The Internet belongs to everyone. Let’s keep it that way.

Protect Net Neutrality
Loading presentation...

Present Remotely

Send the link below via email or IM

Copy

Present to your audience

Start remote presentation

  • Invited audience members will follow you as you navigate and present
  • People invited to a presentation do not need a Prezi account
  • This link expires 10 minutes after you close the presentation
  • A maximum of 30 users can follow your presentation
  • Learn more about this feature in our knowledge base article

Do you really want to delete this prezi?

Neither you, nor the coeditors you shared it with will be able to recover it again.

DeleteCancel

CARACTERÍSTICAS DE LOS NIÑOS EN EL GRADO TRANSICIÓN

No description
by

on 4 December 2013

Comments (0)

Please log in to add your comment.

Report abuse

Transcript of CARACTERÍSTICAS DE LOS NIÑOS EN EL GRADO TRANSICIÓN

CARACTERÍSTICAS DE LA EDAD I – Nivel A
LOS NIÑOS DEL PRIMER GRADO
Los niños de seis años perciben el mundo de forma indiferenciada. Pueden describir hechos sin distinguir las partes de una secuencia temporal. Es durante el primer grado cuando comienzan a descomponer en partes a un todo y a identificar relaciones entre dichas partes.
LOS NIÑOS DE SEGUNDO GRADO

Entre la informalidad de las relaciones familiares y la formalidad de las escolares, los niños y las niñas de segundo grado han dado pasos importantes hacia su apreciación objetiva del mundo.

Estos infantes han comenzado a adquirir conciencia de los límites impuestos por la propia realidad.

LOS NIÑOS DE TERCER GRADO
Ya saben leer, se expresan con cierta fluidez y distinguen los seres vivos de los no vivos, además de diferenciar los objetos naturales de los creados por el hombre.

No obstante, sus dudas respecto del yo interno, opuesto al externo, son más urgentes: comienzan a mirar objetivamente al mundo pero desconocen el interior de su propio cuerpo.

Tienen ideas difusas acerca de lo ocurrido en el pasado y de lo que puede proyectarse hacia el futuro. No son capaces todavía de poner sus experiencias al servicio de proyectos futuros.

Comienzan a ser solidarios. Hacen suyas las alegrías ajenas y saben que pueden consolar las penurias de otros. Sin embargo, sus amistades son todavía inestables, por lo que continúan buscando y conociendo.
CARACTERÍSTICAS DE LOS NIÑOS EN EL GRADO TRANSICIÓN
La práctica pedagógica y las investigaciones de fisiólogos, psicólogos y pedagogos confirman que los niños de cuatro a cinco años de edad atraviesan una etapa con características propias; es cuando se forman las premisas de su futura personalidad. Es decir, en dicha etapa se sientan las bases para el desarrollo físico, intelectual y socioafectivo del ser humano.

La rica experiencia de trabajos educativos y diversas investigaciones coinciden en afirmar que los niños de esta edad van construyendo sus matrices de comunicación y aprendizaje a partir de una organización psicomotriz desarrollada por lo menos en cuatro ámbitos:

a) La exploración,
b) La comunicación,
c) El equilibrio, y
d) El afecto.

Características en el área física

• Cambia de ritmo cuando camina.
• Da saltos a lo largo.
• Se mantiene sobre una pierna con equilibrio.
• Lanza pelotas con fuerza y las dirige a un punto.
• Amarra moños en cintas y agujetas.
• Traza líneas inclinadas y paralelas.
• Inventa cuentos fantásticos.
• Cambia de estado de ánimo.


Características en el área social

• Conoce y respeta las diversas formas de vida.
• Brinda ayuda a otros miembros de la comunidad.
• Conoce la historia de la comunidad.
• Posee y practica hábitos de orden.
• Diferencia objetos por su longitud y altitud.
• Identifica diferentes tipos de sonido.



Características en el área ambiental

• Señala semejanzas y diferencias entre animales y plantas.
• Identifica animales dañinos y benéficos para el hombre.
• Atiende y cuida algunos animales domésticos.
• Identifica algunas consecuencias de una mala alimentación.



Los niños son el "ombligo del mundo"

El mundo de los niños de cuatro a cinco años de edad aún es muy pequeño; creen que son el centro de ese mundo, que todos los demás los ven y los escuchan, y que sienten del mismo modo que ellos. Básicamente necesitan recibir ayuda para desarrollarse en cuatro áreas principales: lenguaje (idioma), cognitivo (conceptos mentales), habilidades motrices (músculos) y conocimientos sociales (escuchar, compartir).

Empiezan a usar símbolos básicos, como por ejemplo un corazón para representar el amor; al mismo tiempo aprenden a relacionar lo gráfico con lo real, cómo son las partes de su cuerpo y las dimensiones de lo grande y lo pequeño. Están en proceso de desarrollar niveles idiomáticos más complejos y su vocabulario aumenta a diario. Necesitan moverse y perfeccionar habilidades motrices tales como cortar y pegar; es cuando dan sus primeros pasos en la escritura y sus trazos comienzan a tener forma y dirección. También deben aprender más acerca de cómo comportarse en la escuela y con sus compañeros de clase; sobre todo necesitan saber que sus esfuerzos tienen éxito para sentirse estimulados y continuar aprendiendo. En esta etapa aprenden a compartir, a esperar su turno, pedir permiso y recoger sus cosas, lo cual es de suma importancia porque constituye la estructura intermedia entre la propia familia y la integración al medio externo que lo circunda.

Tienen que hacer asociaciones entre categorías mentales, llamados conceptos, tales como: qué es transportación, las estaciones del año, hacer comparaciones y dar su opinión. A esta edad es cuando adquieren las habilidades necesarias para comenzar a leer y escribir. Además, es en esta etapa cuando los hábitos de estudio tales como realizar tareas en casa son inculcados y comienzan a ser parte de su vida escolar.

Finalmente, estos niños están en proceso de aprender a compartir y llevarse bien con otros en el salón.

Como resultado de ello podemos decir que los niños de primer grado:

• Son subjetivos.
• No saben aún diferenciar entre lo propio y lo ajeno y hacen prevalecer sus razones por sobre las de los demás.
• Sus opiniones son poco objetivas.
• Actúan impulsivamente porque todavía no se han familiarizado con las normas escolares y las de convivencia social.
• Les resultan difíciles las actividades grupales: no dialogan, antes bien, monologan.
• Su mundo es mítico. Las plantas, animales y objetos inanimados, poseen para ellos vida propia y actúan caprichosamente contra el intento humano de comprenderlos racionalmente.
• La imaginación y la intuición son sus mecanismos de razonamiento. Viven en la fantasía e ignoran la historia social de la cual son protagonistas inconscientes.
El ingreso al colegio significa para los niños una difícil transición entre las experiencias lúdicas del ámbito familiar y las exigencias formales de un sistema escolarizado, un tanto ajeno a sus experiencias anteriores.

Para ayudarlos a asumir su paso al sistema escolar, debe mostrárseles las relaciones espacio-temporales naturales: antes, después, ahora, arriba, abajo, izquierda, derecha. También hay que apoyarlos para que distingan lo esencial de lo accidental.

Sin complacencias, debe tratárseles siempre con afecto. Hay que escucharlos, que sepan escuchar y enseñarles a ser pacientes. Debe mantenérseles siempre activos para que no renuncien a su mundo de acciones concretas, y para que, simultáneamente, acepten las abstracciones y formalidades.
Los niños no son adultos pequeños. Son niños y no podemos exigirles que actúen como adultos. Su forma de percibir el mundo es muy diferente a la del adulto.


En su conducta, se manifiestan los siguientes cambios:

Saben ya descifrar la escritura y han sobrevivido un año de adaptación a un medio escolar que les era ajeno.
Se reconocen diferentes de los otros, aunque todavía les falte mucho para comenzar a construirse a sí mismos en los otros. Estos cambios socioafectivos y cognitivos son paralelos a cambios corporales importantes.
Los niños de siete años comienzan a mudar su dentición y a aumentar su talla y su peso. Tales variaciones, para ellos incomprensibles, les producen incomodidad, pero tienen el efecto de concentrar su interés en los cambios que suceden no sólo en sus cuerpos sino también en los ocurridos en otros cuerpos.
Se intensifica así, su curiosidad investigadora y comienzan a preguntarse acerca de las causas lógicas de los fenómenos.
Les interesa el desarrollo de la anatomía y se hacen, más o menos conscientes, una pregunta clave: "¿de dónde provengo?". Su interés por los procesos de concepción y embarazo aumenta conforme son más drásticos los cambios en su propio cuerpo.

Antes se portaban bien por obediencia o por temor; ahora empiezan a reconocer el sentido de lo correcto por la validez de normas de las que incluso dudan en la mayor parte de las ocasiones.

Se han vuelto más receptivos y desenvueltos, lo cual los lleva a participar en grupos con más frecuencia.

Llega así el momento en que se les puede solicitar mayor cooperación de su parte en la escuela y en el hogar.

Deben reconocerse en la participación grupal, saber que sus opiniones no son las únicas válidas y por ello, percatarse de que sus compañeros y familiares pueden aportar una gran riqueza a su vida.

El respeto hacia las opiniones de los niños, estimulará sin duda el desarrollo de juicios críticos propios, si no independientes del todo de la subjetividad, sí basados en parte, en procedimientos lógicos de razonamiento.

REFERENCIAS.

Fernández Editores (MR). Características de los niños de 4 y 5 años (s.f). Recuperado el 28 de noviembre de 2013, de http://www.tareasya.com.mx/index.php?option=com_content&view=article&id=3612:Caracter%C3%ADsticas-de-los-ni%C3%B1os-de-4-y-5%20a%C3%B1os&catid=493:maestrodeexcelenciaactualizateeducacionpreescolar&Itemid=370

Fernández Editores (MR). Características de los niños y las niñas de Educación Primaria (s.f). Recuperado el 28 de noviembre de 2013, de http://www.tareasya.com.mx/index.php?option=com_content&view=article&id=3574:Caracter%C3%ADsticas-de-los-ni%C3%B1os-y-las-ni%C3%B1as-de-Educaci%C3%B3n-Primaria&catid=495:Maestrodeexcelencia,Actual%C3%ADzate:Laeducacionprimaria&Itemid=373
Full transcript