humana, es resultado de la confluencia de principios tales como la tolerancia, respeto, conducta recta, que desde la India (Buda), China (Lao-Tsé y Confucio) y los profetas judíos, anteponen la acción benéfica al ritual vacío. La dignidad está dada por un modo de actuar frente a los semejantes, por anteponer la generosidad al egoísmo, el respeto a la vida a la violencia, la honradez en los procedimientos y la protección que el fuerte debe al débil frente a los abusos y a la opresión.


2. La positivización (convertir en ley escrita) de los Derechos llamados de
Primera Generación
, que consagraron las libertades civiles y los derechos políticos. Suelen ser llamados también “Derechos de Libertad”.

Con el antecedente de las declaraciones inglesas, la declaración norteamericana de Virginia (1776) y la francesa (1789) se convierten en el arranque de esta gran etapa en la evolución histórica de los Derechos Humanos. Los Derechos Civiles y los Derechos Políticos quedan incorporados al orden jurídico: Se eliminan los privilegios de sangre, consagrándose la igualdad de todos los hombres ante la Ley y los derechos “naturales e imprescriptibles del hombre son proclamados: la libertad, la propiedad, la seguridad y la resistencia a la opresión; se garantiza la libertad de pensamiento y opinión, se establece la división de poderes, se imponen garantías frente a quienes aplican las leyes. La libertad no tiene otros límites que aquello que no está permitido. Se confiere a los hombres la facultad de ejercer por sí o por sus representantes la capacidad de participación política.
La burguesía, como clase social dominante, consagró así el nuevo orden y su pensamiento, resultado de circunstancias históricas concretas, trascendió los límites socio-históricos originales. El concepto actual de Estado de Derecho se sustenta en los principios y garantías que emergieron de los procesos revolucionarios norteamericano y francés.

Sin embargo, en tanto conquista derivada de las aspiraciones de una clase social determinada, los Derechos Civiles y Políticos son una etapa fundamental en la evolución conceptual de los Derechos Humanos, pero no la última. En la medida que la sociedad se transforma, se produce también una nueva definición de aspiraciones, un nuevo estado de conciencia que lleva a nuevos reclamos cuyo fin es satisfacer las necesidades básicas del hombre.
3. La conquista de los derechos sociales, económicos y culturales, denominados Derechos de la
Segunda Generación
o Derechos de Igualdad.

Las condiciones históricas que promovieron una nueva etapa en el estado de conciencia sobre las necesidades básicas del hombre, fueron dadas por la
Revolución Industrial
. Las transformaciones sociales y económicas que provocó tuvieron su efecto más dramático en la conformación de una clase social de obreros asalariados, sometida a inhumanas condiciones de explotación. El “nuevo orden” impuesto por la burguesía enfrenta entonces la crítica de los pensadores socialistas, que reclaman una radical modificación de las condiciones materiales de existencia del “proletariado”.

Esta segunda generación de Derechos, económicos, sociales y culturales es reclamada desde las reuniones de la Internacional Socialista y los congresos sindicales que se producen a lo largo del S. XIX. Las primeras incorporaciones de estos derechos al orden jurídico de un Estado corresponden al S. XX: son incluidos en la Constitución Mexicana de 1917, en la de Rusia de 1918. En Uruguay son incorporados a la Constitución de 1934.

Los derechos de esta segunda generación están contenidos en el “Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales”, convenido por la ONU en 1966. El derecho a trabajar, a remuneraciones que aseguren condiciones de existencia dignas, a sindicalizarse, a la huelga, y a la seguridad social, encabezan los artículos del Pacto. Se recomienda la protección y asistencia a la familia, a la madre, a los niños, así como se reconocen los derechos a la salud y a la educación. A ello se agregan otros derechos culturales. En otro artículo, se reconoce “el derecho fundamental de toda persona a estar protegida contra el hambre”.
4. La etapa de la formulación de Derechos de los Pueblos, que constituye la Tercera Generación de Derechos Humanos.

Tras el reconocimiento general, en los Pactos Internacionales de 1966, de las dos generaciones de Derechos, y reconociendo la importancia e indivisibilidad de ambas debido a que “Todos los derechos deben ser desarrollados y protegidos. En ausencia de los derechos económicos, sociales y culturales, los derechos civiles y políticos corren el peligro de ser puramente nominales; en ausencia de los derechos civiles y políticos, los derechos económicos, sociales y culturales no podrían ser garantizados por mucho tiempo”.
Surge la siguiente pregunta:
¿todos los pueblos disponen de los medios para hacer efectivos los derechos de la segunda generación?
La breve historia de los pueblos que accedían a la independencia fue suficiente para demostrar que su autodeterminación era, en buena medida, ficticia. Que si carecían de los medios para satisfacer las demandas mínimas de sus pueblos, las proclamaciones de Derechos Humanos carecían de sentido. En este contexto se abrió una nueva etapa en la evolución en el concepto de derechos humanos.
La tercera generación de Derechos
surge de la paulatina toma de conciencia, por parte de los pueblos del mundo no desarrollado, de la necesidad de un cambio en su situación para disponer de los medios que permitan garantizar plenamente la vigencia de los derechos humanos.

En el año 1984, en una Conferencia de la UNESCO se proclaman nuevos derechos: el derecho de los pueblos a su existencia, la libre disposición de los recursos naturales propios, el derecho al patrimonio natural común de la humanidad, a la autodeterminación, a la paz y a la seguridad, a la educación, a la información y a la comunicación, a un medio ambiente sano y ecológicamente equilibrado. El corolario de todos estos derechos es el
derecho al desarrollo
, “de cuya realización se deriva, en efecto, el respeto de la mayoría de los demás derechos y libertades de los pueblos”. (art. 38).

Estas demandas se han convertido en el centro de controversias que afirman o niegan su carácter de derechos humanos. Sin embargo, desde nuestra situación de pueblos que no alcanzaron niveles aceptables de desarrollo, que no inciden sobre los mecanismos de intercambio económico internacional y ven cómo disminuye el valor relativo de sus recursos, y que sufren el peso de una deuda externa agobiante, esta etapa en la evolución del concepto de derechos humanos no admite dudas. Los pueblos privados de las condiciones básicas para alcanzar su desarrollo económico, no pueden atender debidamente las demandas esenciales de su población.
En conclusión:

El concepto de derechos humanos se caracteriza por su variabilidad histórica, dado que se encuentra íntimamente conectado con los procesos sociales que los originan, debido al desarrollo de necesidades sociales cambiantes que deben ser satisfechas.
Los Derechos Humanos son ahora derechos de titularidad colectiva y no solo individual.
Los Derechos Humanos han tomado importancia en el contexto internacional y se han la transformado en un elemento de la moralidad política internacional.
Existe una la íntima conexión entre las tres generaciones: “Los Derechos del hombre constituyen un complejo integral, interdependiente e indivisible que pese a la subsistencia todavía hoy de hondas discrepancias en cuanto a su respectiva naturaleza y esencia jurídica, comprende necesariamente los derechos civiles y políticos y los derechos económicos, sociales y culturales”.
A estos derechos se agrega hoy una nueva generación, “nuevos derechos que surgen, como mañana surgirán otros, como consecuencia de los imperativos resultantes de las nuevas necesidades del desarrollo humano”
¿A que ámbitos
están o estarán relacionados los nuevos Derechos Humanos?
DERECHOS
HUMANOS

Adaptado de:

Sorondo, Fernando.

“Los Derechos Humanos a través de la Historia.”
Revista Educación y Derechos Humanos.
Año II – Nº 3 – Marzo de 1988.
Ed. Servicio Paz y Justicia, Montevideo.
Full transcript