Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

Make your likes visible on Facebook?

Connect your Facebook account to Prezi and let your likes appear on your timeline.
You can change this under Settings & Account at any time.

No, thanks

La flor de la lila

No description
by

Maria Noelia

on 18 October 2011

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of La flor de la lila

...un rey que se puso muy enfermo. Había una vez, en un reino muy lejano... Un buen día, apareció un hada que decía conocerlo... ...el remedio era la flor de la Lila. Se encontró con una viejecilla miserable en el camino y paró para preguntar. Por palacio habían desfilado... y nadie encontró un remedio que curara al enfermo. El rey mandó a su hijo mayor a buscar la flor.
El hijo cogió su caballo, comida y cabalgó varios días en su búsqueda. La viejecilla le pidió algo de comida, pero él se la negó con brusquedad y partió, ya que la viejecilla no le ayudó. Pasaban los días y el hijo mayor no regresaba, asique el rey... Hijo, llego la hora de servir a tu rey, tu que eres el mediano, quiero que busques la flor y traigas a tu hermano contigo. El hijo mediano obedeció, cogió algo de comida y cabalgó y cabalgó durante días como su hermano. En el camino, se encontró también a la miserable anciana , y paró para preguntarle. Ella le pidió algo de comida, pero él también se la negó y partió. Pasaron los días, y nadie regresaba con la flor. El rey empeoraba asique... Hijo mio, eres el único que tengo aquí. Por favor ayúdame, ves a buscar esa flor y trae a tus hermanos contigo. El hijo pequeño del rey cogió algo de comida, su caballo, y galopó lo más rapido que pudo. Después de varios días galopando, el hijo pequeño llegó a las orillas del lago que le había indicado la viejecilla. No lo podía creer, allí estaba, ¡¡era la flor de la Lila!! En el camino de vuelta a casa, el hijo pequeño se encontró con sus hermanos mayores. ¡¡Chicos!!¡La tengo, he conseguido la flor! Los hermanos mayores, se miraron, estaban celosos de que el más pequeño hubiese conseguido la flor, y llenos de rabia y de odio arremetieron contra él, y uno de ellos en la pelea lo mató. Entre los dos lo enterraron bajo unas cañas y una roca. Volvieron a casa con la flor, y el rey se recuperó. El tiempo pasó, y lugar donde habían enterrado a su hermano, sirvió de lugar de reposo a un pastorcillo que pasaba por allí. El pastor, cortó una caña, y con ella se fabricó una flauta. Se sorprendió ya que justo antes de tocar, la misma flauta empezó a entonar... El pastorcillo, no paro de tocar la melodía, y al llegar al pueblo, se sorprendió. Al parecer la flauta tenía propiedades curativas, pasó al lado de un cojo, y el cojo se puso a andar derepente, no sabían qué ocurría. Para comprobar si realmente era curativa, fueron a la casa del ciego del pueblo, y entonó de nuevo la melodía. El ciego, ¡volvió a ver de nuevo! No sabía cómo agradecerselo, todos estaban perplejos. Se corrió la voz de la flauta curativa en el pueblo, y llegó a oídos del rey. Quien aún no se había recuperado del todo. Mandó que trajeran el pastorcillo al castillo. El pastor llegó a palacio, y el rey le pidió que tocaran la melodía una vez más. Todos se quedaron helados, sobre todo el rey, era la voz de su hijo la que salía de la flauta. El rey miró a sus hijos sin entender nada. Uno de los hermanos se acercó y le arrebató la flauta al pastorcillo. El rey comprendió todo, no podía creerse lo ocurrido. Y una vez curado le pidió al pastor que le llevara al sitio donde había fabricado la flauta. Caminaron hasta el lugar donde estaba enterrado el hijo pequeño... Una vez allí, tocaron de nuevo la canción... Y derepente apareció la viejecilla miserable, que por arte de magia se convirtió en hada, ¡el hada que les dijo el remedio! Ella hizo que el hijo pequeño saliera de la tierra ¡VIVO! El rey abrazó a su hijo pequeño, y desterró a sus hijos mayores. Volvieron al castillo juntos el rey y su hijo. Y fueron felices y comieron perdices. Magos... Hechiceros... La viejecilla, le pidió algo de comida. Asique el hijo pequeño bajó de su caballo, y compartió con ella un trozo de pan y queso que llevaba. Por el camino, el hijo pequeño se cruzó con una viejecita miserable. Paró para preguntar, Después de comer, montó de nuevo en su caballo, y ella le indicó dónde podría encontrar la preciada y bonita flor. María González
Noelia Sánchez
"La flor de la Lila"
Full transcript